Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
16º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Salud
Etiquetas:   Vejez   Físico   Ejercicio  

Las desventajas socioeconómicas reducen la función física en la vejez

Hay diferencia en esperanza de vida y calidad de la vejez
Francisco Acedo
@Acedotor
miércoles, 28 de marzo de 2018, 07:39 h (CET)

Un bajo nivel socioeconómico está vinculado a un deterioro en la calidad del envejecimiento equivalente a una pérdida de entre cuatro y siete años de buena salud física a los 60 años. Esta es la conclusión de un estudio publicado en la publicación científica BMJ y realizado por LIFEPATH, proyecto financiado por la Comisión Europea.


De él se desprende que los hombres de 60 años con un estatus económico más bajo (por ejemplo, ocupaciones manuales) tienen la misma velocidad al caminar que los hombres de 66,6 años con un nivel económico más alto (por ejemplo, ocupaciones no manuales). Calculado la velocidad media al caminar, estos resultados suponen una pérdida de 6.6 años de buena función física. Las mujeres perdieron 4.6 años, una disminución más pequeña pero aún relevante.


Este impacto negativo fue comparable al provocado por otros factores de riesgo importantes. A los 60 años, una actividad física insuficiente provoca una pérdida de 5,7 años de una buena salud física en los hombres y 5,4 en las mujeres, mientras que la reducción por obesidad fue de 5,1 para los hombres y 7,5 para mujeres. La pérdida atribuida a la diabetes es, respectivamente, 5,6 y 6,3. El efecto de otros factores de riesgo como la hipertensión (2,3 y 3 años) y el consumo de tabaco (3 y 0,7 años perdidos) es notablemente menor.


"Nuestro estudio ha añadido más evidencias sobre el importante efecto de riesgo que tienen las malas circunstancias sociales y económicas, que pueden afectar seriamente a nuestro envejecimiento saludable", dice Silvia Stringhini, investigadora del Hospital Universitario de Lausana en Suiza y autora principal del estudio. "Estudios previos han demostrado que los diferentes factores de riesgo, incluidas las condiciones socioeconómicas desfavorables, tienden a agruparse en las mismas personas. Sin embargo, nuestros resultados sugieren que la asociación entre un estatus ocupacional bajo con el funcionamiento físico no siempre ha de estar relacionada con otros factores de riesgo".


Una investigación mundial de países de bajos y altos ingresos, incluyendo España

Los investigadores de LIFEPATH analizaron los datos de 37 estudios compuestos por un total de 109,107 hombres y mujeres con edades comprendidas entre 45 y 90 años. Se han analizado datos de 24 países de Europa, América del Norte, América Latina, África y Asia, incluyendo España. Utilizaron la velocidad al caminar como un indicador de la función física, ya que ésta disminuye con la edad y es un buen predictor de supervivencia, ingreso hospitalario y deterioro cognitivo. Para evaluar la condición socioeconómica de los participantes se ha recopilado durante el estudio la información de su último título ocupacional.


"Otro hallazgo relevante fue la diferencia entre los países de altos ingresos y los países de ingresos bajos y medios, puesto que los primeros muestran un mayor número de años de buena salud física perdidos debido a las desventajas socioeconómicas", dice Paolo Vineis, profesor en el Imperial College of London y líder del proyecto LIFEPATH. "Esto podría deberse a las diferencias regionales en el patrón social de los principales factores de riesgo, como la inactividad física, la obesidad y la diabetes".


Evidencia para la creación de estrategias y políticas de salud innovadoras

Las políticas actuales de salud global están dirigidas a los factores de riesgo de salud establecidos, como el tabaquismo y la inactividad física. El impacto negativo de estos factores se evalúa principalmente utilizando parámetros como la mortalidad, mientras que medidas más amplias de bienestar como la función física han recibido menos atención hasta el momento.


"No debemos limitar nuestro análisis solamente a la esperanza de vida, sino también tenemos que tener en cuenta la calidad de nuestro envejecimiento", dice Mika Kivimaki, profesor del University College of London. "Al centrarnos en el envejecimiento saludable y el bienestar funcional, nuestro objetivo es proporcionar una mayor evidencia en favor de políticas de salud más amplias que lidien con la adversidad socioeconómica, además de contra los factores de riesgo estándar".

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

​Hasta un 90% de las que lo padecen podrían estar sin diagnosticar

Aunque las razones de la aparición de esta enfermedad aún no están claras, hasta en un 50-60% de los casos existe algún tipo de patrón familiar

El número de muertos por COVID-19 en EE.UU. se acerca a 200.000

La congresista Jahana Hayes, la primera mujer afroestadounidense en representar al estado de Connecticut en el Congreso

Siete de cada diez españoles sufre algún problema en los pies

Muchas dolencias podales derivan en insomnio, dolor de cabeza, espalda y cuello

La apnea del sueño afecta al 14% de los hombres y al 7% de las mujeres en España

Muchos pacientes rechazan estas terapias o no cumplen de forma continuada con el tratamiento. Lo que supone que aproximadamente el 50% de los pacientes no tienen un tratamiento eficaz

La OMS advierte sobre las “alarmantes” tasas de transmisión de coronavirus en toda Europa

El organismo internacional afirma que el aumento refleja no solo la realización de mayor cantidad de pruebas de diagnóstico, sino también alarmantes tasas de propagación comunitaria en todo el continente
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris