Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
19º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Perú   Fujimori   Fujimorismo   Presos  

​Fujimori sigue preso

Se confirma nuestro planteo de que era posible contener la ejecución del fallo del TC con una medida especial. Ahora la CIDH puede anular esa sentencia
Isaac Bigio
sábado, 2 de abril de 2022, 11:06 h (CET)

Se confirma nuestro planteo de que era posible contener la ejecución del fallo del TC con una medida especial. Ahora la CIDH puede anular esa sentencia. Ello también podría desencadenar un proceso contra varios magistrados del TC por prevaricato, abuso de autoridad o violar la ley y la constitución.


El miércoles 30 de marzo la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) obligó al Estado peruano a que no suelte a Alberto Fujimori hasta que esta resuelva las observaciones de varios familiares de las víctimas de su dictadura.


Esto ha caído como una bomba a los Fujimori, a sus abogados y a los medios que les siguen o apoyan, quienes, como El Comercio, dijeron previamente que "en cuestión de horas" el patriarca de esa familia iba a ser excarcelado. Por una rara ironía, ese día no quedó libre este viejo zorro de la política peruana, sino el popular zorrito Run Run.


Mientras el Tribunal Constitucional (TC) emitió una sentencia favorable al indulto a Fujimori el jueves 17 de marzo, sin convocar a las partes, sin tomar en cuenta a las resoluciones de la Corte Penal (por lo que esta o el juez de ejecución pudo haberse eximido de soltar al preso hasta que estas sean analizadas por el TC) y a puerta cerrada (evitando ser televisados), para el vienes 1 de abril a las 2pm la CIDH ha de tener una audiencia pública invitando a todas las partes.


TC golpeado


Cuando el grueso de los medios y también el ministro de salud Héctor Condori (buscando evitar que los fujimoristas lo saquen de su puesto) pedían que se resignase a acatar el fallo del TC, este analista casi a diario hizo columnas o videos en los cuales explicaba que sí era posible contener la ejecución de esta sentencia. Una de las posibilidades, sostuve, era solicitar a la CIDH una medida especial de urgencia, algo que se ha dado.


Pedro Castillo también pudo haber apelado a una resolución presidencial para anular un indulto presidencial previo (caso Crousillat), pero a él le conviene que la CIDH haya sido quien detenga la excarcelación, pues así él no aparece en el ojo de la tormenta o como alguien quien interfiere en un pleito judicial.


Lo más probable es que la CIDH acepte dejar sin efecto el fallo del TC o que cuestione a este por incumplir la sentencia previa de dicha corte. Esto, debido a que el TC no tomó en cuenta los estándares que la CIDH o las Naciones Unidas exigen para indultar presos, pues estos no alcanzan a quienes, como Fujimori, han cometido crímenes de lesa humanidad. El exdictador tampoco nunca han mostrado arrepentimiento ni ha perdido perdón por sus actos o ha pagado los gastos de reparación. El CIDH también podía aprobar mandar un equipo multidisciplinario para ver la salud de Fujimori.


Keiko


El expremier Héctor Valer ha tenido una posición contradictoria. Por un lado, acusó al jefe de la bancada de RP con la cual él llegó al Congreso, Jorge Montoya, de cometer "burradas" al no entender que la OEA puede supervisar el pleno parlamentario, y de otra parte,  cuestionó la "injerencia extranjera" en el caso Fujimori. Ello demuestra que el nuevo jefe de la bancada de Perú Democrático no ha roto del todo con su pasado ultraderechista.


Keiko Fujimori ha pedido que se aplique el fallo del TC. Además, ha dicho que los derechos humanos de su padre son vulnerados y que la CIDH es ideológicamente sesgada. Esto es como mirarse en el espejo, pues fue la dictadura, en la que ella fue la Primera Dama, la que peores abusos hizo a los derechos humanos en la historia peruana de por lo menos de los últimos 2/3 de siglo. El TC, encima, tiene una mayoría fujimorista gracias a contar con un Presidente, Augusto Ferrero, que inclinó con su voto dirimente el fallo en favor de Fujimori. Esto, cuando muchos pidieron que Ferrero se inhiba, pues él fue electo para el TC en 2018 tras reunirse previamente con Keiko y lograr el apoyo de sus 73 congresistas de entonces, él ha tenido cargos políticos durante la dictadura fujimorista y él fue en 2011 el último candidato a la vicepresidencia por Cambio 90 (el partido fundado por Fujimori para llevarlo al poder e implementar su autogolpe y autocracia) y una alianza con connotados políticos corruptos y de derecha dura (la cabeza de dicha plancha era Luis Castañeda, quien fuese condenado por robos siendo alcalde de Lima).


Tanto en las Américas como en Europa hay jurados continentales que sirven como la última instancia; los cuales tienen la ventaja sobre las judicaturas nacionales en que no tienen tantos intereses o están tan envuelto en los problemas de su propio país y también están delimitados por claros parámetros.


Keiko le ha echado la culpa a Castillo por cualquier problema que le pudiese ocurrir a la salud de su papá, pero la cárcel de lujo que él tiene es la mejor del país y la única con atención médica especial las 24 horas. Recordemos que Keiko anteriormente chocó con su hermano Kenji porque no quiso que PPK libere a su padre a fin de que él no le haga sombra en el manejo unipersonal de Fuerza Popular, que ella -por eso mismo- expulsó y quiso sentenciar a Kenji, y que antes ella aceptó remplazar a su madre como Primera Dama sabiendo que a Susana Higushi su esposo la había secuestrado, torturado y electrocutado por denunciar corrupción de los hermanos de Fujimori.


Fujimori, por su parte, pudiese querer mejorar su imagen ante la CIDH si pide perdón o paga los más de 50 millones de soles por reparaciones (algo que no es mucho considerando los más de 20 mil millones de soles que él y sus allegados robaron al tesoro nacional).


Perú 3 - Fujimori 0


En nuestra columna de ayer (que escribimos antes de conocer el dictamen de la CIDH) planteamos que había que golear al golpismo. En 3 días se ha logrado un 3 a 0. El lunes 28 se dio un doble gol al evitar la segunda vacancia. El martes 29 la selección entró al repechaje pues el apoyo popular a esta ha crecido a medida que Keiko ha dejado de querer apropiarse de su camiseta. El miércoles 30 la CIDH le ha puesto tarjeta amarilla al TC.


Ahora se trata de preparar plantear una tarjeta roja a los magistrados fujimoristas del TC. La bancarrota del TC debe demostrar la necesidad de abolir esta institución, cerrar este Congreso e ir pronto a una nueva Constituyente.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Las dos caras de Sánchez

A los españoles nos muestra diariamente su verdadera cara

Pedro no es Petro

En ambos países bolivarianos, una serie de previas protestas ayudaron a fortalecer a estas candidaturas que se reclaman "del pueblo"

PL no es PH

Nunca antes el partido que ganó las dos rondas presidenciales se ha quedado sin nadie en su dupla presidencial y sin el 60% de sus congresistas

¿Es inevitable el triunfo republicano en EEUU?

Caso de producirse la victoria de Trump en el 2024, representará el comienzo de una forma de Gobierno orwelliano

Modos y maneras

Los duendes de ahora son peores y tienen nombres y apellidos
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris