Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Sociedad

Mujer de entre 36 y 45 años y con bajo nivel formativo, perfil de los desempleados atendidos por Cáritas en 2012

Agencias
@DiarioSigloXXI
jueves, 25 de abril de 2013, 14:12 h (CET)
MADRID, 25 (SERVIMEDIA)



El perfil predominante de las 81.613 personas atendidas por los Servicios de Apoyo al Empleo y la Formación de Cáritas durante el pasado año 2012 corresponde a una mujer, inmigrante o autóctona, de entre 36 y 45 años y con un bajo nivel formativo. De esas 81.613 personas atendidas, número similar al de 2011, 13.318 (16%) lograron acceder a un puesto de trabajo.

Así lo refleja la Memoria 2012 del Programa de Empleo de Cáritas, presentada este jueves en rueda de prensa, de la que se desprende igualmente que el 67% de las personas atendidas eran mujeres y el 33% hombres.

Respecto a su origen, el 52% eran inmigrantes (42.463 personas), de los cuales el 80% (34.024) procedían de países extracomunitarios. Se mantuvo la tendencia iniciada en 2010 de equiparación del número de españoles y de inmigrantes entre las personas atendidas por las acciones de empleo de Cáritas.

En cuanto a la edad, el 31% tenían entre 36 y 45 años (25.295 personas), el 29% entre 25 y 35 y el 25% entre 45 y 65 años. Se ha producido un aumento en los tramos de edades superiores: si en 2011 las personas de 36 a 65 años suponían el 51%, en 2012 ascendieron a un 56%.

Por lo que se refiere al nivel de formación, el 49% de las personas que participaron en los servicios de empleo de Cáritas el año pasado tenían estudios básicos (primarios finalizados o sin finalizar), mientras que el 63% no superaban la enseñanza secundaria obligatoria.

En relación a años anteriores, se ha producido un incremento en el nivel formativo de los participantes. Si en 2011 los que tenían nivel de secundaria eran el 80% ante un 15% con bachillerato, FP o estudios universitarios, en 2012 estos porcentajes fueron del 63% frente al 28%.

En resumen, el perfil predominante de la persona atendida por los servicios de empleo de Cáritas corresponde a una mujer, inmigrante o autóctona, de entre 36 y 45 años, y con un bajo nivel formativo.

ÁREAS

Por áreas, los servicios de Acogida, Información y Orientación Laboral atendieron durante 2012 en todo el país a 67.226 personas, mientras que de las acciones de autoempleo se beneficiaron 96 y se pusieron en marcha 37 iniciativas.

Cáritas llevó a cabo el pasado año 791 acciones formativas de las que se beneficiaron 12.662 personas y sus servicios de intermediación laboral atendieron a 14.973 participantes, estableciéndose contacto con 7.050 empleadores y gestionándose 5.864 ofertas.

Respecto a las iniciativas de economía social, Cáritas contó con 22 empresas de inserción, seis cooperativas y un Centro Especial de Empleo, además de poner en marcha seis proyectos nuevos.

Esta apuesta por la economía social supuso un total de 586 puestos de trabajo, desarrollándose, además, 39 talleres ocupacionales en los que participaron 789 personas. Junto a ello, en 2012 se contrató a 40 participantes de las acciones de empleo en diferentes puestos de Cáritas.

En cuanto a los recursos humanos y económicos, en 2012 colaboraron activamente en la prestación de los servicios de empleo un total de 2.173 voluntarios en toda España, junto a la labor desarrollada por 585 personas remuneradas.

Cáritas destinó el año pasado un total de 32.796.702 euros a sus acciones de empleo, lo que supone un incremento del 20,8% con relación a 2011.

Estos fondos proceden tanto de donaciones privadas (aportaciones de socios y donantes) como de subvenciones públicas (Fondo Social Europeo y administraciones estatales, autonómicas y locales), así como de los generados por las actividades económicas de las propias empresas de economía social que gestionan las Cáritas Diocesanas.

En la presentación de la Memoria, Ana Abril, directora del Área de Desarrollo Social e Institucional de Cáritas, destacó que tener empleo se está convirtiendo en España en un privilegio más que en un derecho y el paro es una espiral que va expulsando a los ciudadanos a su vez de otros derechos como la renta o la vivienda.

Abril aseguró que hacen falta acciones, políticas, propuestas y empresas distintas y abogó por construir algo nuevo porque "necesitamos un cambio de rumbo del conjunto de la sociedad".

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris