Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
18º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Junta de Andalucía   socialistas   Administraciones   Contratos   Auditoría   Andalucía  

Administraciones paralelas y lelos

A mi juicio, todas estas barbaridades se crearon, como verdaderas mafias para “colocar” a los suyos y eternizarse en el poder
Gabriel Muñoz Cascos
sábado, 31 de julio de 2021, 10:36 h (CET)

Por las noticias que nos van llegando a través de los medios de comunicación social, nos vamos enterando en estos días, con pelos y señales (pero con muchos años de retraso) de las tropelías de todo orden que cometieron los gerifaltes de la Junta de Andalucía en sus treinta y siete años de gobiernos socialistas. Son las conclusiones de las 54 auditorías, desarrolladas en más de seis mil folios, que el actual gobierno de la Junta ha encargado -a consultoras externas- para averiguar lo ocurrido en ese oscuro periplo de ideología chavista, griñanista y susanista. 


Los pelos se ponen de punta al leer, por ejemplo, cómo con el sistema de esas Administraciones Paralelas “se permitía contratar a dedo y cobrar tres veces más por hacer el mismo trabajo que en las consejerías”. O que “en el año 2018 había 92 organismos (que se componían de: 10 agencias administrativas, 18 agencias públicas empresariales (3 de régimen especial),16 consorcios, 23 fundaciones y 22 sociedades mercantiles), con 28.443 trabajadores en nómina y 66 convenios colectivos diferentes”. Según dicen los auditores, “se trataba de una estructura desproporcionada, poco operativa, con duplicidad de funciones, que incrementaba el gasto público debido a su baja eficiencia”. 


A mi juicio, todas estas barbaridades se crearon, como verdaderas mafias para “colocar” a los suyos y eternizarse en el poder. Todos recordamos lo de “dinero para asar vacas”, las “mariscadas pantagruélicas”, y hasta los 32.566 euros que el director de una Fundación se gastó en prostíbulos y en su declaración señaló que estaban dentro del capítulo de “relaciones institucionales”. ¡Menudas relaciones! 


Por eso, para mí, a estas organizaciones no hay que llamarlas Administraciones Paralelas sino “Para lelas y lelos”. Porque así hemos sido las personas que hemos aguantado a esta gentuza casi cuarenta años. ¡Y, para más “inri”, presumiendo de honradez! ¿De cuanto más nos tendremos que enterar todavía?

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

De traición en traición

La trayectoria de Pedro Sánchez, desde que llegó torticeramente a la presidencia del Gobierno, está envuelta de todas las trapisondas e ilegalidades conocidas

Fátima, Rusia y la Legión de María

Jaime Fomperosa Aparicio, Santander

De la importancia de rogativas y procesiones cuando la necesidad arrecia

Josefa Romo, Valladolid

​La desprotección

JD Mez Madrid, Gerona

Te veo engolado

Pedro García, Gerona
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris