Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
16º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Justicia   Vida  

La Querulante

Cree que el mundo entero está contra él y por lo tanto se defiende atacando con contenciosos de todo tipo
ZEN
lunes, 12 de noviembre de 2018, 08:35 h (CET)

Queridos hermanos: mi abuela me contaba que en el pueblo había una vecina que todas las mañanas cuando se levantaba ponía un duro en un tarro para pleitos. Esta señora reconocía su carácter conflictivo y manifestaba así sus ganas de pelea judicial.


En la vida profesional de abogado uno se encuentra de todo entre la clientela y la clientela de los compañeros. Los hay que atraen los pleitos, como si fueran imanes, de forma incomprensible. Pero esto tiene un nombre: “Paranoia Querulante”.


Son gente que padecen un delirio que está orientado a la reparación de las injusticias o perjuicios que, de manera injustificada, creen haber sufrido. Es decir, el querulante cree que el mundo entero está contra él y por lo tanto se defiende atacando con contenciosos de todo tipo: penales, civiles, contencioso-administrativos… Digamos que el querulante sería el camorrista, pero con estudios.


El novelista Charles Dickens los definió en su novela “Casa desolada”, y describió los graves efectos psicológicos, sociales, familiares y económicos que provoca el delirio litigioso para todos los que le rodean.


En Psiquiatría Forense se estiman peligrosos porque es una forma de manía persecutoria que puede originar conductas violentas cuando el perseguido imaginario se vuelve perseguidor y “se cree investido de legitimidad para perturbar el orden público e interferir o demorar la administración de la justicia”.


En los juzgados debería haber un listado de pleitos por persona. Ello serviría para identificar a estos sujetos y sujetas enfermos y, por lo menos ponerles una tasa supletoria. Ahí dejo la idea.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Una historia de Ennio: sobre mitos, leyendas y comienzos

La película se estrenó en pleno verano en un cine florentino, destinada a morirse allí de asco

​¿Y después del confinamiento, qué?

Al finalizar el artículo me acuerdo de la fábula de Esopo, con sus alforjas de derechos y deberes

​Historicismo

​Popper está convencido de que los ensayos y la observación crítica son fundamentales no solo en las ciencias empíricas sino también en las sociales

Tertulias recatadas

​Hablando de cómo captamos los acontecimientos, para después ver si conseguimos asimilarlos, destacan para mal un buen número de personas con bagaje cultural, formación, libros, medios técnicos

​La Nueva Normalidad (II)

Decía ese gran maestro de la radio que es Luis del Olmo que una de las satisfacciones más poderosas que se puede tener en un medio de comunicación era “decir su verdad”
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris