Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
18º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Autonomías
    

El yacimiento de Piedra Escrita y la iglesia de Santo Domingo de Silos de Prádena del Rincón, declarados Bienes de Interés Cultural

Agencias
@DiarioSigloXXI
sábado, 7 de agosto de 2021, 12:21 h (CET)

MADRID, 07 (SERVIMEDIA)


El Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid acordó este sábado declarar el yacimiento Piedra Escrita, en la localidad de Cenicientos, y la iglesia parroquial de Santo Domingo de Silos de Prádena del Rincón como Bienes de Interés Cultural (BIC). El yacimiento ha sido encuadrado en la categoría de Zona de Interés Arqueológico y el templo en la de Monumento.


El monolito de Piedra Escrita se encuentra en un paraje rural alejado del núcleo urbano de Cenicientos. Una roca granítica cumple las funciones de oratorio rupestre dedicado a la diosa de los bosques y la caza en la mitología romana, Diana.


La gran piedra natural de granito que conforma el monumento se divide en tres espacios bien delimitados. El superior es un remate semicircular a modo de concha lisa. En la parte central se observan las figuras de un hombre y una mujer que realizan un sacrificio en un altar, frente a una tercera figura de mayor tamaño identificada como la divinidad romana Diana. Por último, en la división inferior de la composición se observan dos animales recostados.


Por otro lado, la iglesia parroquial de Santo Domingo de Silos en Prádena del Rincón está formada por una planta de una nave rectangular y cabecera formada por un ábside semicircular sobre el que se alza una torre campanario, dos pórticos adosados a la nave y una pequeña sacristía. También tiene una necrópolis bajo el pórtico, y un horno de campanas en el exterior del templo.


Los trabajos arqueológicos realizados en la cabecera del edificio revelaron la existencia de restos del ábside de una primitiva iglesia, que según la datación del ladrillo por termoluminiscencia provenía del siglo XII y principios del siglo XIII.


Los muros norte y sur de la nave actual, dos jambas de ladrillo y un dintel de madera que comunicaba la nave con la necrópolis también formaban parte de la edificación primigenia. En los siglos posteriores se añadieron el pórtico de ladrillo y todos los elementos, arquitectónicos y artísticos, que motivan su declaración como Bien de Interés Cultural.


Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris