Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Conflictos y dilemas   -   Sección:   Opinión

El regreso de la monarquía

Francisco Montesano
Francisco Montesano
sábado, 20 de mayo de 2006, 01:39 h (CET)
Es preocupante la relación del presidente Kirschner con la prensa argentina. En sus casi tres años de gobierno no ha concedido una entrevista política, sea esta en un escenario independiente o no. Sus declaraciones prefiere hacerlas en medios televisivos humorísticos o en el salón de prensa de casa de Gobierno, desde un estrado y sin repreguntas.

Mucho más inquietante es la editorial del prestigioso periodista Joaquín Morales Sola del 30 de abril pasado en La Nación, donde afirmaba: "Ahora se agregó una mala noticia: hubo gestiones de funcionarios, muy cercanos a Kirchner, para que empresas privadas les quitaran la publicidad a medios periodísticos independientes y críticos. Aquel vaho de asfixias y temores deja de ser ya, entonces, sólo una vaga impresión".

En el discenso y el intercambio de ideas está la verdad del crecimiento, como Nación y como personas. Dilósofos griegos como Zenon fundamentaron la dialéctica y la refutación como el medio mas idóneo de llegar a la verdad.

Quinientos años antes de Cristo estos filósofos comprendieron que sólo con la racionalidad en el análisis de la problemática de los fenómenos se podía llegar a comprender la génesis de todo lo que nos rodea y a dar respuesta a los problemas del hombre, tanto universales como cotidianos.

El presidente debería saber que la verdad única no existe. Debemos enriquecer nuestros pensamientos con aquellos que tienen otra visión y la síntesis de ambos será una aproximación a la realidad que nos toca enfrentar.

Es triste cuando actúa como su propio jefe de prensa, embistiendo contra las publicaciones que opina distinto a sus necesidades. Es elogiable su tesón y perseverancia para llevar a destino las reformas que se ha propuesto, pero es razonable que los argentinos pasemos de ser meros espectadores a una sociedad que tiene su propio juicio de determinados actos de gobierno.

Todo esto nos puede llevar a comprender lo que Noelle Neumann en 1974 planteo como la teoría de la Espiral del Silencio, según la cual los individuos sufren el ‘castigo social ” por no haber sabido adaptarse y sumarse a las opiniones generales de la sociedad, la cual es transformada de Opinión Publica en Opinión Publicada por los medios afines al gobierno de turno.

La lógica de este modelo es que cuanto mas se difunde una opinión dominante, más se silencian las individuales.

Si pensamos que a todo lo antedicho se le adiciona la realidad que el presidente y su esposa ejercen ambos, cargos políticos de relevancia en nuestro sistema democrático, tendremos los factores necesarios y suficientes para interpetrar un futuro en nuestra vida política con tinte santacruceño.

Ambos forman una unidad única e indivisible, por lo menos en política, la senadora acompaña, apoya y pilotea los proyectos del ejecutivo, de forma impecable y sin interponer su imagen con la de su esposo, es notable como en estos tres años el manejo mediático de ambos ha sido ejemplar en su exposición, evitando toda interferencia en sus respectivas áreas.

No es un secreto, aunque hayan intentado que así sea, que el próximo 25 de Mayo el presidente sea aclamado por una multitud en la plaza de Mayo, para su segundo mandato, cuyas elecciones generales son el próximo año.
Una vez reelecto y si como lo determina nuestra Constitución, en el 2011 el presidente Kirschner deja la casa de gobierno, tampoco es un secreto que la senadora Cristina Fernandez de Kirschner sea postulada, por aclamación como suela suceder en estos casos, como candidata a presidente para un nuevo mandato y con la posibilidad de reelección en el 2015.
La simple suma aritmética nos lleva a la posibilidad de 16 años de una misma administración, ya que en esencia el matrimonio conforma un equipo monolítico en pensamiento, ejecución y método.

Este panorama inquietante nos obliga a exigirle al presidente y su conyugue, que apacigüen los enojos con el periodismo, que forman parte ya del espectáculo habitual, pero también hace pocos días acometió contra varios referentes de la política nacional, replicó duramente a Fernando de la Rúa, contestó sin necesidad a Raúl Alfonsín, desaprobó las opiniones de Chiche Duhalde, etc…

El presidente no es el único en su gobierno que tiene esta virtud, varios empresarios del sector ganadero transitaron el despacho de secretario de Comercio y ninguno recibió siquiera un trato respetuoso. Por lo menos tres frigoríficos del interior que plantearon discusiones sobre la política de carnes recibieron imprevistas visitas de la AFIP.

El presidente fue elegido en el ámbito de una democracia republicana y participativa y no en una monarquía, sistema abolido y abandonado por nuestro país en 1810 y no creo que algún ciudadano desee volver a ese régimen de gobierno.

Noticias relacionadas

¿Profecías de Sánchez para el 2040? Antes habrá arruinado España

“No pierda la cabeza, nada ocurre como está previsto, es lo único que nos enseña el futuro al convertirse en pasado.” Daniel Pennac

Menosprecio hacia la vida de algunos

Todos nos merecemos vivir para poder obrar y dejar constancia de lo que uno hace

Lastres y estercolero en la Sesión de Control al Gobierno

​Para el PP, la Sesión de Pleno del Congreso de los Diputados número 156 empezaba lastrada

Rajoy, Sánchez y el mito de Ícaro

“En el pasado, aquellos que locamente buscaron el poder cabalgando a lomo de un tigre acabaron dentro de él” John Fitzgerald Kennedy. 35º presidente de los Estados Unidos

El Satélite Mohammed 6 B levanta vuelo

La nación marroquí sigue su firme camino hacia la modernidad asimilando los avances tecnológicos del mundo
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris