Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Artículo opinión   -   Sección:   Opinión

Hugo Chávez y la izquierda pueden esperar

Luis Agüero Wagner
Luis Agüero Wagner
@Dreyfusard
sábado, 7 de agosto de 2010, 13:12 h (CET)
Es difícil decir quién nos hace en la vida más daño, si nuestros enemigos con su peor intención o nuestros amigos con la mejor, y el gobierno venezolano encabezado por Hugo Chavez lo confirma en estos días en que sus enemigos han logrado aislarlo de varios de sus supuestos aliados ideológicos.

Una nueva muestra del mal negocio realizado por la izquierda bolivariana al promocionar al inepto cura con hijos Fernando Lugo, se consumó ayer en el Congreso paraguayo, donde los adherentes al gobierno arzobispal no fueron capaces de articular una fuerza parlamentaria que apruebe la adhesión paraguaya al UNASUR.

El Senado de Paraguay resolvió "posponer por tiempo indeterminado" el tratamiento del estudio del Tratado Constitutivo de la Unasur, con lo que queda en suspenso el ingreso de ese país al organismo regional.

La postergación de la discusión fue considerada como un duro revés para el cura Fernando Lugo y los senadores que apoyan la adhesión de Paraguay, pues en días anteriores varios senadores oficialistas habían afirmado contar con el voto de 23 de los 45 senadores que conforman el cuerpo legislativo.

El rechazo es consecuencia sobre todo de la poca convicción e incapacidad del cura y sus adherentes parlamentarios para obtener los votos en favor de la Unión Sudamericana.

DEBATE ENTRE AUTISTAS
La presencia del presidente Hugo Chávez sigue siendo el principal pretexto para impedir el ingreso al Mercosur, incluso en un sector del cogobernante Partido Liberal Radical Auténtico, que tiene al vicepresidente de la República, Federico Franco, como punta de lanza en el rechazo al ingreso de Venezuela "mientras esté Chávez".

También el Partido Colorado varió su posición, dado que de mantener excelentes relaciones con Chávez en tiempos del presidente Nicanor Duarte Frutos, esgrime el rechazo a Venezuela como medio de presión a Lugo.

El partido Unace, liderado por el general retirado Lino Oviedo, es el tercer grupo parlamentario del Senado con nueve representantes y, podría votar a favor siempre que logre sellar algunos acuerdos con el gobierno.

Asimismo, el influyente diario asunceño ABC Color, conocido por sus vinculaciones con la embajada norteamericana y el National Endowment for Democracy, editorializó el jueves su oposición al bloque político y afirmó que "el sesgo ideológico (de izquierda) de la Unasur es insoslayable", a pesar de no estar aún vigente.

La Unasur, cuyo Tratado Constitutivo se firmó en Brasilia el 23 de mayo de 2008, no está aún en funcionamiento pleno pues necesita la ratificación de nueve de los 12 países que decidieron su conformación.

Hasta ahora, sólo los congresos de seis naciones aprobaron la constitución de la Unión: Argentina, Bolivia, Ecuador, Guyana, Perú y Venezuela en tanto que no lo han hecho aún, además de Paraguay, Paraguay, Brasil, Chile, Colombia, Uruguay y Surinam.

El breve debate sobre las dos mociones puso de manifiesto el principal obstáculo por el cual la oposición está en desacuerdo con la adhesión de Paraguay al Unasur: el presidente de Venezuela, Hugo Chávez y la supuesta "actitud antidemocrática" del mandatario venezolano.

INCUMPLIMIENTO DE PROMESAS, MÁS CONFLICTOS

Pero no sólo Chávez ve sus aspiraciones postergadas con el cura Fernando Lugo. Los sindicatos de Acepar y de la Educación, siguen en pie de guerra con el gobierno por incumplimiento de acuerdos. Los indígenas, esperan en la intemperie y con frío polar en las calles céntricas de Asunción, por alguna ayuda de un gobierno que se promocionó como indigenista.
Paralelamente, Menonitas denunciaron que campesinos armados ingresaron a su propiedad y coaccionaron al personal para que abandonen el lugar.
La propiedad se encuentra en Río Verde y es una de las tierras reclamadas por los desesperados campesinos, abandonados a su suerte por el gobierno del cura Fernando Lugo.
Tanto los indígenas como los campesinos deambulan por el pais expuestos al frío y sin nada que consumir, pese a que el cura había prometido priorizar a estos sectores durante su falaz proselitismo.

MAS SOBREFACTURACIONES
La corrupción se ha vuelto una constante en el manejo del dinero público por parte de los funcionarios del gobierno luguista, al punto que hasta se han denuncia robos en la misma presidencia de la república. El secretario de Lugo, Miguel López Perito, el mismo ex obispo y otros ministros, aparecieron involucrados en un intento de estafa al estado en una compra de tierras sobrefacturadas.
El ministro de Emergencias Camilo Soares se encuentra procesado por sobrefacturación y no puede ingresar a su oficina.
Por si fuera poco, la prensa paraguaya revela hoy una posible sobrefacturación en la línea de 500 kV que el gobierno luguista mendiga a Brasil de US$ 224 millones.
Una obra de similares características para la interconexión entre Uruguay y Brasil tiene un presupuesto de US$ 331 millones, mientras que el proyecto de Itaipú ronda los US$ 555 millones.
El primer plan de la ANDE, si embargo, establecía un monto cercano al uruguayo.

VICE MINISTRO ABOGA POR MONSANTO
Por si fuera poco la cacería de izquierdistas que lleva adelante el ministerio del interior, en el marco de sus acuerdos con el gobierno de Colombia y con ayuda norteamericana, el neoliberalismo rampante de la administración que ya se apoderó de los peajes y las rutas, pretende pasar a manos privadas los aeropuertos.

Otro alto funcionario del gobierno arzobispal de Fernando Lugo abogó en favor de las grandes empresas imperialistas esta semana, en un seminario, defendiendo los productos genéticamente modificados.
El viceministro de Agricultura, Andrés Wehrle, declaró que, por sentido común, es imposible estar en contra del avance de la biotecnología, más específicamente contra las semillas transgénicas.

El seminario, curiosamente, había sido organizado por ambientalistas opuestos a los transgénicos, todos ellos partidarios del gobierno del cura Fernando Lugo, aglutinados en una ONG fantasma llamada Alter Vida.

Ya a principios de su gobierno el cura Fernando Lugo una amenaza de movilización de los productores logró dejar sin efecto una ley que protegía a los campesinos de los agrotóxicos que son utilizados indiscriminadamente por los sojeros en el país, aún algunos que se encuentran en desuso o prohibidos en Europa y Estados Unidos.

Una por una así, todas las bellas promesas del cura, se rindieron ante el primer escollo en el camino y las malezas fueron creciendo en la ruta.

Dijo alguna vez Otto von Bismark que cuando alguien dice estar de acuerdo, en principio, en hacer algo, quiere decir que no tiene la menor intención de hacerlo. El gobierno arzobispal del Paraguay, encabezado por Fernando Lugo, parece confirmar esa norma con todas las letras.

Noticias relacionadas

Velocidad de la alegría

Necesitamos agilidad mental para el cultivo y disfrute de la alegría crítica y constructiva

En busca del bien común

D. Martínez, Burgos

La Diagonal, inutilizable

M. Llopis, Barcelona

Su misión somos todos

P. Piqueras, Girona

Problemática implantación del Artículo 155

J. Cruz, Málaga
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris