Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Nacional

Un soldado pierde la visión de un ojo en una pelea a la salida de una discoteca en Fuengirola

Agencias
@DiarioSigloXXI
viernes, 14 de enero de 2011, 12:22 h (CET)
MADRID, 14 (SERVIMEDIA)



El soldado de la Brigada Paracaidista Daniel Castillo ha perdido el 90 por cierto de la visión de su ojo izquierdo, tras una pelea a la salida de una discoteca de la localidad malagueña de Fuengirola.

Al soldado, que estuvo recientemente cuatro meses de misión en Afganistán, un joven con el que había mantenido una discusión supuestamente le golpeó con un vaso en el ojo a la salida de una discoteca la pasada Nochevieja.

El presunto agresor, de origen magrebí, fue arrestado por la Policía Nacional unas horas después del suceso y, tras pasar a disposición judicial, quedó en libertad con cargos, según recoge Servimedia de la información publicada este viernes en el malagueño "Diario Sur".

Según este periódico, el soldado fue sometido a una intervención quirúrgica durante seis horas y a otras dos operaciones para reconstruirle la cara y el conducto lagrimal en el Hospital Costa del Sol de Marbella.

Aunque los médicos consiguieron salvarle el ojo izquierdo, ha perdido un 90 por ciento de visión. "Lo que más me duele es que va a echar por tierra mi vida laboral, ya que aunque pueda volver al Ejército, nunca lo haré en mi unidad", asegura el joven.

Actualmente usa un parche para protegerse de la luz y garantizar la curación de los 89 puntos de sutura, de los cuales 30 los tiene en la córnea. "Los médicos me han dicho que debo esperar al menos un año y entonces se verá si es posible un trasplante de córnea", afirma Castillo.

Los hechos, según indica el diario malagueño basándose en la versión de Castillo, comenzaron en el interior del local, cuando un chico se le acercó para recriminarle que estaba bailando muy cerca de su novia. "Le dije que no quería problemas, pero luego lo vi dándole un cabezazo a mi amigo, originándose después una pelea", explicó.

Tanto él como su amigo, que tenía la nariz rota y sangraba abundantemente, fueron expulsados del local. Ya en la calle, ambos grupos volvieron a encontrarse. "Mientras atendía a mi amigo, uno de ellos se acercó a mi hermana, así que me puse en medio y, de repente, otro me rompió el vaso en el ojo", afirma Castillo al "diario Sur".

Los propios agentes le trasladaron al servicio de urgencias del centro sanitario Las Lagunas (Mijas), donde tras una primera exploración le derivaron al hospital comarcal.

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris