Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Artículo opinión  

¿Fernando Lugo financiado por Grupo Criminal?

No sólo la mafia que maneja los medios y los narcos tienen vínculos en la penumbra con el cura Fernando Lugo
Luis Agüero Wagner
@Dreyfusard
miércoles, 23 de noviembre de 2011, 08:06 h (CET)

Dickens escribió que el número de malhechores no autoriza el crimen, pero en Paraguay no sólo el número abultado de ellos lo autoriza, sino también sus fuertes tentáculos en el gobierno.

La confesión por escrito de un integrante del EPP de que el grupo guerrillero –o criminal, como prefiere llamarlo el gobierno del cura Fernando Lugo- financió con fuertes sumas en dólares la campaña del “obispo de los pobres” conmocionó la semana paraguaya y devolvió al tapete el recurrente tema de las sospechas de un entendimiento oculto entre el gobierno y los insurgentes.

La persona que envió el mensaje con la revelación a un medio de prensa firmó con el seudónimo de Germán Aguayo, nombre del primer combatiente caído del EPP, en una refriega acaecida el 16 de julio de 2003 en Sanguina Cué, San Pedro, en el cual fue detenida Carmen Villalba.

De acuerdo a la fuente, el guerrillero Oscar Luis Benítez habría facilitado cien mil dólares del grupo para la campaña arzobispal, para luego ser expulsado de las filas rebeldes.

Tanto Lugo como sus principales esbirros han demostrado desde su engañosa incursión en la política que no tienen escrúpulos para aceptar dinero venga de quien venga.  En momentos en que los respaldaba toda la prensa anti-imperialista de la izquierda latinoamericana, grupos como Tekojoja o Pmas no tenían inhibiciones para recibir fuertes sumas de USAID y la embajada norteamericana a través de las ONG Gestión Local y Casa de la Juventud.

Un buen ejemplo es Camilo Soares, ex ministro de Emergencia, fue administrador de fondos de IAF, USAID, y viajó a congresos pagados por la NED antes de convertirse en “guevarista” y recibir financiación del gobierno bolivariano de Venezuela.

Ahora sale a la luz que los mismos guerrilleros a los cuales el gobierno de Lugo persiguió a sangre y fuego con ayuda de Alvaro Uribe y la embajada norteamericana ordenando torturas y ejecuciones extrajudiciales, así como detenciones arbitrarias, resultaron ser financistas de su campaña.

Probando lo improbable

Conocedor del grado de politización y corrupción imperantes en el poder Judicial, un cercano colaborador del cura se apresuró a exigir que se presenten “documentos” sobre la supuesta financiación recibida por Lugo de parte de un grupo criminal, como si una confesión por escrito no entrara en esa categoría.

De hecho, en el país más corrupto del mundo donde hasta los resultados de ADN se adulteran por unas cuantas vacas para la estancia,  la forma más fácil de desmentir una acusación es exigir que ésta se pruebe.  En el Paraguay, es más probable que un denunciante resulte tras las rejas antes que el denunciado pague sus culpas.

Por lo general, los jueces son amigos del poder que es lo mismo que decir de los criminales.

Algunos tienen el decoro de reconocerlo, como el ministro Luis María Benítez Riera, quien se inhibió en el expediente de la demanda por paternidad irresponsable que Hortensia Morán presentó contra el cura presidente Fernando Lugo.

Al mismo tiempo, en otro sonado escándalo del gobierno luguista el abogado responsable de fraguar las pruebas de ADN que se encuentran en entredicho, aparece como uno de los grandes beneficiarios del luguismo, con multimillonarios sueldos en importantes oficinas públicas conexas con la ganadería.
Como lo sentenció Baudelaire, ni el crimen ni el amor pueden consumarse sin cómplice.

La gloria del Crimen

Jorge Luis Borges criticaba la superficialidad del género policial afirmando que en verdad nos crímenes no se resolvían por razonamientos, sino por delaciones.

A medida que el gobierno de Lugo va tocando a su fin, los delatores deseosos de acomodarse con el próximo mandamás van develando todos los entretelones de una gran estafa política que fue acompañada por el manejo deshonesto de la administración pública.

En el Paraguay, abusar del poder y cometer crímenes desde la alta autoridad es una norma que equivale a consolidar la gloria.

Ya lo advirtió el filósofo rumano Emil Michel Cioran, el crimen en plena gloria consolida la autoridad por el miedo sagrado que inspira.

Noticias relacionadas

Teresa Lozano, nada ligera (y II)

Son los viejos instantes, las pérdidas, las ausencias y las certezas de que el hombre está solo

El protocolo de la investidura del presidente del Gobierno

El acto de investidura es la condición previa a superar antes de tomar posesión del cargo

Se acelera el cambio

Parece que el cambio climático y el calentamiento global ya están causando graves problemas. La desertización de amplias zonas del planeta avanza a pasos agigantados

“La Iglesia católica no es extranjera”

Carlos Navarro, Castellón

Escuchar a los empresarios de Cataluña

Valentín Abelenda Carrillo, Tarragona
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris