Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Nacional

(Ampliación) El juez acusa a Iñaki de Rentería de ser el responsable del secuestró a Ortega Lara

Agencias
@DiarioSigloXXI
jueves, 26 de mayo de 2011, 13:36 h (CET)
- El etarra ordenó prolongar el secuestro a pesar de que sus captores pidieron liberarlo

MADRID, 26 (SERVIMEDIA)



El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz ha ordenado el ingreso en prisión preventiva y sin fianza del exdirigente etarra Ignacio Gracia Arregui, más conocido como “Iñaki de Rentería”, al que acusa de ser el responsable del comando que secuestró al funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara, quien estuvo retenido en un “zulo” 532 días, entre enero de 1996 y julio de 1997.

El magistrado imputa al etarra un delito de detención ilegal de funcionario público en el ejercicio de sus funciones con fines terroristas. Le acusa en concreto de haber sido, dentro de la cúpula directiva etarra, el responsable del “comando Gohierri”, que llevó a cabo el secuestro. Este grupo terrorista estaba compuesto por José Luis Erostegui, Javier Ugarte, Jesús María Uribecheverría y José Miguel Gaztelu Ochandorena, todos ellos condenados por el secuestro.

La acusación contra Gracia Arregui se sustenta en parte en la declaración prestada por Urribecheverría tras su detención. El terrorista dijo que a partir de julio de 1996, tras la detención del antiguo jefe del grupo, el etarra Julián Achurra Egurola, alias "Pototo", y cuando Ortega Lara llevada seis meses secuestrado, el comando “paso a depender de un dirigente de ETA al que conocía con el apodo orgánico de ‘Gorosti’”, que según el juez pertenecía a Iñaki de Rentería.

Este etarra señaló que en ese momento los integrantes del comando comentaron a “Gorosti” la posibilidad de poner en libertad a Ortega Lara “porque le veían muy bajo”. El dirigente etarra se negó y les ordenó que continuaran porque “las negociaciones estaban muy duras y no veían solución”. El funcionario de prisiones estuvo retenido un año más.

La identificación de alias “Gorosti” con Iñaki de Rentería se basa en un documento con anotaciones manuscritas del dirigente y que fue incautado al etarra Rafael Caride tras su detención en Toulouse el 20 de marzo de 1993. Una prueba caligráfica realizada por la Guardia Civil concluyó que la letra del documento se corresponde con la de Iñaki de Rentería.

“De todo lo anterior se concluye, de forma indiciaria, que Ignacio Gracia Arregui es la persona identificada como ‘Gorosti’, que durante los últimos doce meses del secuestro de Ortega Lara ejerció responsabilidades directas sobre el comando que le mantenía secuestrado”, señala Ruz en el auto dictado hoy.

DECLARACIÓN DEL ETARRA

Ruz ordenó su ingreso en prisión a instancias del fiscal encargado del caso, Carlos Bautista. El delito de detención ilegal de funcionario público en el ejercicio de sus funciones con fines terroristas lleva aparejada un pena de hasta 20 años de cárcel y no habría prescrito, según indica el juez Ruz en su resolución.

El exdirigente etarra se negó a declarar esta mañana ante el juez y su comparecencia ante el magistrado duró tan sólo 20 minutos. Iñaki de Rentería fue trasladado por la policía pasadas las 10.00 horas al despacho de Ruz, esposado y con semblante serio, y compareció ante el juez acompañado por su abogada, Ainhoa Baglietto.

El terrorista fue detenido en la mañana de ayer, miércoles, en el barrio de Behobia, en la localidad guipuzcoana de Irún (Guipúzcoa), por orden del juez Ruz. El magistrado ordenó su detención a la luz de las nuevas pruebas aportadas a su juzgado el pasado 11 de mayo en un informe elaborado por la Unidad Central número 1 de la Guardia Civil.

Lara fue secuestrado el 17 de enero de 1996 y permaneció retenido 532 días, hasta el 30 de junio de 1997, cuando fue liberado por la Guardia Civil.

ETARRA EN LIBERTAD

El etarra se encontraba en libertad desde abril de 2010, después de que la Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional decidiese archivar la causa abierta contra él por su presunta participación en el intento frustrado de atentado contra el Rey en Palma de Mallorca en agosto de 1995.

La Fiscalía presentó pocos días después un recurso contra el archivo de la causa y la Audiencia Nacional ordenó el 30 de abril de 2010 a la Policía Nacional y a la Guardia Civil que vigilasen “permanentemente” al antiguo dirigente etarra.

Estas medidas de vigilancia fueron finalmente levantadas el 8 de mayo de 2010, después de que los magistrados de la Sección Segunda de lo Penal decidiesen rechazar el recurso de la Fiscalía.

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris