Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
18º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Autonomías
    

Sale de la UCI una mujer embarazada con Covid-19 a la que se le practicó una cesárea urgente

Agencias
@DiarioSigloXXI
martes, 31 de agosto de 2021, 12:27 h (CET)

MADRID, 31 (SERVIMEDIA)


María, una mujer de 34 años que ingresó en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital General Universitario Gregorio Marañón de Madrid por las complicaciones derivadas del coronavirus de la Covid-19, frente al que no estaba vacunada, ha sido dada de alta de este área hospitalaria después de que los médicos decidieran practicarle una cesárea urgente en la semana 31 de gestación debido al agravamiento de su estado de salud.


El centro sanitario emitió este martes un comunicado en el que recogió unas declaraciones de la mujer tras haber salido de la UCI, quien describió que “aunque me había cuidado mucho, di positivo en Covid-19”, algo que intuyó después de estar “muy cansada, con tos y fatiga, luego empezó la fiebre”.


Al ver que su estado empeoraba porque le "costaba hablar, no podía respirar bien”, acudió a urgencias del Gregorio Marañón, donde primero fue ingresada por neumonía y dos días después trasladada a la UCI.


“Lo pasé mal, tuve miedo al ver que no mejoraba y cuando me indicaron que tenían que realizarme una cesárea urgente en la semana 31 de mi embarazo, sólo pude llorar”, declaró. Por ello, sugirió a todas las mujeres que están embarazadas que se vacunen, ya que “no le recomiendo esta situación a nadie”.


Después de la cesárea urgente, María pudo ver a su hija Valeria unos minutos, y luego volvió a la UCI para que pudieran seguir tratándola de la infección por coronavirus.


El Hospital Gregorio Marañón advirtió de que se ha producido un aumento de los contagios en las embarazadas, con el consiguiente incremento de las hospitalizaciones e ingresos en UCI. En ese sentido, Virginia Ortega, la ginecóloga que realizó la cesárea urgente de María, observó que “está claro que el embarazo es una situación de riesgo para padecer un Covid grave”, lo que le dio pie a exponer que “estos últimos meses nos hemos visto obligados a finalizar de forma prematura muchos embarazos dado el estado grave de las pacientes y la inestabilidad desde un punto de vista respiratorio”.


Por su parte, Noelia González, neonatóloga que atiende a la recién nacida en la Unidad de Cuidados Intermedios Neonatales, confirmó que “Valeria es una prematura de 31 semanas, y la verdad es que no ha tenido muchas complicaciones”, al tiempo que comentó que “nació bastante bien, en estos primeros días sí ha necesitado oxígeno y todavía precisa sonda para comer, pero la evolución está siendo buena y ya ha empezado a ganar un poquito de peso”.


A pesar de ello, alertó de que “estamos teniendo casos de prematuros en edades gestacionales inferiores que, obviamente, tienen más complicaciones, ya que su prematuridad es muy importante, incluso por debajo de la semana 28”.


En ese sentido, Marta Jover, la enfermera que atendió a la madre durante los días que estuvo en la UCI, relató que la atención a una mujer embarazada en esta unidad resulta “complicado, sobre todo a nivel emocional”, ya que “para ellas es difícil, vienen con mucho miedo, tienen doble preocupación. Casi todas se preocupan más de lo que les vaya a pasar a sus bebés”.


Ese fue el caso de María, quien “tenía muchas ganas de abrazar a su bebé, y lo pudo hacer tras su recuperación, pero no todas evolucionan bien”, por lo que “a las embarazadas les diría que se cuiden muchísimo”.


En cuanto a la vacunación durante el embarazo, Virginia Ortega puso de manifiesto que “los resultados preliminares del registro epidemiológico realizado en EEUU, en base a más de 36.000 mujeres embarazadas que recibieron vacunas ARNm, nos indican que los efectos secundarios en embarazadas son prácticamente iguales a los observados en la población general”.


Por esa razón, consideró “muy importante” que estén “completamente inmunizadas a finales del segundo trimestre y el tercer trimestre del embarazado, que es el periodo de máximo riesgo de complicaciones en caso de infección por Covid-19”.


El Hospital Gregorio Marañón está llevando a cabo una campaña de captación para mujeres embarazadas que acuden a las consultas de seguimiento en sus instalaciones con el objetivo de “fomentar la vacunación de las futuras madres y evitar así complicaciones durante el embarazo, especialmente si existen además otros factores de riesgo como puede ser la obesidad, hipertensión arterial, diabetes o preeclampsia”.


Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris