Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
19º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
La semana política

El pacto de La Toja, que no de La Moncloa

Fernando Jáuregui Fernando Jáuregui
domingo, 2 de octubre de 2022, 08:00 h (CET)
MADRID, 1 (OTR/PRESS)Es ya casi una tradición: una vez al año, dos ex presidente del Gobierno de España, Felipe González y Mariano Rajoy, se declaran de acuerdo en muchas cosas. Lo cual contrasta con el panorama agrio y agreste que nos muestra la vida política nacional; así que ver una imagen de concordia, aunque sea tan coyuntural como la que nos ofrece el Foro de la Toja, aunque sea de 'jarrones chinos', es un alivio. Y sí, creo que una mayoría de los españoles pide, con Rajoy y González, unos pactos de La Moncloa, que temo que están lejos, muy lejos.

He dicho 'panorama agrio y agreste' y los ejemplos son múltiples. Estos días se 'conmemoran' hechos lamentables ocurridos hace cinco años en Cataluña, donde ahora mismo la división entre las fuerzas políticas afecta de lleno a la acción y a la propia composición del Govern que preside un hombre que, a mi juicio, representa virtudes de moderación e intentos de diálogo: lo que ocurre es que el paisaje y el paisanaje no le acompañan. Vivir al borde del estallido es algo que no puede sino perjudicar a una ciudadanía que depende de unos representantes que no merecen serlo.

Y, si hablamos de tiempo de incomprensiones en Cataluña, no se pierda usted el espectáculo de la Villa y Corte, ese Madrid en el que el comisario Didier Reynders encontró estos días desasosiego togado y cerrilismo en la clase política. Ni siquiera, lea usted los análisis de la jornada, hay acuerdo sobre lo que el comisario europeo de Justicia dijo o dejó de decir a sus múltiples interlocutores en el Gobierno, en la oposición, en las asociaciones de jueces, en el CGPJ, en la Fiscalía, en el Tribunal Constitucional, focos todos de desacuerdo ya difícilmente comprensible acerca del estado actual y el futuro de nuestro poder judicial, al que Montesquieu perfilaba como necesariamente el más independiente de los otros dos. Y, sin embargo, ya ven ustedes cómo están las cosas.

Es una pena que, en ese mismo foro de La Toja en el que dos ex presidentes que, entre ambos, rigieron los destinos de España durante veinte años, mostraban su acuerdo, el hoy líder de la oposición, Alberto Núñez Feijóo, aseverase que, en estos momentos, son inviables los pactos de Estado. Culpando, claro, al Gobierno de Pedro Sánchez de ello. Y del otro lado, viceversa.

No, por lo visto no es tiempo de hablar de unos nuevos pactos de La Moncloa, cuando por la puerta del palacio en la Cuesta de las Perdices no entra casi nadie más que las cámaras de una productora que inmortalizan el afán diario del hoy inquilino de ese palacio. Y conste que nada tengo contra el reportaje archifamoso del que todos opinan sin conocerlo. Contra lo que sí tengo algo, mucho, es contra el hecho de que por esas mismas puertas no entre el diálogo entre los dos principales interlocutores de la política nacional, que bien podrían aprender de sus predecesores y, de paso, documentarse sobre lo que fueron aquellos pactos firmados en ese mismo palacio el 25 de octubre de 1977. Mucho me temo que los principales actores de la política nacional, esa asignatura, cuya actualización está pendiente desde hace cuarenta y cinco años, ni siquiera se la han leído.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Aunque sea 'puente', Sánchez trabaja mucho

No estamos tan mal

El regalo de Reyes de Sánchez

Rufián no miente

¿Dónde se jodió nuestro Perú? ¿Con la malversación?

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Código Bonus México  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris