Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Nacional

(Ampliación) 22-M. Rajoy critica que Zapatero culpe de la crisis “a quienes llevan 7 años en la oposición”

Agencias
@DiarioSigloXXI
sábado, 7 de mayo de 2011, 20:51 h (CET)
- Sale en defensa de la gestión económica de Aznar y dice que el PSOE recibió “la mejor herencia de la democracia española”

- Presenta a Cospedal como un “revulsivo” para Castilla-La Mancha y para iniciar el cambio en el resto de España

TOLEDO, 07 (SERVIMEDIA)



El presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, arremetió por primera vez en esta campaña contra José Luis Rodríguez Zapatero por echar la culpa de la actual crisis económica “a quienes llevan siete años en la oposición” y, en especial, por responsabilizar a José María Aznar del origen de la destrucción de empleo registrada en esta legislatura.

Rajoy abrió este sábado la veda de críticas al presidente del Gobierno y al Partido Socialista en el segundo día de campaña, con motivo de un multitudinario mitin celebrado en una abarrotada Plaza de Toros de Toledo ante unas 12.000 personas que acudieron a arropar a la candidata popular a la Junta de Castilla-La Mancha, María Dolores de Cospedal.

En su discurso, Rajoy se centró en hablar de “cambio” y pedir el voto para que el PP pueda arrebatar el gobierno autonómico a los socialistas después de 30 años de hegemonía. Sin embargo, además de generar ilusión, cargó por primera vez en esta campaña contra Zapatero de forma explícita por cuestionar la gestión económica del PP y de José María Aznar entre 1996 y 2004.

“Un gobierno con cuajo y sincero reconoce sus errores pero no le echa la culpa a quienes llevan 7 años en la oposición. Eso no lo puede hacer un presidente del Gobierno de un país como es España porque es falso y es injusto”, sentenció.

Rajoy criticó que Zapatero haya empezado la campaña de las elecciones autonómicas y municipales “echando la culpa a quienes le precedieron” y recordó que, a su llegada a la Moncloa hace siete años, se encontró “la mejor herencia de la democracia española”.

Esgrimió que el PP halló una tasa del paro del 20% cuando alcanzó por primera vez el poder en 1996 y en ocho años la rebajó hasta 9%, pero con Zapatero se ha vuelto a los números en la que los socialistas dejaron el desempleo en los tiempos de Felipe González.

Rajoy resumió la idea en una frase: “Cuando gobierna el PSOE crece el paro, cuando gobierna el PP crece el empleo”. Se trata de uno de los eslóganes que repite allá donde va en esta campaña electoral para sostener que el cambio político es urgente y que el adversario de su partido son “los gobernantes que hacen políticas económicas que provocan el paro”.

Minutos antes había asegurado que los socialistas se dedican en esta campaña a “llenar el territorio español de insidias” y prometió que el Partido Popular “no va a entrar ahí”. Sin embargo, se olvidó del comentario para defender a Aznar de las críticas de Zapatero.

COSPEDAL COMO “REVULSIVO”

El resto de la intervención estuvo centrada en hablar de Castilla-La Mancha, donde el PP espera arrebatar el poder por primera vez al PSOE en más de 30 años de democracia. Para ello, presentó a su candidata María Dolores de Cospedal como un “revulsivo” para recuperar la senda del crecimiento económico y devolver la confianza en la región.

Afirmó sobre Cospedal que “el cambio es una mujer competente, capaz, trabajadora, seria con sus compromisos, sensibles con los que más sufren y centrada en los problemas reales, la mejor candidata para presidir esta región”.

Rajoy adujo que “con el gobierno que hay en Castilla-La Mancha y en España ni se va a crear confianza ni va a haber inversión ni va a haber certidumbre” , por lo que hace falta un cambio político que dé apoyo a los emprendedores, a las pymes, a los autónomos, que apueste por la “austeridad” pública, que “no despilfarre”.

Al citar la crisis de Caja Castilla-LaMancha, que provocó la intervención del Banco de España, el público se exaltó y comenzó a gritar “¡manos arriba, esto es un atraco!” para entusiasmo de Rajoy, de Cospedal y de la cúpula del PP que miraba atónita el ambiente de la Plaza de Toros de Toledo.

También llamaron “¡torero, torero!” al líder de los populares, que se dio el primer baño de masas de esta campaña electoral ante unas 12.000 personas de la mano de su secretaria general y principal apuesta del PP para arrebatar una comunidad autónoma a los socialistas el próximo 22 de mayo.

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris