Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Cultura
Etiquetas:   Dídac Flores   Entrevista   Teatro  

“Estoy contento de llevar once años teniendo un sueldo cada mes y viviendo de este trabajo”

Entrevista al actor Dídac Flores
Teresa Berengueras
@berealsina
lunes, 4 de noviembre de 2019, 09:20 h (CET)

Lighuen Desanto


Está trabajando en el teatro Borràs de Barcelona con la obra “Muerte en el Nilo” un clásico de Ágata Christie, ¿Qué papel interpreta?

Aunque es un clásico de Ágata Christie, Víctor Conde, el director, ha querido darle una visión más contemporánea añadiendo música, piano y voz. Yo toco el piano e interpreto un personaje. Quien canta es Paula que interpreta a la criada de la chica rica que viaja en el barco.

¿Qué tipos de pieza interpreta?

El director ha escogido música estándar del jazz, algunas dadas a conocer por Gershwin y otros, son cinco canciones muy conocidas, después hay temas musicales, de los que me encargo personalmente, sin voz, tan sólo música. Improviso, siempre sobre unos patrones que tengo pensados, fruto de estar representado esta obra a lo largo de un año por diversos escenarios de España, durante seis meses hicimos temporada en Madrid, esta experiencia hace que ya sepa lo que, el director, desee que toque en cada momento. Cada día es diferente, no hay partitura escrita, todo es de cosecha propia.

¿Su personaje, de nuevo cuño, qué papel tiene?

Se llama Smith, es un gran defensor de la clase trabajadora y está en el crucero por el Nilo reivindicando a los de su clase y a la clase social más baja. No quiero hacer un spoiler, por lo tanto no diré si es el asesino.

Ágata Christie, en esta obra, narra las vivencias de los pasajeros de un crucero por el Nilo, ¿la inclusión del personaje que usted interpreta es una actualización de la obra?

Todos los pasajeros, excepto mi personaje, son ricos. Ágata Christie, en su obra, habla de la burguesía, y eso es lo que hay en este crucero de lujo donde hay mucho dinero, se comete un asesinato y alguien se lleva el dinero que hay en el barco. Pero no puedo decir mucho más.

¿El público ve con claridad quién es el asesino?

En “Muerte en el Nilo” el espectador sabe quién es el asesino. Ha leído la novela o ha visto la película. La versión que interpretamos es fiel a la novela y a la película, en adaptación de Víctor Conde, con menos personajes de los que aparecen en el texto de la novela y en versión cinematográfica. Ágata Christie tiene la virtud de hacer que olvides quién es el asesino, ves la obra y no te acuerdas, esta autora es muy rebuscada, y esa es la gracia de su obra.

¿Sus padres son músicos, marcó su destino esta circunstancia?

En casa siempre se ha vivido del mundo de la música, cuando la familia está formada por músicos ya conoces el oficio. Empecé a estudiar música a los 4 años, a los 8 fui al Conservatorio de Manresa y a los 19 me gradué, luego entré en el Liceu y me gradué en piano y flauta travesera, a los 17 años empecé a trabajar profesionalmente en un trabajo de gran formato.

¿Estudió danza con Coco Comín?

Sí, porque del 2011 al 2014 estuve en el musical “Grease” y a raíz de ello tuve que aprender a bailar, no lo había hecho nunca, había cantado y hecho teatro, pero no bailar, y durante esos tres años hice danza con Coco, que era la directora del musical.

¿A qué edad comienza a trabajar?

A los 15 años, en verano algunos días y los fines de semana, como pianista en el hotel Bremon de mi pueblo, Cardona. Y a los 17 años entré a TV3 para trabajar con La Trinca, en un programa llamado “Buscant la Trinca” que presentaba Beth Rodergas. El objetivo era presentar una Trinca joven que rodara una película, yo hacia el papel de Josep María Mainat. Fue un boom, y, la verdad, desde aquel programa ya no he parado de trabajar.

¿Qué pasó cuando terminó este programa?

Hicimos una gira por toda Catalunya y Baleares, cantábamos canciones de La Trinca, los conciertos estaban dirigidos por La Trinca y Coco Comín. Hasta hace tres años he compatibilizado estos bolos con mis trabajos habituales, como, por ejemplo “Mar i Cel” donde pedía permiso para hacer los bolos. La Trinca fue mi primer trabajo, y a partir de aquí ya fueron surgiendo otras oportunidades.

¿Cómo surge el espectáculo “Lo tuyo y lo mío”?

Yo tenía una compañía de teatro, en régimen cooperativo, se llamaba “Con un canto en los dientes”. Era director escénico y director musical, “Lo tuyo y lo mío” fue mi primera obra como director musical, Ha funcionado muy bien, el verano pasado la presentamos en Madrid, en el Teatro Lara, y estamos en activo con ella desde el 2013, la estrenamos en el Club Capitol de Barcelona. En esta obra he cantado, tocado el piano y, por primera vez firmaba como director musical.

¿Ha hecho de director musical en otras obras?

Recientemente he producido mi concierto “Desde mi ventana” con mi propia productora, “SuerteEnMiVida Producciones”, escogí este nombre porque en el teatro hace falta mucha suerte y porque soy una persona humilde

¿Cuál es su repertorio?

“Desde mi ventana” contiene piezas de los compositores Benj Pasek y Justin Paul que son los que han creado la música de películas como “La, La, Land” o “The Greatest Showmann”, y obras del musical que aunque aquí no son conocidas sí lo son en Broadway y Londres. De sus canciones he hecho una versión, con arreglos propios y con unos amigos de Madrid hicimos una única sesión allí y otra en Barcelona.

También está trabajando en “El Rey León”

En este musical no hago de actor, soy pianista. Entré el pasado mes de Mayo. El director del espectáculo, Sergi Cuenca, también catalán, que ha hecho muchos musicales, y es el responsable de la música de la Patum de Berga, me vio en “Desde mi ventana” y me llamó para que trabajase con él. En principio entré como asistente de los ensayos debido a algunos cambios en el elenco, con mucha gente nueva procedente de Sudáfrica, y yo me encargaba de tocar el piano en estos ensayos. Ahora compagino “Muerte en el Nilo” con “El Rey León” donde estoy de pianista los fines de semana.

¿Cómo compatibiliza trabajar en dos ciudades distintas?

Es complicado porque tengo que residir en dos ciudades diferentes, Como pianista en el “Rey León” tengo un contrato más flexible, somos cuatro pianistas y el director y la productora permiten que, entre los músicos, nos lo vayamos combinando, ya que entienden que los músicos tenemos otros proyectos, no como los actores cuyo compromiso con la obra es diferente.

¿Después de Barcelona irán con “Muerte en el Nilo” a otras ciudades?

Nos quedan por hacer algunas actuaciones, como Pontevedra y Torrelodones, y algunas otras ciudades que están pendientes, hay programación hasta primeros de enero, pero luego ya veremos. El teatro es muy incierto.

¿Le es fácil vivir del teatro?

Mi padre era saxofonista, tocaba en orquestas y tenía con mi madre su propio dueto, en casa siempre he visto vivir de la música y de alguna forma ya sé que tengo mis posibilidades como músico. Ser actor es diferente a ser músico, un actor tiene más paro que un músico, yo, al hacer las dos cosas, tengo más salidas, en” El Rey León” no hago de actor, soy músico, si no lo fuera probablemente no estaría en esta obra, y quizá estaría en el paro. El teatro es complicado, hay mucha gente con talento y poca oferta, afortunadamente cada día crece la oferta, pero el público es el que es.

Afortunadamente desde el 2008 no he tenido nunca el carnet de paro, es algo insólito, poca gente lo puede decir, soy muy afortunado, un día me tocará, evidentemente, no me llamará nadie, no encontraré ningún personaje, no tendré trabajo, pero hasta hoy, desde 2008 estoy trabajando ininterrumpidamente. También he creado mis propios proyectos, monté una orquesta, y me busco la vida para cuando el teatro no esté en mi camino.

Ahora, “Muerte en el Nilo”, está acabando, ¿tiene ofertas para trabajar en nuevos proyectos?

El teatro y la televisión están en Madrid, Barcelona, en estos momentos, está pasando la travesía del desierto, por eso todos vivimos en Madrid, cuando empecé había más trabajo, ahora Dagoll Dagom se ha extinguido, y suerte tenemos de Àngel Llacer y Manu Guix hacen musicales. Pero el trabajo en los musicales y el teatro es en Madrid. Ofertas para más adelante tengo algunas, pero mientras no se firma el contrato nunca puedes asegurar que tienes ese trabajo.

Cuando acabe “Muerte en el Nilo” tengo algún proyecto en Madrid. Por suerte tengo mi trabajo en “El Rey León” donde tengo firmado un contrato, y éste es un proyecto de continuidad, y es un trabajo que puedo combinar con otros. Soy profesor de repertorio y doy clases privadas. Me busco la vida.

¿En estos momentos es difícil ser catalán y vivir en Madrid?

Nunca he tenido ningún problema, al contrario, los catalanes, en Madrid y en esta profesión, somos muy bien recibidos porque la mayoría somos catalanes, en las series de las televisiones españolas la mayoría de actores que trabajan en las mismas son catalanes.

¿Ha sentido en deseo de volver al mundo del cine?

Rodé, bajo la dirección de Oristrell, “La Trinca, biografía no autorizada”, fue mi primera incursión en el mundo del cine, hice un papel protagonista, pero no he vuelto al mundo del cine. Lo que más me gusta es hacer teatro, el directo, el subir al escenario son actividades que me parecen menos lejanas y frías que el mundo del cine, donde comencé con La Trinca, y aunque el teatro es lo mío no descarto en un futuro hacer cine y televisión. Siempre me he movido en el mundo del escenario y los musicales y mi núcleo de contactos está en este medio.

¿Es necesario un círculo de amistades en Madrid para seguir trabajando?

Es una realidad, como en otros trabajos, cuanto más contactos tienes más posibilidades de poder llegar a otros trabajos. Un bolo lleva a otro bolo, y una actuación o una temporada bien hecha puede traer posibilidades de más trabajos. Mi contacto con Víctor Conde para trabajar en “Muerte en el Nilo” no vino de un casting, sino de alguien que conocía mi trabajo y le dijo que me llamara, lo hizo y comencé a trabajar con él. Esto, muchas veces, va así.

¿Cómo actor tiene alguna lista de objetivos o deseos para llevar a cabo?

Nunca se que contestar a esta pregunta porque no tengo ninguna lista de deseos. Mi objetivo era ser médico, estudie música por inercia y porque me gustaba, pero no esperaba poder ganar dinero y vivir de la profesión de músico. Con el tiempo vas evolucionando como persona y los objetivos van cambiando. Una de las cosas que me hace mucha ilusión es acudir a Eurovisión, bien como autor, músico o corista. Es lo único que tengo en esa lista de objetivos o deseos de la que estamos hablando. Sé que acabaré consiguiéndolo aunque no entra en mis planes diarios, pero algún día puede llegarme esta oportunidad.

Participó en” Tu Cara no me suena”, si habla con Tinet Rovira quizá le llegue la oportunidad eurovisiva

Hice una pachanga en “Tu Cara no me Suena”, no se lo he pedido nunca a Tinet porque, en estos momentos, es algo que tengo pendiente pero sólo lo haré si me llega el momento. En la vida puedes perseguir objetivos pero si no los consigues ya es, muchas veces, suficientemente frustrante este trabajo como para tener un objetivo que no conseguirás nunca. Siempre digo que es mejor ser el número uno entre 300 que el número 300 entre los frustrados. Estoy contento de llevar once años teniendo un sueldo cada mes y viviendo de este trabajo.

Gozó del interés mediático cuando interpretó el papel de Josep Maria Mainat, en La Trinca. ¿Cómo lleva el tema de este tipo de interés de los medios?

En aquel momento desperté un cierto interés en los medios. La gente recuerda aquel programa y me puede reconocer, pero de aquello hace ya diez años. He evolucionado, era casi un niño, y ahora tengo 27 años. El interés mediático existe, generalmente, cuando estás en televisión. En mi caso solo hice una película y estuve en un programa de televisión. Han pasado los años y hoy no supongo ningún interés mediático, que yo esté en una obra en cartel en Barcelona no hará que por mi nombre se vendan más entradas. Eso lo tengo muy claro, aunque hay personas que no asumen esta realidad y su aspiración es ser famosos y centro del interés mediático. Yo quiero tener trabajo, saber qué lugar ocupo en el mismo, cual es mi elemento, ver que es lo que puedes ofrecer y, principalmente, tener un buen psicólogo. 

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Carme Teatre inicia la segunda edición del Cicle Carme Dansa

​El Ciclo, en esta ocasión centrado en las artes del movimiento creadas y dirigidas por mujeres, pretende de nuevo empoderar la danza como disciplina artística “per se”

“En este país el problema más grande es que cuatro empresas tienen el monopolio del teatro”

Entrevista al actor Albert Gracia

“Es difícil escoger un musical porque todos los espectáculos en qué he actuado siempre han sido muy queridos”

Entrevista al actor Joan Vázquez

Crónica V: animar la realidad

Una película que pide ser vista, difundida, comentada, compartida. Aspira y alcanza la transparencia en sus ideas y forma, quitando suavemente velos a lo difuso, escurridizo, mórbido de un terror penetrado en todas las esferas de la vida, al que dota de un contrarrelato de resistencias íntimas

Crónica V: salvajes sin alma

Tener o no tener alma, ser o no ser percibido como humano, como igual, determina si los crímenes cometidos contra un pueblo adquieren el rigor (también lingüístico) de asesinatos, de barbarie, o si el relato se ubica en el control demográfico de especies, digamos, exóticas y peligrosas
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris