Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
18º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Economía
    

El Tesoro defiende la “sostenibilidad” de la deuda y cifra en 20.000 millones las emisiones pendientes este año

Agencias
@DiarioSigloXXI
jueves, 5 de noviembre de 2020, 15:50 h (CET)

MADRID, 05 (SERVIMEDIA)


El secretario general del Tesoro y Financiación Internacional, Carlos San Basilio, defendió este jueves la “sostenibilidad” de la deuda pública pese al fuerte volumen que será necesario emitir para encarar la crisis y cifró en 20.000 millones de euros los títulos que aún colocará el organismo en lo que resta de año.


Su estimación la efectuó durante su comparecencia en la Comisión de Presupuestos del Congreso de los Diputados, desvelando que el coste de la emisión podría caer aún este año hacia el 0,20% frente al 0,22% actual, situándose así muy por debajo del 5% al que ascendía en el arranque del 2000.


Durante su intervención explicó que la situación actual exige ayudar a la economía y, sobre todo, a los colectivos más vulnerables con medias que dispararán el volumen de deuda pública y tocará ajustarla cuando la crisis sanitaria se haya resuelto y la economía esté en recuperación definitiva.


Según indicó, será recuperar la estrategia que ya se venía aplicando “desde los máximos del 2014” y que “se ha había acelerado” en los últimos años como lo demuestra que en los tres primeros ejercicios tras el pico se redujese en “aproximadamente dos puntos porcentuales” la carga de la deuda pública y en otros tres en el bienio 2017-2019, “acercándonos con los niveles compatibles con un crecimiento robusto en España que permita la creación de empleo”.


Entre el 2018 y 2019 el peso de la deuda pública sobre PIB se redujo desde el 96,6 al 95,5% o en casi dos puntos porcentuales que es, según dijo, lo que prácticamente había pedido ajustar la norma comunitaria cuyas reglas fiscales piden esfuerzos de ajuste a los Estados comunitarios compatibles para llegar en 20 años al 60% del PIB.


“En el año 2019 habíamos cumplido prácticamente con este objetivo de reducción de deuda” y después llega, según señaló, el cambio radical por un factor exógeno como es la pandemia y que llevará la deuda al 118,8% del PIB este año tanto por una mayor emisión como por una disminución de la economía sobre la que se calcula el ratio.


El Tesoro prevé realizar así este año una emisión de 115.000 millones netos para financiar las medidas desplegadas para ayudar a familias, empresas y autónomos a encarar la crisis y volverá a aumentarse en otros 110.000 millones el próximo año.


San Basilio precisó, sin embargo, que hay “poca duda” de que es “sostenible, incluso con la situación del 2020 y la previsión que tenemos para el 2021” recordando que así lo ha dicho la propia Comisión Europea en el análisis que realizó antes de aprobar sus nuevos instrumentos de liquidez. “Se concluyó que era un entorno de deuda sostenible”, remarcó, subrayando que España no tendrá “una situación de sostenibilidad claramente peor” que el conjunto de Europa y se situará en el “promedio”, con países que superarán el ratio deuda pública PIB y otros por debajo.


Para medir dicha sostenibilidad explicó que hay que analizar el coste de financiación y las tasas de crecimiento. Sobre el coste indicó que vamos a ir este año hacia uno “muy ligeramente superior al 0,20%” combinando todos los plazos emitidos en el año, muy inferior al 5% de los primeros años del 2000 o el 4% del 2011.


Gracias a ese abaratamiento en los precios de los nuevos títulos el coste medio de la deuda total pública en cartera ha bajado al 1,9%, pero da también “una idea del rango” o margen que “tenemos” para que los costes medios sigan reduciéndose, en un contexto además donde se espera que los tipos de interés sigan bajos durante mucho tiempo por factores como el envejecimiento de la población o el cambio de modelo productivo.


En cuanto a la segunda variable, indicó que la carga financiera en términos de contabilidad presupuestaria “se viene manteniendo bastante estable en términos absolutos”, oscilando entre los 29.000 y 31.000 millones anuales o alrededor del 2% del PIB.


Con los intereses de emisión tan bajos y la carga financiera en el entorno del 2% del PIB, concluyó que el “crecimiento potencial -de la economía- nos debería permitir presentar una senda de sostenibilidad muy clara” y “compatible” con una senda de consolidación a medio y largo plazo, que “nadie en Europa se está planteando en el 2021” sino cuando la pandemia esté resuelta y las economías en recuperación.


San Basilio admitió que las medidas del Banco Central Europeo (BCE), que actualmente tiene en propiedad el 25% de la deuda pública española, han sido favorables en la colocación de deuda, pero precisó que también los instrumentos desplegados por Europa ayudan, “dando carta de credibilidad a todo el modelo”.


Prueba de ello es que algunas emisiones a plazos de 50 años que el BCE no cubre o compra tengan una demanda de los inversores “muy fuertes” y logran financiarse a costes “muy favorables”.


En materia de emisiones indicó que este año se esperan que vengan además a España 10.000 millones de euros del fondo SURE creado para hacer frente a los gastos públicos generados en materia de empleo por la pandemia, de los que 6.000 millones ya se han recibido. La partida total ascenderá a 21.300 millones, de forma que en 2021 deberían llegar otros 11.300 millones, a sumar a los 27.000 millones previstos del fondo de la UE Next Generation.


Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris