Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Las drogas, un problema también en la construcción

Jesús Domingo Martínez (Gerona)
Redacción
jueves, 27 de septiembre de 2007, 11:52 h (CET)
Los datos de la encuesta realizada por UGT sobre los accidentes laborales, más del 60% de los trabajadores de la construcción reconocen que alguna vez han trabajado bajo los efectos de las drogas, me han vuelto a hacer pensar en el problema que se nos avecina. Pienso que es aquí donde las a las administraciones han de mostrar más imaginación, compromiso y madurez.

Y es que hoy acceder a las drogas no es un problema para los jóvenes. Antes al contrario, parece que por poco dinero está al alcance de muchos bolsillos. Tal vez por eso España se ha convertido en el primer consumidor de cocaína.

Una de las causas, según los especialistas, es que los jóvenes buscan "hacer lo que hacen sus amigos", ya que la adolescencia es una lucha interior entre el niño que es y el adulto que quiere llegar a ser. Por ello, los límites los empiezan a cuestionar entre los 12 y 13 años, consumiendo drogas por imitar a los amigos. Además, su percepción de riesgo es baja, y si las nuevas sensaciones no las encuentran en otros ámbitos, la familia o de ocio como el deporte, "es fácil que prueben las drogas". No es extraño que muchos continúen cuando ya son profesionales.

Desgraciadamente es un hecho que hoy las sustancias estupefacientes están por todas partes, también en la construcción, y los adolescentes pueden acceder a ellas sin necesidad de dar muchas vueltas. Esta es la razón principal por la que el consumo de drogas haya aumentado en los últimos años, especialmente en España donde lo ha hecho de manera preocupante.

Para intentar evitar esto es necesaria una labor conjunta entre las Administraciones, los padres y los educadores, además de transmitir a los jóvenes valores permanentes capaces de llenar el vacío que puede producir una adolescencia violenta. Ni EpC ni el control en restaurantes parece que serán la solución. ¿No les parece que deberíamos pedir más imaginación y compromiso a las administraciones? ¿Dónde está el Ministro de Sanidad?

Noticias relacionadas

El respeto como exigencia armónica

Necesitamos avivar el lenguaje de la consideración y del respeto

Ética de Pedro Abelardo

Fue un extraordinario pensador y dialéctico

Montados en la misma burra

Albert Boadella ha sabido dar una ejemplar lección a quienes rociaban con sal los sarmientos de la convivencia

Burla burlando van más de 3200 empresas huidas de Cataluña

“El arte de la economía consiste en considerar los efectos más remotos de cualquier acto o política y no meramente sus consecuencias inmediatas; en calcular las repercusiones de tal política no sobre un grupo, sino sobre todos los sectores.” Henry Hazlitt

Es hora de decir la verdad

“Quienes alcanzan el poder con demagogia terminan haciéndole pagar al país un precio muy caro”. Adolfo Suárez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris