Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
16º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Sociedad
    

Mueren 23.000 pollos tras ser abandonados en el aeropuerto de Barajas

Agencias
@DiarioSigloXXI
miércoles, 7 de octubre de 2020, 15:14 h (CET)

MADRID, 07 (SERVIMEDIA)


Unos 23.000 pollos han muerto al abandonarlos en el aeropuerto madrileño de Barajas una empresa que había enviado 26.000 de estos animales, que estuvieron varios días sin alimentación y en condiciones de hipotermia.


Según informó este miércoles la Policía Nacional, 3.000 de los pollos han logrado sobrevivir y ha sido entregados a dos coordinadoras de animales. Se está investigando para dirimir la responsabilidad de las personas involucradas en un posible delito de maltrato animal.


La Policía tuvo noticia este fin de semana la presencia en el aeropuerto de Barajas de miles de pollitos abandonados en cajas y palés depositados en dependencias de la terminal de carga del principal aeropuerto madrileño. Las primeras investigaciones policiales revelaron que tres días antes llegó un cargamento con aproximadamente 26.000 ejemplares transportados en cajas de cartón. Debido a la lluvia, las cajas se rompieron, lo que hizo inviable proseguir con su traslado hasta su destino, quedando abandonados en la propia terminal de carga.


PÉSIMAS CONDICIONES


En el momento del hallazgo, unos 6.000 polluelos ya habían muerto por la falta de alimentación durante los días de abandono, por el frío de la intemperie y por las condiciones deplorables de hacinamiento en las que fueron hallados. Los 20.000 restantes agonizaban, tratando de sobrevivir comiéndose los restos de los animales que ya habían perdido la vida. La putrefacción de los animales muertos provocaba un fuerte olor que aumentaba aún más las malas condiciones de los que aún vivían.


Las gestiones policiales permitieron conocer que la empresa responsable de las dependencias contactó con la empresa responsable del envío, quien no se hizo cargo de ellos quedando abandonados hasta la intervención policial.


Los agentes contactaron inmediatamente con dos asociaciones protectoras de animales para que se hicieran cargo de los 20.000 ejemplares que quedaban vivos, aunque posteriormente, debido a las malas condiciones que habían sufrido, murió la inmensa mayoría de ellos, permaneciendo con vida tan solo unos 3.000 pollos.


Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris