Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
18º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Nacional
    

López reforma Presidencia con una estructura casi idéntica y las mismas las competencias de Redondo

Agencias
@DiarioSigloXXI
martes, 27 de julio de 2021, 12:37 h (CET)

MADRID, 27 (SERVIMEDIA)


El director de Gabinete del presidente del Gobierno, Óscar López, mantiene en esta nueva etapa del Ejecutivo el grueso de la estructura que había desarrollado en Presidencia del Gobierno su antecesor, Ivan Redondo, y mantiene las mismas competencias que éste tenía como primer secretario de Estado del Gobierno.


Así consta en el real decreto que publica este martes el Boletín Oficial del Estado (BOE) con la reestructuración de Presidencia del Gobierno, recogido por Servimedia, donde se mantiene el grueso de competencias y unidades que había hasta ahora, y se refuerza el perfil de ‘análisis’ al elevar la dependencia directa de López de la Unidad de Análisis y Estudios que antes recaía en el director adjunto del Gabinete.


Sus funciones seguirán siendo la de “proporcionar” al presidente del Gobierno la información “política y técnica” que resulte necesaria para el ejercicio de sus funciones, así como asesorarlo en todas las materias y “conocer los programas, planes y actividades de los distintos departamentos ministeriales, con el fin de facilitar al presidente del Gobierno la coordinación de la acción del Gobierno”.


Si bien, cambia la redacción de algunas de las funciones y consta que el Gabinete de Presidencia ahora deberá “conocer las políticas y programas públicos adoptados y desarrollados por los gobiernos de las comunidades autónomas a fin de facilitar la cooperación y la cogobernanza en todas aquellas materias que demanden acción concurrente y concertada”; “facilitar la comunicación con la ciudadanía y atender y dar respuesta a todas aquellas sugerencias, quejas e informaciones que se dirijan al presidente del Gobierno”; y “asistir al presidente del Gobierno en los asuntos relacionados con la Política Nacional, la Política Internacional y la Política Económica”. Mientras que en el anterior decreto se decía de manera más genérica en lo concerniente a asuntos relacionados con la Política Nacional, la Política Internacional y la Política Económica.


Entre las novedades que introdujo Redondo y que López ha mantenido está la Oficina Nacional de Prospectiva y Estrategia de País a Largo Plazo de la que salió la proyección ‘España 2050’ que presentó el presidente Pedro Sánchez hace un par de meses.


En esta visión de análisis, la nueva estructura establece que el Departamento de Análisis y Estudios dependerá ahora directamente del director de Gabinete.


La novedad de López se deja ver en la supresión de la Vicesecretaría General, dentro de la secretaría General de Presidencia, y de todos los órganos de la que ella colgaban. Así como la eliminación del departamento de Asuntos Nacionales dependiente del Adjunto a Gabinete y en el que se estudiaban las acciones de Educación, Ciencia y Cultura; Igualdad y Políticas Sociales; Justicia e Interior, Transición Justa y Medio Rural; Transportes Vivienda y Consumo; así como otra de Asuntos Políticos que se dedicaban a comunicación con los ciudadanos, y al mensaje.


La nueva estructura oficializa la entrada en el Comité de Dirección de Presidencia de la directora de Gabinete de López, Sonia Sánchez -cuyo nombramiento se publica también hoy el BOE- y del secretario general de Asuntos Económicos y G-20, Manuel De la Rocha, quién ya acudía en la anterior etapa en calidad de invitado.


Por tanto, siguen dependiendo del director de Gabinete, la secretaría general de Presidencia, que ahora ostenta Francisco Martín; la dirección adjunta del Gabinete de Presidencia, que asume Llanos Castellanos, ambos con rango de subsecretario de Estado, mismo rango y dependencia que también tiene De la Rocha. También los directores generales al frente del Departamento de Seguridad Nacional, de la Oficina de Prospectiva y del Departamento de Análisis y Estudios.


En resumen, con el nuevo decreto, según apuntan desde La Moncloa, el Gabinete mantiene las mismas competencias, pero aligera la estructura para hacerlo más operativo con la reducción de algunos departamentos.


Así, se eliminan tres direcciones generales, dos subdirecciones generales, tres departamentos y dos unidades. Además de cambiar algunos nombres y algunas dependencias para clarificar la funciones, por lo que se reduce el número de altos cargos de 26 a 23, manteniendo la estructura con dos secretarios de Estados y solo tres directores generales menos.


SECRETARÍA COMUNICACIÓN


De Gabinete continúa la dependencia de la Secretaría de Estado de Comunicación, al frente de la que ahora está Frances Vallés, nombrado el pasado Consejo de Ministros en sustitución de Miguel Ángel Oliver.


En Comunicación se mantiene básicamente la misma estructura de ahora al incluir el departamento de Información Económica- que llevaba meses vacantes- dentro de las competencias del de Información Nacional. De tal manera que la Secretaría de Estado de Comunicación tiene cuatro directores generales para liderar los departamentos de: Información Nacional, Información Internacional, Información Económica y Digital.


En la nueva estructura de Presidencia del Gobierno se mantiene la dependencia directa del presidente del Gobierno del Alto Comisionado para la lucha contra la pobreza infantil, al frente del que está Ernesto Gasco, y el Alto Comisionado para España Nación Emprendedora, que lidera Francisco Polo.


Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris