Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Reflexión   Política   Cataluña  

¿España debe seguir soportando las bellaquerías de los políticos soberanistas?

Ahora, si la sentencia del TS sobre los independentistas catalanes que acaba de juzgar sale, como está previsto, la semana próxima y no salta la sorpresa con lo que pudiera ser la absolución de todos ellos
Miguel Massanet
viernes, 11 de octubre de 2019, 10:37 h (CET)

Ha llegado un momento en el que los ciudadanos de a pie nos hacemos cruces ante la pasividad del Gobierno, pensamos que, por ser reincidente ya empieza a ser excesiva, demasiado “prudente” cuando no motivada por móviles espurios, cargados de reminiscencias políticas y de intereses partidistas, que parece que se sitúan por encima de lo que se entendería como lo necesario y preceptivo para mantener la defensa de la unidad de la patria española y, muy cerca de aquello que, muchos españoles, empezamos a considerar como una actitud inadmisible de quienes tienen a su cargo el mantener el bienestar de los españoles, procurar la convivencia de todos los pueblos de España y, por encima de cualquier otro propósito, por muy loable que aparentemente sea; cumplir y hacer cumplir la Constitución española, ley fundamental por la que nos regimos los ciudadanos españoles sin que un gobierno, cualquiera que fuere el color político que tenga, pueda excusarse de hacer lo preciso para que se respete y, en su caso, se tomen las medidas adecuadas para que, los que intenten desobedecerla, reciban el correspondiente correctivo, aparte de restaurar el Estado de derecho que pudiera haberse lesionado, principal cometido de las autoridades de la nación.

Ya se ha convertido en algo habitual, una costumbre que parece que, cada vez, cuenta con más adeptos dentro de los políticos catalanes; el que, ya fuere desde el Parlamento de Cataluña, ya partiendo de algunos elementos de la Generalitat catalana o de cualquiera de estas asociaciones netamente independentistas, como el Ómnium Cultural o la ANC, sin olvidarnos de medios de comunicación dependientes de las autoridades catalanistas, tales como TV o Cataluña Radio; salgan quejas, reclamaciones, descalificaciones por parte de sus representantes, empeñados en partir de la base errónea de que, Cataluña, a todos los efectos, ya es una nación independiente que, desde su punto de vista, se rige por sus propias leyes y es soberana en sus relaciones con el resto de España. Desde esta perspectiva es como consideran que, cualquier alusión a la soberanía de España, su Constitución, sus leyes, sus tribunales de justicia, sus autoridades, su policía y Guardia Civil sobre todo el territorio nacional, que pudiera hacer cualquier autoridad de la nación española que se “atreva” a pronunciar algo que signifique afirmación de la soberanía española sobre Cataluña, estando en tierras catalanas, es un “insulto” para los catalanes y Cataluña. Fue el general de la Guardia Civil, en Cataluña, Pedro Garrido quien, a juicio de la tropa independentistas que estaba presente en el acto en el que, el general Garrido, exhortaba a la tropa a cumplir con su deber, haciendo algunas referencias indirectas a los encausados por rebelión pendiente de sentencia y a otras resoluciones que “en el futuro puedan emitir otros tribunales sobre otros hechos relacionados con el proces”, aprovechando la ocasión para alabar “el trabajo de investigación objetivo y riguroso” del instituto armado; refiriéndose de una forma indirecta a la actuación de los “mossos de esquadra” y su jefe, el señor Trapero ( hoy sometido a juicio por su forma de actuar y la de sus hombres durante los hechos que se produjeron en Cataluña con motivo de la celebración del ilegal referendo del 1º de Octubre del 2017) o a las resoluciones del Parlamento catalán respecto a retirar a la Guardia Civil de la comunidad catalana. Como colofón a su arenga, el general Garrido dejó claro para quienes no lo tuvieran, que si fuera necesario “Combatiremos, sin tregua ni pena a los que quieran correr el camino de la independencia por la senda del terror. Lo demostramos hace dos años y lo volveremos a hacer cuando sea necesario”. ¿Hay algo que se pueda considerar delictivo, reprobable, impropio de un general de la guardia Civil o que pudiera ofender a los catalanes que no están dispuestos a transigir con los ataques a la Constitución, la inobservancia de las leyes, la desobediencia a los tribunales de Justicia, las declaraciones del Parlament ofensivas para el Estado español e inconstitucionales, como acaba de declarar el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, incluyendo aquella patochada de rechazo el Jefe del Estado y Rey de España.?

Pues hete aquí que, uno de estos personajillos a los que les ha entrado el demonio del separatismo con especial virulencia, este sujeto, Pedro Aragonés, de ERC, un señor que ya tiene frases lapidarias en su haber, pese al poco tiempo que lleva como vicepresidente de la Generalitat catalana, nos obsequió con el siguiente pensamiento: “Por muy dura que sea una sentencia, el independentismo no desaparecerá”. Parece que ha considerado que defender la unidad de España y decir que la guardia Civil cumplirá con su deber persiguiendo a cualquiera que incumpla las leyes, como sería el caso de que se intentase conseguir la independencia por caminos que no fueran los legales contemplados en nuestra Carta Magna sería ir en contra de la nación catalana” y no, como en realidad es, defender el orden constitucional de la nación española. Huelgan, por absurdas, las cartas de reclamación formulada por la señora Budó pidiendo el cese del general Garrido, dirigidas al actual Gobierno en funciones español.

Sin embargo, para el señor Pere Aragones, vicepresidente de la Generalitat, Garrido y del Director General de la Benemérita, Vicente Azón han insultado a los catalanes. Aragonés ha recriminado además el doble rasero con que, a su entender, actúa la Junta Electoral Central (JEC) cuando reclama neutralidad para el Govern en Catalunya. catalán Pere Aragonés, quien ha calificado de “vergüenza” los discursos de Garrido y del Director General de la Benemérita, Vicente Azón. Aragonés ha recriminado además el doble rasero con que a su entender actúa la Junta Electoral Central (JEC) cuando reclama neutralidad para el Govern en Catalunya.

Ha llegado un punto en este sainete absurdo de las relaciones de Cataluña con el resto de España en el que los papeles se han cambiado y los que se muestran ofendidos, porque España les obliga a mantenerse dentro de la legalidad, son estos presuntos delincuentes catalanes que son los que han desobedecido las leyes españolas y los que están empobreciendo a España y a Cataluña y engañado a los catalanes, haciéndoles creer que son una nación cuando nunca han dejado de ser un condado dependiente de la corona de Aragón. Pero no nos olvidemos de este señor que ha jugado con dos barajas y que ha sido el que más ha favorecido la causa del independentismo al que ha pretendido usar para garantizarse la investidura, como presidente del gobierno de España. Si señores, este político, que ahora va entregando millones a manos llenas para conseguir los votos de los ciudadanos, sabiendo que no va a tener los medios para poder cumplir sus promesas, debido al gran endeudamiento que ya tenemos, a los problemas del “brexit” que nos va a afectar al turismo y a nuestras exportaciones o, por si quedara algo con lo que desmentir sus promesas, todos los entendidos pronostican un estancamiento de la economía, que ya se está notando y que nadie se atreve a pronosticar si no va a acabar siendo una nueva crisis, consecuencia de la complicada situación internacional en la que nos encontramos.

Y es que el señor Pedro Sánchez, nuestro presidente en funciones, todavía no ha negado, categóricamente que no vaya a indultar a los separatistas juzgados en el TS por su participación en el 1.O, de las presuntas penas con las que los pudiera castigar el alto tribunal, si es que se declaran probadas sus respectivas participaciones en los delitos de los que han sido acusados por los fiscales y la acusación particular. No entendemos como, la señora Teresa Cunillera, delegada del Gobierno, perdió literalmente el culo para ir a pedir excusas a la central de los mossos de esquadra por las palabras del general de la Guardia Civil. ¿Cuántas humillaciones más, nos va a hacer aguantar este señor que sería capaz de vender a España sólo para alcanzar el poder?

El día 10 de noviembre tenemos otra cita electoral, la cuarta en los últimos años, una cita que según los planes de Sánchez y su asesor debería ser un paseo militar que le iba a proporcionar 240 escaños, muy por encima de los actuales 123 con los que sigue al frente del ejecutivo. Pero, desde que se convocaron las nuevas elecciones, no parece que las cosas se le hayan puesto fáciles a don Pedro, más bien ha tenido algunas sorpresas que han hecho que dentro del PSOE se hayan disparado las alarmas. Digamos que la presentación de I.Errejón en varias ciudades de España, entre ellas, por los pelos, ha conseguido los avales suficientes para hacerlo en Cataluña, lo que supone una fragmentación más dentro de esta complicada izquierda con la que debe bregar Sánchez, si es que quiere gobernar después de las elecciones, suponiendo que consiga un buen resultado ya que, hasta ahora, nada más se le asigna una ganancia de un escaño. Claro que para Tezanos y su CIS, seguramente los números le darán una victoria para el PSOE que les proporcione una mayoría absoluta. Y es que este señor ya se quitó la careta, aceptando ser socialista, algo que no importaba que dijera ya que sus actos lo venían delatando desde hace tiempo. La previsible bajada de Podemos puede que tenga un mayor efecto si la pérdida de los votos de Podemos, especialmente en demarcaciones pequeñas, pueden decantar votos hacia otros partidos, lo mismo que Ciudadanos y Vox le hicieron perder, en las pasadas elecciones, escaños al PP del señor Casado. A diferencia de los otros líderes, entre ellos el señor Rivera de Ciudadanos, Casado ha sabido inteligentemente cambiar de táctica y ello le viene favoreciendo, hasta el punto de que se le anuncia una importante remontada en los comicios de noviembre.

Ahora, si la sentencia del TS sobre los independentistas catalanes que acaba de juzgar sale, como está previsto, la semana próxima y no salta la sorpresa con lo que pudiera ser la absolución de todos ellos; tendremos ocasión de ver en lo que acaba siendo esta esperada reacción de los soberanistas, especialmente representados por los CDR y los miembros más exaltados de las CUB o de la ANC y el Ómnium Cultural. Es evidente que, en esta ocasión, la labor de los mossos, pese a que parece que están dispuestos a colaborar, no va a condicionar la actuación de los cuerpos de la Policía o la guardia Civil, prevenidos a la vista de su comportamiento en la celebración del referendo ilegal catalán de 1.O en el que traicionaron, con su comportamiento pasivo y tolerante con los votantes, a las fuerzas del orden destacada del resto de España y las acuarteladas en Cataluña.

O así es como, señores, en esta ocasión los ciudadanos vamos a tener ocasión observar la reacción del gobierno de España si, como es de esperar, se producen alborotos en Cataluña en el caso de que haya sentencias condenatorias para los detenidos soberanistas. Una dura prueba para el vendedor de ilusiones, señor Sánchez que, probablemente, va a tener que destaparse ante todos los españoles, según sea su comportamiento en lo que queda de legislatura. No podemos decir que lo sintamos.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Altsasu significa dignidad

“La libertad es un bien común y cuando no participen todos de ella, no serán libres los que se crean tales” (Unamuno)

Trump debe dejar de atacar a la prensa

​“Todo en orden. Nadie fue herido. No hay nadie desaparecido. Está todo muy bien”. Recep Tayyip Erdogan

Lo correcto, la indiferencia

​¿El enemigo número uno del pueblo? Pues mire, el enemigo número uno del pueblo, “políticamente correcto”, es el escarabajo de la patata.

La pobreza extrema es un contradios

En el aniversario del Día Internacional contra la Pobreza

Mochilas de odio y violencia

Sabe que debe mucho al separatismo, al independentismo, al perverso nacionalismo y al grupo proetarra de Bildu; tal vez por eso se siente con las manos atadas
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris