Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   A mi manera   -   Sección:  

La armada invencible

Sara Massa
Sara Massa
@Sara_Massa
miércoles, 9 de diciembre de 2009, 01:15 h (CET)
Nuestros chicos volvieron a ganar y lo hicieron con contundencia ante una República Checa muy débil. Vencieron en los cinco partidos que debían disputar ante los checos y mostraron un juego espectacular demostrando que hoy por hoy nuestro tenis está a otro nivel. Nadal, Ferrer, Verdasco, Feliciano y Albert Costa, el capitán, han sido los protagonistas de esta historia.

El año pasado nuestro “jugones” del tenis nos dieron una alegría enorme ganando la tercera ensaladera ante Argentina a domicilio. Muchos de los que no apostábamos por ellos, tragamos saliva y saltamos de alegría cuando los nuestros consiguieron vencer, sin todo un número uno como Nadal en sus filas y aun encima en casa de un rival tan duro como los argentinos.

El capitán de la temporada pasada era Emilio Sánchez Vicario. El hermanísimo llevó a los nuestros a lo más alto y la ensaladera volvió a casa 4 años después. Este año Albert Costa se convirtió en el nuevo capitán español y tras una andadura en la que se venció a Serbia, Alemania e Israel se llegó a la final ante la República Checa.

La cosa pintaba difícil. Berdych y Stepanek eran los dos principales rivales a batir en el equipo checo. A nuestro favor estaba que jugábamos en casa. Barcelona se convirtió en testigo de cómo los nuestros conseguían su segunda ensaladera consecutiva y la cuarta en su casillero particular.

En el primer partido Nadal venció, no sin dificultad a Berdych, tres sets en los que el manacorí demostró que es imprescindible aunque no esté en su mejor momento. Lo del segundo partido fue una demostración de que la garra española funciona y de qué manera. Una remontada que quedará para la historia del valenciano David Ferrer que perdía los dos primeros sets y consiguió remontar con la ayuda de un público que no dejó de animar y llevarse el partido ganando los tres últimos sets.

Fue en el partido de dobles, donde los nuestros consiguieron el tercer punto que nos convertía oficialmente en vencedores de la cuarta ensaladera para España. Feliciano y Verdasco parece que son la pareja perfecta. Su compenetración es inigualable cuando juegan en pareja y una vez más lo demostraron venciendo en tres sets ante Berdych y Stepanek.

Los otros dos partidos ya fueron coser y cantar. Nadal y Ferrer se pasearon por la pista y los checos perdieron los dos partidos restantes. Justo después de la finalización de estos dos encuentros se entregó la ensaladera al conjunto nacional. La fiesta se completó cuando Albert Costa fue manteado por los jugadores.

Estos chicos hacen soñar a cualquiera y el deporte español también. Nos espera una temporada que pinta bien, muy bien. El mundial de fútbol, Alonso en Ferrari, Pedrosa y compañía haciendo de las suyas y en tenis luciéndose con Nadal a la cabeza. Después de esta cuarta ensaladera cualquiera diría que estos chicos no son la armada invencible.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris