Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Ni éstos ni aquéllos  

¿Qué es la ley? Lo que quiere el juez (Garzón)

Juan Pablo Mañueco
Juan Pablo Mañueco
viernes, 18 de agosto de 2006, 00:55 h (CET)
EL JUEZ GARZÓN, además de autorizar el encuentro de López con Otegui y luego la manifestación de “unos particulares” a la que acudieron todos los amigos de éste, también ha autorizado una conferencia cultural que el pensador Otegui tiene apalabrada en Barcelona y que había prohibido Grande Marlasca.

Ya saben la argumentación racional de Garzón: no es que se hubiera equivocado el concolega de Garzón, no, que eso sería políticamente incorrecto en un juez tan políticamente correcto como Garzón... sino que el juez Grande había hecho “una interpretación extensiva de la ley”, que ahora ha venido a corregir el intenso juez que no quiere dejar de pertenecer a la familia de las garzas reales.

Extensivo, intensivo, estirado, replegado... ¿es un chicle? No. Es la ley. La politiley, se entiende. Que ya se sabe lo que ha sido en toda época: un capricho tensable hacia dentro o hacia fuera por el extensor o el intensor que quiera darle una extensión o una intención... o exactamente las contrarias.

Pura fuerza muscular para tensionar las leyes políticas (esa cosa tan poco legal, científicamente hablando) hacia donde se quiera tensarla: para allí tenerla tendida (tenso o tendido: participios del verbo tender) ante los pies de los césares políticos, que pueden ampliar la carrera del judicante o convertirla en nada...

¿Han entendido los lectores lo que es la ley política...? ¿Lo habrá entendido Garzón, que tan políticamente lo practica...? La Gran Garza que por nada del mundo querría quedarse en Garceta seguro que sí: cuando tocaba ser duro con ETA, duro con ETA; cuando toca abrir la mano, amplias alas... Eso sí que es morfología extensa.

POSDATA. Por lo demás, el juicio racional es éste, aunque obviamente ello no tenga nada que ver con los jueces políticos:

Si Batasuna ha sido ilegalizada, según la legislación vigente, por ser una formación vinculada al terrorismo, sus dirigentes son dirigentes vinculados al terrorismo. Y, desde luego, a Barcelona no les van a llevar por sus grandes dotes para el pensamiento, sino por lo que son y quieren seguir siendo. Puesto que no se arrepienten de nada.

Y, como estoy seguro que todos ustedes han comprendido el argumentario, cabe extraer otra conclusión: a Barcelona, tampoco conviene llevar al juez Garzón... No está dotado para el pensamiento. Porque la otra conclusión que cabe, que estándolo haya dictado la resolución que ha dictado, sería peor... como cualquier perito en leyes –políticas– comprendería, en este peligroso último caso.

Noticias relacionadas

El Gobierno se humilla ante el chantaje del separatismo catalán

“ Un apaciguador es alguien que espera que el cocodrilo se coma a alguien antes que a él” Wiston Churchill

Todos ellos dicen NO al Especismo

A algunos ciudadanos en China: Perros y Gatos también aman sus vidas

Andalucía, una ocasión para la izquierda

​​El ministro de Agricultura, Luis Planas, fue el orador invitado por la Agencia de Noticias Europa Press en su último Desayuno Informativo

Observaciones singulares

No basta con hablar de encuentros, es necesaria una mayor discriminación de los contendios tratados

Mantenerse en sus trece

Es triste contemplar la terquedad y cabezonería de los políticos y su incapacidad de dialogar ni de buscar puntos de encuentro
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris