Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Política   -   Sección:   Opinión

Tarde y mal

ZEN
martes, 12 de junio de 2012, 07:55 h (CET)
A principios de año recordarán ustedes un artículo mío por el que proponía que la Ciudad del Pecado, Eurovegas España, se ubicara en la ciudad que está por nacer entre Oropesa y Cabanes. Este espacio lo tiene todo: un planeamiento urbanístico aprobado por la Generalitat, con lo que nos ahorramos décadas de tramitación administrativa; un proyecto de ciudad de vacaciones, el de Marina d’Or; tiene sol; tiene playa; no tiene un aeropuerto en funcionamiento que, como en Barcelona, impida la construcción de rascacielos; tenemos un índice de desempleo suficientemente alto para que cualquier propuesta de trabajo sea bienvenida; y estaría en pleno Eje Mediterráneo, Algeciras-Hamburgo.

Pero tarde y mal, nuestros dirigentes autonómicos y provinciales (que no me leen, evidentemente) han caído ahora en la cuenta de todas estas ventajas que tenemos frente a la mesetaria y fría Madrid y la mediterránea  pero con aeropuerto próximo, Barcelona. Somos más competitivos, pero tenemos unos dirigentes en estado catatónico por la Crisis y por la comodidad de sus mullidos sillones institucionales.
Quien quiere peces tiene que mojarse el culo. Presentarse ante quienes tienen el poder de decisión e inversión y hacer una propuesta seria, motivada y atractiva a la inversión. Porque esperar a que pase el tren por delante de casa, a los valencianos jamás nos ha funcionado.

Otra cosa son las valoraciones morales anejas a esta propuesta. Pero para eso ya está el Obispo de Segorbe-Castellón, nuestro obispo Casimiro, que ha criticado fuertemente esta ciudad del juego y los efectos que puede producir sobre todos los potenciales ludópatas. Pero olvida, extrañamente, que la Ciudad del Pecado en América lleva implícita la prostitución. Aunque aquí en Castellón ya estamos acostumbrados a ver grandes vallas publicitarias ofreciendo magníficos Show girls con final feliz y nadie dice nada. Ni el señor obispo.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XXXIX)

El Opus Dei no es santo porque lo sea un miembro concreto. Ni viceversa

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XXXVIII)

¿Quizá fuese eso lo que pretendía para sus “hijos” el marqués emérito de Peralta, don Josemaría Escrivá de Balaguer Albás y Blanc?

¡Alerta roja! España en peligro por el avance separatista

“Ríe de tus lágrimas mientras las lloras” Mark Manson.

La injusticia no es inmune

"Nos corresponde hacer del mundo un lugar para todos"

La soberanía judicial española

“ Deducir que el delito de rebelión supone una exoneración del mismo, solo por haber denegado dicha Corte la euroorden del Tribunal Supremo que pesa sobre el fugado Puigdemont para el delito de rebelión, es una falacia más de los independentistas catalanes”
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris