Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
18º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Firmas y Blogs
Carmen Muñoz
Carmen Muñoz
Espabilen señores que la vida es muy corta y cuando menos lo piensen la han perdido inútilmente

25 de julio, día de Santiago,  patrón de España. Hijo de Zebedeo y  hermano de San Juan Evangelista (autor del cuarto de los evangelios) es uno de los doce apóstoles. Se dedicó a predicar difundiendo el cristianismo en occidente. Una tradición no documentada dice que Santiago viajó a Hispania por  encargo del mismo Jesucristo  y como Éste ya había sido crucificado, se le apareció la Virgen María en Zaragoza en el lugar donde se levanta hoy día la Basílica del Pilar. Murió decapitado por Herodes Agripa (único apóstol cuyo martirio aparece recogido en los Hechos de los Apóstoles). 


Se cree que fue el primer apóstol martirizado. Según otra tradición,  llegó hasta Galicia y fue enterrado cerca de Padrón donde se levantó un templo en el siglo IX. Se realizaban desde entonces numerosas peregrinaciones por el camino que realizó Santiago y entorno a ese templo y a las peregrinaciones encaminadas a él, surgió la ciudad de Santiago de Compostela.


En 1630 el papa Urbano VIII declaró al apóstol Santiago único patrón de España. Fue tenido por patrono de la reconquista cristiana de la Península Ibérica contra el Islam y desanimado por tantos contratiempos que estaba sufriendo para evangelizar  Hispania, se le apareció  la Virgen María sobre un pilar quién le animó a seguir adelante y le hizo la promesa, que todavía se mantiene, por la que mientras estuviera ese pilar en pie, habría verdaderos discípulos de su Hijo en España  (según explicó el P. José María Bordetas, capellán de la Virgen del Pilar y encargado de esta imagen. Convirtiéndose así en Patronos y Símbolos Nacionales de España. Quiere esto decir que llevamos 12 siglos celebrando nuestra tradiciones y viviendo bajo el amparo cristiano de nuestros ancestros.


Quedándonos en nuestros últimos siglos hemos convivido felices, sin problemas con las creencias de cada uno, con las libertades individuales sin presiones políticas de ningún partido gobernante fuese del color que fuese. Pero hete aquí que llegó el actual Gobierno y sin comerlo ni beberlo ni pedir consenso a ningún otro, empieza a acometer una serie de aberraciones constitucionales, privación de libertades tanto individual como institucional, derogación de valores fundamentales para una convivencia pacífica, etc., y todo ello bajo el opaco paraguas del oportunismo demagogo.


¿Piensan que por quitar elementos religiosos, cuyos símbolos invitan a la reflexión y nos hacen recordar nuestros orígenes, van a prostituir la historia? Pues ni la religiosa ni la política. La pena es que teniendo una historia tan rica como la nuestra con tantos evangelizadores, aguerridos conquistadores, buenos políticos, literatos, pintores, fuerzas armadas, cuerpos de seguridad, etc.,  personas todas ellas orgullosas de ser españoles y por defender su honor y dignidad han llegado a dar su vida muchos de ellos, las generaciones presentes y futuras, por culpa del mal hacer de los políticos de turno, ignoren todo ello y solo sepan valorar el enriquecimiento rápido pasando por alto la dignidad personal, la ética y moral que deben existir en toda persona y mucho más en los, que se dicen, representantes de la sociedad. El triunfo de la mediocridad existente actualmente en la sociedad, hace que la clase política a la que pertenecen sea igualmente mediocre, con lo cual es la pescadilla que se muerde la cola.


La historia no se puede escribir al albur de unos incompetentes falsificando la tozuda realidad. Es la que es o la que fue, guste o no guste. Su conocimiento sirve para potenciar lo que fue bueno y no cometer los mismos errores del pasado. Lo que pasa es que mientras no se remedie la vasta incultura que nos rodea, las personas que por su cuenta quieran salir de la supina ignorancia, que por desgracia no suelen ser muchas, se privarán de un conocimiento global de la historia de su país y del engrandecimiento de su propio espíritu.


El poseer una amplia cultura te hace más libre y con poder deductivo para hacer con conocimiento de causa lo mejor para cada cual y por consiguiente para la sociedad en la que vive. Eso es precisamente lo que estos políticos no quieren que se tenga para poder manejar a su antojo una sociedad de borregos incompetentes.


Espabilen señores que la vida es muy corta y cuando menos lo piensen la han perdido inútilmente.

Artículos del autor

“El precio de desentenderse de la política, es el ser gobernado por los peores hombres” Platón. Filósofo griego. Se cree que nació entre los años 428-427 a.C. y murió sobre el año 347 a.C. Fue discípulo de Sócrates  y maestro de Aristóteles.

Confieso que esta vez me ha costado trabajo sentarme a escribir sobre una estupidez, porque considero que dar pábulo a un sin sentido es intentar  dar credibilidad e  importancia a algo que no la tiene y a mi esas cosas me provocan como menos, ronchas, por no decir otras cosas.

Veamos, hoy miles de mujeres vociferaran por las calles que puedan o no puedan, desobedeciendo las numerosas voces que aconsejan no reunirse en multitud para de nuevo evitar los numerosos contagios y fallecimientos que tuvieron lugar el mismo día del año pasado, pues aún sabiéndolo los miembros del gobierno, prefirieron dar rienda suelta a sus ideologías que preservar la salud de los ciudadanos.

Las personas que han vivido el miedo que conlleva una guerra, la incertidumbre de una postguerra, la esperanza de ver poco a poco resurgir el país con un sistema educativo universal, veraz y obligatorio para todos los niños, con una economía en auge y una clase media fortalecida, ven todo lo que está pasando de forma muy diferente, más responsable, con una mayor resignación, propia de personas forjadas en un mundo en el que han sobrevivido a todo tipo de problemas y disfrutado más tarde de todo lo beneficioso y productivo que se generó.

Un gobierno que hace leyes con premeditación y alevosía, sin escuchar la voz ciudadana, ni a partidos de la oposición, ni a responsables del concepto de dicha ley, solo a un grupo de personas, que son minoría dentro del país, en las que se apoya el presidente para continuar en el poder y que él solo ha elegido, no el sufragio electoral, está destruyendo todo lo que durante décadas se había, creíamos, consolidado.

El español (cuyo origen es el latín) se puede considerar el tercer idioma más hablado del mundo y quizás sea el más rico como lenguaje en cuanto a fonética, palabras e interpretaciones. En su gramática se distinguen tres géneros, femenino, masculino y neutro.

No tenemos remedio. La falta de conocimientos, el desinterés por conocer la historia, el desencanto, la impericia, el no pensar a la hora del voto y hacerlo por impulsos y tantas cosas más, son las que han propiciado tener el peor gobierno en la peor época de nuestra democracia.

Me gusta empezar los escritos con algo un poco light para irme adentrando poco a poco en materia e hincar el diente en lo que más me atormente, me apasione o simplemente tenga ganas de escribir sobre ello.  En esta ocasión va a  ser diferente porque utilizando un símil taurino voy a entrar al trapo en pase de pecho y en redondo.

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris