Siglo XXI. Diario digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Tienda Siglo XXI Grupo Siglo XXI [ Cambiar a versión móvil ]
19º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Internacional
Etiquetas | Crisis alimentaria
Apenas ha llovido durante los últimos seis meses en la zona

Más de 13 millones de personas pasan hambre en el cuerno de África

|

Seis meses después del inicio de la crisis alimentaria, el cuerno de África sigue sufriendo la peor sequía que se conoce desde hace 60 años. En Kenia, Etiopía, Yibuti y Somalia las familias han perdido sus recursos, los precios de los alimentos han aumentado considerablemente y las tasas de desnutrición continúan creciendo. Esta situación afecta a más de 13 millones de personas, según informó Acción contra el Hambre.

Apenas ha llovido durante los últimos seis meses en la zona y las previsiones apuntan a que las cosechas en 2012 estarán por debajo de las necesidades de las poblaciones, según la agencia de Naciones Unidas para el Análisis de la Nutrición y la Seguridad Alimentaria (Fsnau, por sus siglas en inglés).

La capacidad de resistencia de los hogares se ha visto gravemente afectada y la población más vulnerable, especialmente los niños y niñas menores de cinco años, está en un mayor riesgo de muerte ante la desnutrición y los brotes de enfermedades como el sarampión y el cólera. Los movimientos migratorios de los refugiados en Kenia y Etiopía han continuado, aumentando la presión en las comunidades de acogida.

Además, la zona lleva padeciendo 20 años de conflictos violentos que hacen de Somalia un país en un estado de emergencia crónica y uno de los más complejos en términos de asistencia humanitaria.

Acción contra el Hambre, junto a otras 15 organizaciones humanitarias, ha sido expulsada por las autoridades locales en ocho regiones del centro y el sur del país. "Cuando tuvimos que salir de Wajid, la organización brindaba apoyo a casi 40.000 personas. Hoy, la gente se ha quedado sin asistencia humanitaria”, señaló Thomas Gonnet, director de operaciones de Acción contra el Hambre Francia. “Tememos un grave deterioro de la situación”, agregó.

En Yibuti, la situación es también peligrosa. Más de 200.000 personas aún se encuentran en una situación de gran vulnerabilidad y muy pronto comenzará la estación seca. El deterioro de la seguridad alimentaria ha aumentado durante los últimos seis meses y la situación podría empeorar.

Los hogares, especialmente en áreas urbanas con el alza de los precios de los alimentos, son más vulnerables y su capacidad para resistir las crisis se ha visto reducida, denuncia Acción contra el Hambre.

En Kenia, 3,75 millones de personas siguen en una situación de inseguridad alimentaria. Cerca de 450.000 refugiados somalíes residen actualmente en los campamentos de Dadaab, según la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

Aunque en Etiopía sí ha llovido, más de cuatro millones de personas aún son muy vulnerables. Los focos de inseguridad alimentaria persisten, como ocurre en los campamentos de refugiados somalíes en Dollo Ado, donde habitan cerca de 140.000, según datos de Acnur.

Más de 13 millones de personas pasan hambre en el cuerno de África

Apenas ha llovido durante los últimos seis meses en la zona
Redacción
sábado, 21 de enero de 2012, 11:28 h (CET)
Seis meses después del inicio de la crisis alimentaria, el cuerno de África sigue sufriendo la peor sequía que se conoce desde hace 60 años. En Kenia, Etiopía, Yibuti y Somalia las familias han perdido sus recursos, los precios de los alimentos han aumentado considerablemente y las tasas de desnutrición continúan creciendo. Esta situación afecta a más de 13 millones de personas, según informó Acción contra el Hambre.

Apenas ha llovido durante los últimos seis meses en la zona y las previsiones apuntan a que las cosechas en 2012 estarán por debajo de las necesidades de las poblaciones, según la agencia de Naciones Unidas para el Análisis de la Nutrición y la Seguridad Alimentaria (Fsnau, por sus siglas en inglés).

La capacidad de resistencia de los hogares se ha visto gravemente afectada y la población más vulnerable, especialmente los niños y niñas menores de cinco años, está en un mayor riesgo de muerte ante la desnutrición y los brotes de enfermedades como el sarampión y el cólera. Los movimientos migratorios de los refugiados en Kenia y Etiopía han continuado, aumentando la presión en las comunidades de acogida.

Además, la zona lleva padeciendo 20 años de conflictos violentos que hacen de Somalia un país en un estado de emergencia crónica y uno de los más complejos en términos de asistencia humanitaria.

Acción contra el Hambre, junto a otras 15 organizaciones humanitarias, ha sido expulsada por las autoridades locales en ocho regiones del centro y el sur del país. "Cuando tuvimos que salir de Wajid, la organización brindaba apoyo a casi 40.000 personas. Hoy, la gente se ha quedado sin asistencia humanitaria”, señaló Thomas Gonnet, director de operaciones de Acción contra el Hambre Francia. “Tememos un grave deterioro de la situación”, agregó.

En Yibuti, la situación es también peligrosa. Más de 200.000 personas aún se encuentran en una situación de gran vulnerabilidad y muy pronto comenzará la estación seca. El deterioro de la seguridad alimentaria ha aumentado durante los últimos seis meses y la situación podría empeorar.

Los hogares, especialmente en áreas urbanas con el alza de los precios de los alimentos, son más vulnerables y su capacidad para resistir las crisis se ha visto reducida, denuncia Acción contra el Hambre.

En Kenia, 3,75 millones de personas siguen en una situación de inseguridad alimentaria. Cerca de 450.000 refugiados somalíes residen actualmente en los campamentos de Dadaab, según la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

Aunque en Etiopía sí ha llovido, más de cuatro millones de personas aún son muy vulnerables. Los focos de inseguridad alimentaria persisten, como ocurre en los campamentos de refugiados somalíes en Dollo Ado, donde habitan cerca de 140.000, según datos de Acnur.

Noticias relacionadas

La policiris o convergencia de crisis múltiples –clima, pandemia y guerra- amenaza el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) fijados por la comunidad internacional en las Naciones Unidas dentro de la Agenda 2030, según sostiene un informe divulgado este por el Banco Asiático de Desarrollo (BAD).

La 28 Cumbre Iberoamericana iniciada este viernes Santo Domingo adoptará resoluciones sobre clima, seguridad alimentaria y ambiente, y posiblemente trace líneas para un nuevo trato conjunto del tema migratorio, de acuerdo con los resultados de su reunión preparatoria de cancilleres.

La mayor iniciativa jamás hecha para restaurar ríos, lagos y humedales degradados ha sido propuesta por seis países de América Latina y África, en el marco de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Agua. Colombia, Ecuador, Gabón, México, la República Democrática del Congo y Zambia encabezan el Desafío del Agua Dulce, cuyo objetivo es restaurar 300 000 kilómetros de ríos y 350 millones de hectáreas de humedales, desde ahora hasta el año 2030.

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Código Bonus México  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto