Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
18º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Fútbol
Etiquetas:   PRIMERA DIVISIÓN-JORNADA 12  

Atlético-Athletic: Un paso más cerca del sueño (2-0)

Villa y Costa, goleadores
Daniel Sanabria
domingo, 3 de noviembre de 2013, 19:28 h (CET)
Ficha técnica
2-Atlético de Madrid: Courtois (3); Juanfran (3), Miranda (3), Godín (3), Filipe (2); Gabi (3), Tiago (2), Koke (2), Adrián (2); Diego Costa (3), Villa (3).

0-Athletic de Bilbao: Iraizoz (3); Iraola (1), Laporte (0), Gurpegui (1), Balenziaga (1); San José (1), Mikel Rico (1); Muniain (1), Beñat (1), De Marcos (1); Aduriz (0).

Cambios: En el Atlético de Madrid Raúl García (2) por Adrián (min.70), Cebolla Rodríguez (1) por Villa (min.82) y en el Athletic Erik Moran (0) por Balenziaga (min.36), Susaeta (2) por Beñat (min.53) y Albizua (1) por Laporte (min.68).

Goles: 1-0 David Villa (min.32); 2-0 Diego Costa (min.40).

Árbitro: Teixeira Vitienes (colegio cántabro) (1). En los locales amonestó con cartulina amarilla a Miranda (5’), Godín (22’), Diego Costa (74’) y Raúl García (75’), y en los visitantes a Iraola (26’), Muniain (43’) y expulsó a Erik Moran (63’ y 78’).

Incidencias: 55.000 espectadores en el estadio Vicente Calderón. Terreno de juego en buenas condiciones. Día de las Peñas. Partido de Liga correspondiente a la duodécima jornada.

Datos destacables
Lo mejor: Villa, enchufado
El ariete asturiano volvió a ofrecer su mejor versión. Metió gol y tuvo buenas ocasiones.

Lo peor: Lesión de Balenziaga
El futbolista bilbaíno tuvo que retirarse en el primer tiempo por un esguince en su tobillo izquierdo. Pendiete de evolución.

El dato: 3.141 puntos
Son los puntos que suma el Atlético de Madrid en la Clasificación Histórica de la Liga tras la victoria de hoy.
Daniel Sanabria / Enviado al Vicente Calderón 

David Villa y Diego Costa ya son la pareja más letal del campeonato. Y la más rentable. Costaron cinco millones de euros (1 Costa, 4 Villa), una vigésima parte de lo que pagó el Madrid por Bale. Entre ambos suman 19 goles, y 33 puntos. Unos datos demoledores para el mejor Atlético de la historia, estadísticamente hablando. Por juego, se puede discutir. ¿Aspirante al título? A nadie ya le quedan dudas, sí.

Compañeros de club, rivales por el nueve de la Roja, entre los dos se bastaron para derrotar a un rival que, por alma y corazón, siempre da mala espina, pero que por juego, está lejos de su mejor versión. Y eso que el Athletic es un equipo con jugones: Beñat, Ander Herrera, Susaeta… Pero sobre el campo solo existió la dupla ofensiva del Atleti. Villa y Costa se encargaron de todo. 

Primero fue el Guaje, que por tercera jornada consecutiva vio puerta (algo que no sucedía desde hace dos años y medio). Los síntomas de resurección de Villa empiezan a ser evidentes. Cada vez se parece más a aquel futbolista que enamoró a todo un país. Agazapado en el área, esperando su oportunidad, enganchó de volea un balón llovido tras un remate fallido de Diego Costa. Iraizoz la vio pasar. Uno a cero. 

Hasta entonces el Atlético había ofrecido poco. El Athletic era quien tenía la posesión del balón, pero no le dio uso ninguno. El Atlético la tenía menos, pero sabía qué hacer con ella. Vamos, lo habitual. Y entonces apareció Diego Costa. El brasileño convertido a español perdonó la primera que tuvo, cruzándola demasiado. La segunda no. Balón largo, recorte a su par y disparo raso al fondo de la red. Gol estándar. 

En el Calderón era el día de las Peñas y el Manzanares fue una fiesta. Lleno absoluto para ver la undécima victoria rojiblanca en doce jornadas, un dato histórico del que solo tres equipos pueden presumir. En la grada la gente se divertía y sobre el campo Diego Costa y Villa seguían a lo suyo. El tercero pudo llegar de penalti, si el colegiado hubiera visto una mano clara de San José. 

Los minutos corrían y el insaciable Atleti quería el tercero. La tuvo Adrián, que sigue buscando su sitio, y también Raúl García, quien entró en sustitución de Villa (ovacionadísimo), pero un inspirado Iraizoz evitó una derrota más abultada. 

Mientras, al Athletic se le acumulaban los problemas: lesión de Balenziaga y expulsión de Erik Moran. La remontada sonaba a utopía para un equipo que asusta la mitad cuando no juega en San Mamés. Muniain pudo dar emoción al final, pero desperdició la única ocasión clara de su equipo. 

La undécima victoria del Atlético en Liga fue similar a las diez anteriores: lucha, disciplina, concentración, intensidad y espíritu. Cualidades que el Cholo ha infundido a una plantilla que se está exprimiendo sobre el campo. Alguien dijo una vez que el fútbol es un estado de ánimo. Debe llevar razón. En el Atlético ese estado se llama alegría.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

El City doblega al United para jugar la final de Copa

Guardiola se verá las caras con un viejo conocido como José Mourinho, entrenador de un Tottenham que el martes sacó su billete a la final tras derrotar (2-0) al Brentford

Simeone: "Si estamos el año que viene nos tocará buscar soluciones"

Simeone desveló que el cambio en el tramo final de Joao Félix por Soriano fue porque el portugués estaba tocado en un tobillo

Las lesiones aumentarán un 30% en la Bundesliga por la corta pausa invernal

La sobrecarga física causará desafortunadamente a algunos jugadores "serios problemas de salud en los próximos meses", aseguró Froböse

Cristiano Ronaldo, Pep Guardiola y el Real Madrid, los mejores del siglo en los Globe Soccer Awards

​Esta tradicional gala del fútbol, con la presencia del presidente de la FIFA, Gianni Infantino, entregó por primera vez los premios al siglo, para reconocer los últimos 20 años

Zidane: "Benzema es determinante, no es solo gol"

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris