Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Internacional   ONG   -   Sección:   Opinión

ONG fantoches, desde Paraguay al Sahara Occidental

En todas partes se cuecen habas, y las malversaciones de las ONG fantasmas son un buen ejemplo
Luis Agüero Wagner
@Dreyfusard
miércoles, 27 de enero de 2016, 09:17 h (CET)
Hace pocas semanas una manifestación tuvo lugar en la capital del Sáhara Occidental, donde una multitud de nacionalistas marroquíes salieron a las calles a pedir la salida de la MINURSO de Marruecos.

La Misión de Naciones Unidas para el referéndum en el Sahara Occidental (MINURSO - es un acrónimo en francés: "Mission des Nations Unies pour l'Organisation d'un Référendum au Sahara Occidental") es una misión de pacificación de las Naciones Unidas, establecida en 1991 para observar el alto el fuego y organizar un referéndum entre el pueblo saharaui que determine el futuro estatus del territorio del Sahara Occidental a través del Derecho de Autodeterminación, en base al censo español de 1974.

Quienes dicen defender la “causa saharaui” pretenden identificarse con la izquierda, pero sin embargo, el principal apuntalador de su “lucha” dista mucho de ser un referente de esa corriente.

Frank Ruddy, ideólogo de la MINURSO, fue una persona claramente alineada con el Partido Republicano. Entre los numerosos puestos de responsabilidad que desempeñó se pueden citar: Administrador adjunto de la USAID (US Agency for International Development) que es la Agencia de Cooperación Internacional de los Estados Unidos (1981-1985), condenada en muchos países por su papel injerencista. También fue embajador de Estados Unidos en Guinea Ecuatorial nombrado nada más y nada menos que por Ronald Reagan (1985-1988).

Hace ya casi cuatro décadas, el premio Cervantes Juan Goytisolo citaba al arabista español Serafín Fanjul, quien refiriéndose a los líderes saharauis afirmaba que “No hay que ser grandes observadores para constatar que el Polisario proporciona, a precio muy barato, una pancarta izquierdista e cara a la galería de unas bases que piden radicalización y encuentran moderadísimas actitudes en el orden español interno…Es útil hablar de las metralletas que esgrimen los otros mientras se aguarda el maná que viene de Europa Central”.

No hace falta mencionar lo mucho que las ONG que lucran perpetuando la tragedia de los pueblos del Sáhara Occidental deben a Frank Ruddy, y no lo ocultaron cuando falleció el 7 de mayo de 2014. Una legión de activistas del Frente Polisario dedicaron sendos panegíricos a la personalidad fallecida, a pesar de tratrase de un notorio personero de la ultraderecha de Estados Unidos.

Un caso parecido se da con la izquierda paraguaya, que entre sus apuntaladores nada más y nada menos que al célebre Cabo Cason.

En Paraguay, llamó la atención que las ONGs recibieran fuertes donaciones a partir de la llegada al país del embajador James Cason, un conocido desestabilizador apadrinado por Otto Reich.

Hoy que todo ha decantado, muchos siguen diciendo que se produjo un supuesto "triunfo de la izquierda" con el obispo Fernando Lugo en el 2008, aunque sin explicar cómo en un gobierno de ese signo la totalidad de los integrantes del gabinete provenían del sector de las ONGs derechistas financiadas por la embajada norteamericana. Por dar ejemplos, pueden citarse entre ellos a Gloria Rubín (referente en Paraguay del NED y la CIA), Camilo Soares (beneficiario de fondos de IAF y NED, favorecido del gobierno de George W. Bush) Rafael Filizzola (signatario de acuerdos con Alvaro Uribe a instancias de la ex operadora del plan Colombia Liliana Ayalde), Karina Rodríguez (de la Casa de la Juventud, que recibió 127 mil dólares de la Inter American Foundation), ahora envuelta en un escándalo por corrupción a poco de ser nombrada en la Municipalidad de Asunción.

Todo parece indicar que estamos ante una curiosa coincidencia, la de exponentes de la ultraderecha del partido republicano de Estados Unidos fogoneando el protagonismo de ONG corruptas que lucran con la realidad social del Tercer Mundo, y que bajo un ropaje seudo izquierdista responden a la más reaccionaria y rancia derecha.

Cervantes dice en el Quijote que en todas casas se cuecen habas, y en la mía a calderadas, dando a entender que en nuestro ámbito los problemas son tan graves o peores que en otros.

El papel de James Cason y Frank Ruddy, en Paraguay y en el Sáhara Occidental, es una buena muestra de ello.
Comentarios
sam 18/mar/16    19:04 h.
Honesto Hosein 29/ene/16    11:03 h.
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

La prueba de las banderas, ya innecesaria

J. LLano, Madrid

Nosotros estamos en lo cierto y ellos equivocados

G. Seisdedos, Valladolid

El nacionalcatolicismo, la póliza especializada

A. Alonso, Madrid

Democracia es mucho más que poner urnas

M. Palacios, Lleida

La tribu como autodefensa

V. Rodríguez, Zaragona
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris