Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Sociedad
    

El verano en el Mediterráneo oriental durará dos meses más a finales de siglo

Agencias
@DiarioSigloXXI
miércoles, 14 de marzo de 2018, 17:39 h (CET)
MADRID, 14 (SERVIMEDIA)



El verano actual en el Mediterráneo oriental (un área que abarca Egipto, Israel, Líbano, Jordania, Siria y el sur de Turquía) es un periodo seco y caluroso que dura cuatro meses, pero se alargará dos meses más a finales de este siglo debido a diversos cambios climáticos.



Por el contrario, el invierno, que es la estación lluviosa de la región, se acortará de cuatro a dos meses. Así se recoge en un estudio que analiza los cambios climáticos del Mediterráneo oriental, que pueden afectar significativamente a los ecosistemas regionales y la salud humana.

El estudio, realizado por cuatro investigadores de la Facultad de Geociencias de la Universidad de Tel Aviv (Israel), está publicado en la revista ‘International Journal of Climatology’.

“Nuestra investigación muestra que los cambios climáticos que todos notamos hoy probablemente se intensifiquen en las próximas décadas”, apunta Assaf Hochman, que dirigió el trabajo y añade: “Es muy importante comprender esto para tratar de prevenir el deterioro tanto como sea posible, o al menos prepararse para el cambio”.

La investigación se basa en modelos climáticos globales y apunta a un aumento esperado de los gases de efecto invernadero como principal factor responsable de los cambios estacionales.

"Estos cambios proyectados influirán significativamente en nuestras vidas reduciendo y degradando la calidad de nuestros recursos hídricos, aumentando el riesgo de incendios forestales, empeoramiento de la contaminación y alterando el calendario y la intensidad de las enfermedades estacionales y otros riesgos para la salud", explica Hochman.

GASES DE EFECTO INVERNADERO

Este investigador indica que una de las principales causas de esos cambios es “la creciente concentración de gases de efecto invernadero emitidos a la atmósfera como resultado de la actividad humana”. “Hemos tratado de examinar lo que se espera en el siglo XXI como resultado directo del efecto invernadero sobre el clima”, añade.

Los científicos utilizaron un algoritmo desarrollado por el profesor Pinhas Alpert para abordar los modelos climáticos globales tomados del Centro Mundial de Datos Climáticos, con el fin de examinar el impacto del comportamiento humano en el clima del Mediterráneo oriental.

"Las conclusiones fueron preocupantes. A la espera de un cambio significativo en el comportamiento humano actual en la región, se espera que el verano se extienda en un 25% a mediados de siglo (2046-2065) y en un 49% hasta su final (2081-2100)", apunta Hochman, que subraya que “la combinación de una temporada de lluvias más corta y una temporada seca más larga puede causar un gran problema de agua en Israel y los países vecinos".



Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris