Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Nacional

(Ampliación) PSOE. Rajoy exige elecciones anticipadas para evitar la "bicefalia e interinidad" del PSOE

Agencias
@DiarioSigloXXI
lunes, 4 de abril de 2011, 11:02 h (CET)
- Rechaza presentar una moción de censura porque sería "un brindis al sol" y no serviría de nada

- No quiere limitar a 8 años el mandato del presidente del Gobierno pero no descarta seguir el ejemplo de Aznar y Zapatero

MADRID, 04 (SERVIMEDIA)



El líder del Partido Popular, Mariano Rajoy, reclamó este lunes que se convoquen cuanto antes elecciones generales anticipadas en España "para acabar con la bicefalia e interinidad" que provoca el anuncio de José Luis Rodríguez Zapatero de que no se presentará a la reelección como presidente del Gobierno.

En una entrevista a la Cadena Ser recogida por Servimedia, Rajoy dijo sentirse "exactamente igual" después de que Zapatero haya desvelado que no piensa presentarse a las próximas elecciones generales y que el PSOE tendrá que elegir a su candidato a través de un proceso de primarias.

A su juicio, la marcha de Zapatero no supone una buena noticia en sí misma porque "una buena noticia para España es que se produzca un cambio político y que el partido que ha estado gobernando durante estas dos legislaturas pasara a la oposición".

Rajoy deseó suerte a Zapatero "en su futuro personal" una vez que ha decidido no volver a presentarse a las elecciones, aunque le pidió que convoque inmediatamente a los españoles a las urnas porque "España necesitaba unas elecciones ancitipadas antes" del anuncio del presidente del Gobierno.

Argumentó que el anuncio de Zapatero de no repetir como candidato del PSOE en las próximas elecciones generales deja a España en una situación de "interinidad enormemente preocupante" y provoca un aumento de la "inseguridad y la incertidumbre".

Además, señaló que "esta interinidad, la bicefalia y un presidente sin autoridad política ante su partido" obligan a dar la palabra a los españoles para que elijan en las urnas un nuevo presidente del Gobierno, sin esperar a que la legislatura termine dentro de un año.

Rajoy apeló a la necesidad de "estabilidad" y "certidumbre" para exigir elecciones generales anticipadas y apostó claramente por un cambio de gobierno porque, mientras Zapatero siga en La Moncloa, "las políticas siguen siendo las mismas" que hasta ahora.

El líder de la oposición restó importancia al anuncio de Zapatero porque cree que "es su propio partido quien le ha forzado a tomar esta decisión" y rechazó cualquier comparación con José María Aznar, que también abandonó de motu propio la Presidencia del Gobierno tras ocho años.

Rajoy explicó que "hay una diferencia sustancial" respecto a Aznar, como que anunció su decisión antes incluso de llegar a La Moncloa, como que "nadie le pidió que se fuera", o como que la situación económica "era muy diferente".

"Aznar había hecho muy bien las cosas, había seguridad y ahora hay enorme complicación", dijo. "Dentro de poco habrá una bicefalia que no va a contribuir a nada".

MOCIÓN DE CENSURA

Rajoy reclamó unay otra vez la convocatoria de elecciones generales anticipadas pero rechazó presentar una moción de censura en estos momentos para facilitar el cambio político que cree que necesita España.

Reconoció que en estos momentos no obtendría el apoyo necesario del Parlamento, así que no serviría "absolutamente para nada" y supondría "un brindis al sol". "Frivolidades las justas", apostilló.

Rajoy esgrimió que presentar una moción de censura sólo serviría "para que el PP la pierda", lo cual creará mayor "confusión2 y eso "no parece lo más oportuno" en este momento de crisis económica.

Preguntado si él también se marcharía después de ocho años en el poder, Rajoy dijo que no es partidario de "limitar por ley el mandato" de los presidentes del Gobierno.

Esgrimió que eso "debe hacerlo cada uno", aunque dio a entender que en su caso podría tomar "personalmente esa decisión" siguiendo el ejemplo dejado por José María Aznar y José Luis Rodríguez Zapatero.

Respecto a las primarias, recordó que Zapatero no llegó a la dirección del PSOE por ese proceso, por mucho que ahora se hable de democracia interna, sino que salió elegido de un congreso donde votaron los delegados y no los militantes.

De este modo, trató de asemejar la legitimidad de Zapatero a la suya, dado que él fue nombrado presidente del PP dos veces, en un congreso en octubre de 2004 y en otro en junio de 2008.

Respetó que "cada partido puede organizarse como estime oportuno y conveniente" pero insistió en que en el PSOE "sólo ha habido primarias entre Borrell y Almunia" y al final el candidato a la Presidencia del Gobierno del año 2000 fue "el que perdió las primarias".

Finalmente, Rajoy no quiso hablar de los posibles sucesores de Zapatero al frente del PSOE porque cree que su misión como líder del PP es "respetar el proceso interno" que han abierto los socialistas.

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris