Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Firmas y Blogs
Luis Agüero Wagner
Luis Agüero Wagner
Las autoridades de relaciones exteriores del Reino de España, piden descartar como destino Argelia por la inestabilidad reinante y otras amenazas

Es sabido que notables de la historia española como Hernán Cortés, Miguel de Cervantes y el emperador Carlos V, entre otros, se sintieron alguna vez atraídos por Argelia. Cervantes la visitó más de una vez por voluntad propia, además de los años en que estuvo cautivo allí, y Cortés buscó reeditar la conquista del imperio azteca en el Magreb perdiendo su fortuna en el empeño.

Aunque hoy Argelia no es un destino turístico prioritario para los españoles, el Ministerio de Asuntos Exteriores, Union Europea y de Cooperación español recomienda a los españoles evitar viajes a los campamentos saharauis de Tinduf, considerando la inestabilidad y el incremento de grupos radicales en esa región.

En sus publicaciones digitales, las autoridades españolas advierten del peligro para desplazarse por dicha zona, mencionando además la inestabilidad reinante en el norte de Mali, y las zonas de Argelia fronterizas con Niger, Tunez, la Kabilia, Libia y Mauritania.

Sin duda los campamentos de Tinduf constituyen el destino más riesgoso para los españoles, por los habituales secuestros. En varias oportunidades, españoles han visitado el lugar y las autoridades no les han permitido regresar.

Las condiciones represivas del lugar son una afrenta a los tiempos que corren, dado que una banda armada tiene orden de arrestar e interrogar a cualquier disidente dentro de los mismos campamentos.

Luego de una intensa presión internacional, un par de semanas atrás fueron liberados tres opositores al esquema de dominación imperante. Dos blogueros y activistas políticos saharauis, Mulay Abba Buzeid y Mahmud Zeidan, fueron puestos en libertad junto al español Fadel Breica. Todos ellos habían sido apresados por disentir con las autoridades, y relataron haber sufrido apremios físicos y psicológicos en las mazmorras del líder del Polisario, Brahim Ghali.

Ghali encabeza un grupo separatista inspirado y sufragado por Argelia, que fracasó en lograr la independencia de una región del sur marroquí, aunque hoy sobreviva como aparato de propaganda para captar ayuda internacional que termina grotescamente malversada. Este grupo separatista es responsable de las condiciones infrahumanas que prevalecen en los campamentos de Tinduf.

La Unión europea ha publicado datos donde detalla que son falseados desde los datos demográficos de la población que vive allí, hasta el destino de los alimentos que son donados para ser consumidos en ese lugar.

A toda resolución razonable, la dirigencia del grupo ha realizado objeciones y sumado reclamos inaceptables, con el evidente objetivo de seguir lucrando con la cada vez más escasa ayuda internacional.

Sin dudas, advertencias como la realizada por las autoridades de relaciones exteriores de España, son síntomas que para la farsa en el otrora Sahara español, es tiempo de abrir un epílogo. LAW

Artículos del autor

El Reino de Marruecos sigue asombrando al mundo con sus conquistas, y en fechas recientes lo han hecho las autoridades municipales de Alhucemas.

Fiel a sus objetivos de asimilar el Reino de Marruecos a la modernidad, el Rey Mohammed VI expuso hoy, en su discurso oficial, sus planes de fortalecer las comunicaciones que unen distintas regiones de su país con el ancestral territorio del Sahara. Recuperar las provincias del sur, dijo el Rey, cambió el mapa ubicando muy al norte a la capital, Rabat, haciendo de Agadir un centro geográfico a mitad de camino entre Tanger y el Sahara marroquí.

Francisco Franco Bahamonde fue por casi cuatro décadas fue caudillo de España por la gracia de Dios. Fue también el último gobernante español que acomplejado por encabezar un imperio decadente, enfatizó su investidura con una “guardia mora” y creyó liderar una cruzada para complacencia de Dios.

Nunca olvido un debate, años atrás, en el que recordé a un historiador que el Imperio del Brasil era una monarquía europea reinante en América, cuando el Emperador Pedro II decidió devastar moral y materialmente el Paraguay en una guerra que casi acabó con su exterminio, en 1870.

Sin embargo, hasta hoy ningún científico ha podido explicar cómo llegaron hasta el presente y todavía habitan ciertas zonas del desierto los dinosaurios políticos del Frente Polisario, que siguen enriqueciendo la fauna del Magreb junto a contrabandistas, traficantes de armas, malversadores de ayuda humanitaria, radicales islámicos y otras especies afines que aunque en vías de extinción, integran la biodiversidad de esas latitudes.Aunque hace tiempo es conocido que la ayuda humanitaria que llega de Europa a Orán, y de allí viaja a los campamentos de Tinduf queda en un alto porcentaje o es adulterada con productos de menor calidad en el camino, el comisariato político dominante en los campamentos -pero dominada por Argel- sigue intentando tapar el sol con los dedos Con ese empeño ha desatado una ola represiva sin precedentes, acusando de traición a diestra y siniestra.

Hace unos días se produjo un cismático movimiento en el círculo íntimo del presidente de Estados Unidos, quien optó por deshacerse de un molesto asesor en materia de seguridad y nombrar un sucesor.

Más raro todavía puede resultar que el referente de populismo, hasta quien retroceden en el tiempo para buscar similitudes con el fenómeno republicano de Donald Trump, es un político de izquierdas que enfrentó al mismo Rockefeller, llegando a defender la causa del Paraguay en la guerra del Chaco.Los latinoamericanos, que no necesitamos retroceder ocho décadas para encontrar en nuestra propia historia paradigmas de populismo, solo podemos sorprendernos al ver a los estadounidenses incurrir con tanta ligereza en un discurso que siempre señalaron , a través de sus poderosas embajadas, como una terrible y perjudicial palabrería.También cabe preguntarse qué sucederá por estas latitudes con aquellos que hablan de erradicar el populismo, ahora que según los mismos analistas, se ha contaminado la misma Meca a la que rinden pleitesía.En Paraguay muchos siguen esperando que las autoridades sigan el ejemplo de su modelo del norte.

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris