Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
18º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Trabajo   Currículum   Empleo  

​El gran error

​Ésta era una columna que procuraba criticar al gobierno. Intentaba, de paso, ofrecer algo de música nueva….quizás mi mayor error haya sido ofrecer más lentejas de las que puedo abarcar
Eduardo Cassano
@EduardoCassano
martes, 28 de abril de 2020, 08:46 h (CET)

Acabo de llegar a casa. He sacado a pasear a los tres hijos que no tengo y al llegar estaba sonando la primera canción no sé por qué ni recordaba, ‘Mi héroe’, de Antonio Orozco. Ni siquiera voy a analizar la letra, simplemente la estoy disfrutando.

Hoy tuve un día movido. Primero me llamó mi abogado para pedirme documentación y después, sorprendentemente, una vieja amiga de la que ya creí muerta en Madrid, tras preguntarle sin respuesta qué tal al principio de la pandemia. Resulta que estaba saliendo en una entrevista de televisión, explicando cómo sobrevive una madre de tres hijos contra el coronavirus… y necesitaba que la viera.

Ahora que lo escribo, me hace gracia. Es curioso cumplir hoy lo que le dije a ella en el último mail de cortesía que le escribí. La vida tiene sus ironías, y también tiene a gente que engulle desinfectante si te lo pide tu presidente.

Pero aquí tenemos suerte, Pedro Sánchez es más tolerante. Y Pablo Iglesias aún más, que por compartir su mascarilla con los más necesitados él va sin ella al supermercado. Tenemos un Gobierno que no nos lo merecemos, lo critican demasiado.

Solo soy un ciudadano más, de esos que se han pasado la vida intentando hacer las cosas bien. De los que han trabajado lo mejor posible, allí donde le han dejado trabajar. No he vivido de ayudas, he sobrevivido de lentejas cuando ha hecho falta… y a mucha honra, y gusto.

Uno procura estar más o menos al día de la actualidad, del contador de muertos, de tener un mejor o peor día en función de la cantidad de muertos que anuncia cada día Fernando Simón a eso de las 11:30h. Y particularmente esta semana, en la que van a empezar a registrarse los casos de la primera irresponsabilidad de Pedro Sánchez y su Gobierno, uno desayuna con más angustia de lo normal.

El gran error ha sido, como se ha comprobado, ha sido dar manga ancha a los niños. Y digo que se ha comprobado por la irresponsabilidad de los padres, que salen con la familia completa y sin respetar distancia alguna. Escenarios como los de la Barceloneta, son lamentables. Nos cansaremos de criticar al gobierno, pero no tenemos ningún tipo de sentido común ni autocrítica. Me pregunto qué pasará dentro de 15 días, cuando empecemos a ver cómo sube el pico de contagios.

No tengo ni idea de cómo se lo monta Anita y sus 3 hijos, que parece una serie de televisión, para sobrevivir. Y digo que no tengo idea porque hasta hoy no supe que sigue viva. Supongo que al ser tan pequeños ninguno se pelea por el arte y disfrute de fregar los platos.

Habrá que mirar el lado positivo, el 2 de mayo podremos salir a pasar y hacer deporte. Entre eso, y lo de dejar salir a los niños pequeños durante 1 hora al día (sin control alguno), yo no acabo de entender cuál es el fin de esta cuarentena. ¿Exactamente, con qué te pueden multar ahora si sales a la calle?

Lo dicho, el gran error –ojalá me equivoque- es no respetar los tiempos. Y ahora no era tiempo de dar manga ancha, por lo que nos vamos a arrepentir. Pero si de algo no se puede arrepentir nadie es de la música; y particularmente del piano, mi instrumento favorito.

La primera vez que escuché el nombre de James Rhodes me sonó a chino. Después escuché su ‘Etude for the Left Hand Op. 36’ y lo he puesto siempre como si no hubiera un mañana. Más tarde me interesé por su historia personal, lo he recomendado y aunque sigo siendo el bicho raro, me encanta.

Sé que me he desviado del tema, que lo que os gusta es la carnaza y la crítica. Pero a mí me gusta explicaros que además de James Rhodes también existe LP, una cantante estadounidense magnífica que desconoce prácticamente todo el público español y cuyo dueto –en condiciones normales- causaría un gran impacto. Ahí lo dejo, como idea, como recuerdo de lo que pudo ser y no paso, o sí. Si alguien con cierta influencia pudiera hacer algo por un James Rhodes feat LP… ni os imagináis lo que sé que pasaría.

Mi vida ahora está más enfocada en buscar un nuevo trabajo, con un jefe al que no le huelan los sobacos y que no sea un gilipollas aunque se empeñe en parecerlo; yo creo que con eso ya conozco a quién podría aceptar una de esas ofertas a las que te apuntas, junto a otros tipos que se parecen a ti y buscan a un mismo gilipollas que le contrate.

Se supone que en una entrevista de trabajo uno debe llamar de usted al otro, o tratarlo de simpático aunque no lo parezca. Pero normalmente te mandan a personal de segundo grado, nadie que esté arriba ni tampoco implicado abajo; personas con trabajo, igual de jodidas que estás tú.

A mí me encantan esas personas. Suelen ser de las que todo les da absolutamente igual. Y te lo dicen con la mirada y el gesto. Si les caes bien, tienes el cielo ganado. Y yo que no caigo bien casi nunca, les adormezco con música como a esos tontos que se les da un lápiz y juegan.

El gran error es vivir de palabras. He visto morir a Luis Eduardo Aute en silencio y me cuesta soportarlo; ‘Sin tu latido’ fue una gran referencia para mí. El truco de seguir vivos, que dirán los que viven y vieron morir también a Enrique Urquijo o Antonio Vega, es seguir cantando.

Vivir, no era necesario. Ése es un buen epitafio a quien se le ocurra juntar mis cosas. Encontrará también la canción de James Rhodes feat LP ‘Lost On You (para los incultos de mierda, que dicho así quizás parezca un poco pasivo-agresivo, pero si has llegado hasta aquí seguro que vas a tomarte unos minutos de tu vida, sea la que sea, para escuchar esta simple canción y dejarte llevar).


No existe esa canción, aún. Sé que sería la gran canción… esa explosividad mutua. Insisto, James Rhodes + LP será, porque lo acabará siendo, una bomba musical.

Pero mañana seguiréis ahí los gilipollas, los que os dicen ‘sal y contrata a gente’.

Y te encuentras a personas como yo, que cuando le preguntas por tu último trabajo yo le pregunto por su último despido: ¿Por qué su empresa rota tanto de personal? Son preguntas que nadie, en paro, se hace ni mucho menos plantea. Ni la empresa responde.

A mí me han contratado de esa forma varias veces, demostrando lo inútiles que son. ¿Cuántas personas competentes puede haber en una misma empresa que lleva publicando ese anuncio durante varios meses sin pretender que nadie se dé cuenta?


El gran error no es de la empresa, es del inútil de recursos humanos. Y de su jefe.

No quiero llamar gilipollas a muchas más personas hoy, máxime si tienen algún posible interés en entrevistarme. Creo que lo de James Rhodes no podría quitarlo nunca de mi CV. Es un conmigo o sin mí.

Aquí seguimos, buscando trabajo. Un día de estos contaré cómo me libré de una empresa de nazis… Lucas y Javier, padre e hijo de VOX. Parecían simpáticos en la entrevista… pero ¿ves? Falta eso, saber quién hay cuando dices quién eres al entrevistarte; y debí preguntar si eran nazis, pero se me olvidó.

Ésta era una columna que procuraba criticar al gobierno. Intentaba, de paso, ofrecer algo de música nueva….quizás mi mayor error haya sido ofrecer más lentejas de las que puedo abarcar.

PD: A esa chica que está ahora mismo mirando mi CV… (guiño). ¿A que parezco un tipo majo?



Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

¿Y si gana la derecha en las próximas Elecciones Generales?

Podríamos asistir al triunfo de la nueva CEDA representada por PP y Vox (previa absorción de los restos del naufragio de Ciudadanos)

En la recta final

​A lo largo de la vida vemos lejana la vejez. Los avatares de la misma y la propia senectud nos descubren, inesperadamente, la realidad de los hechos

Ha llevado a la cárcel

Juan García, Cáceres

'Talibania fiscal'

Ángel Morillo Triviño

Satanás se infiltró en la Iglesia

Jaime Fomperosa Aparicio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris