Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

Los dos lados de la cama

Miguel Rivilla (Madrid)
Redacción
martes, 27 de diciembre de 2005, 00:43 h (CET)
Entre los pocos hobbys que uno tiene, el más reseñable es la afición al buen cine. Me considero, por mi formación e información, un pasable cinéfilo, especie de autodidacta.

Influido por los elogios, un tanto desmesurados, que escuché al crítico de la Cope, el señor A. Arconada, sobre la película “Los dos lados de la cama” recién estrenada (23/12/05), fui a verla.

Con sinceridad, no exenta de desagrado y rechazo, confieso mi decepción y casi total discrepancia, tanto del señor Arconada, como del filme por él promocionado.

Con todos mis respetos a la profesionalidad del crítico de Cope, cuyo ideario religioso es conocido por los oyentes y máxime, por los que en ella trabajan, no comprendo cómo se puede hacer propaganda en una emisora de la Iglesia de una película, que de principio a fin. hace mofa, befa e irrisión de toda la enseñanza moral católica.

El filme es totalmente inmoral o amoral, aunque esté presentado bajo capa de diversión y comedia. Me refiero tanto a su aspecto formal, cercano al porno, como al fondo de la cinta donde se deduce que vale todo.

Su humor corrosivo, es el medio mejor de atacar, rechazar y reírse de la moral sexual predicada por la Iglesia y de corromper a los adolescentes.

No es de recibo decir que es un filme para treintañeros, cuando se sabe que lo verán miles y miles de adolescentes. La conclusión de la peli es mostrar la trivialización del sexo, la exhibición carnal de toda relación sexual sin compromiso, para concluir que “todos somos bisexuales”.

Lo menos que se puede esperar de un crítico y profesional católico, es que aluda sin complejos, al aspecto moral de los filmes y no solo a los aspectos cinematográficos.

Noticias relacionadas

Vacía hipercominicación

Los estultos charlatanes anegan lo verdaderamente importante en sus infumables peroratas

Íñigo Errejón y El Topo

Lo de La Sexta Noche a palo seco tiene su telenguendengue

Os equivocáis

Me había prometido a mí mismo no nombrar al partido político que parece ser que lo está petando

Obligaciones colectivas

Universalizar la educación tiene que ser la mayor de las prioridades

Investigadores

No, los investigadores a los que me refiero, no se dedican a buscar las miserias de los demás
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris