Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Sociedad

Paro. La Red de Lucha contra la Pobreza pide tener presente la calidad de los nuevos empleos

Agencias
@DiarioSigloXXI
jueves, 22 de octubre de 2015, 13:18 h (CET)
MADRID, 22 (SERVIMEDIA)



El presidente de la Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en el Estado Español (EAPN-Es), Carlos Susías, pidió este jueves “mirar la letra pequeña” en cuanto a la intensidad del empleo de los miembros de los más de 84.600 hogares que en el último trimestre han logrado un puesto de trabajo, según los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) presentados por el Gobierno.

Susías hizo estas declaraciones a Servimedia en el marco del Seminario ‘Nuevas leyes del Tercer Sector y del Voluntariado’, organizado por la Plataforma del Tercer Sector en la sede de Fundación ONCE en Madrid, al que acudió como vicepresidente de la Plataforma del Tercer Sector.

“En cualquier caso es positivo que 84.600 hogares hayan dejado de no tener ningún tipo de ingresos. ¿Cómo de positivo es? Habrá que mirar la letra pequeña del tipo de empleo que ha entrado en esos hogares”, dijo, recordando que el indicador Arope, que habla de la baja intensidad en el empleo, advierte de que se den caso de contratos de “intensidad baja”.

“Baja intensidad en el empleo significa que si alguien puede trabajar ocho horas diarias, está trabajando dos. Aunque verdaderamente ha mejorado su situación, es de alta precariedad y, además no se le cuenta como parado. Hay que tener cuidado”, agregó.

En este sentido, Susías subrayó que uno de los problemas que encuentra su organización “no es que no se tenga empleo, que es la peor situación, sino que algunos de los empleos que se crean son de muy baja calidad y no dan suficiente para poder salir de los índices de pobreza”.

Hace una semana la EAPN-Es alertó de que un millón de personas viven en España en situación de pobreza extrema y exclusión social, lo cual implica tener unos ingresos mensuales inferiores a 332 euros, que las personas que pueden trabajar en el hogar lo hagan en jornadas de menos de dos horas y que se enfrentan a privación material severa, por lo que, por ejemplo, no pueden poner la calefacción, consumir carne o pescado dos veces por semana ni ir de vacaciones.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris