Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Sociedad

Refugiados. Acción contra el Hambre pide reforzar los servicios sanitarios y la logística en las zonas de tránsito de refugiados

Agencias
@DiarioSigloXXI
jueves, 1 de octubre de 2015, 14:12 h (CET)
MADRID, 01 (SERVIMEDIA)



La responsable de Emergencias de Acción contra el Hambre, Chiara Saccardi, advirtió este jueves de que Bulgaria puede convertirse en el próximo punto de entrada masiva de refugiados a Europa durante el invierno, cuando las condiciones del mar empeoren, y pidió que se refuercen los servicios sanitaria y la lógistica en las zonas de tránsito de estas personas.

En lo que va de año, 520.000 personas han entrado a Europa procedentes sobre todo de Siria, aunque también proceden de Afganistán, Eritrea o Pakistán, según dijo en rueda de prensa.

Casi 400.000 lo han hecho a través de las islas griegas, como Lesbos, Samos y Chios); unas 100.000 por Italia, y en menor medida por España. Según Saccardi, la frontera terrestre entre Turquía y Grecia es muy poco frecuentada, dada la presencia de policías turcos y las dificultades orográficas.

Además, el invierno hará más complicado el paso por mar desde la costa de Turquía, lo que empujará a utilizar de forma preferente la frontera con Bulgaria, que ya ha levantado un muro entre su territorio y el turco.

Además, prosiguió, el flujo desde las islas a Atenas, Tesalónica, Macedonia, Serbia y Hungría “se diversificará y habrá más rutas” de llegada a la UE.

Entre las principales dificultades que se encuentran los refugiados, Saccardi destacó la falta de alojamiento (escasez de tiendas y de camas) y la ausencia de centros de tránsito. Esta carencia está asociada a problemas de logística para gestionar los permisos, la atención sanitaria y la distribución de alimentos.

En las islas se han reforzado los equipos de policía y se ha logrado que los trámites para conseguir permisos pasen de cuatro a menos de un día, por lo menos en el caso de los sirios.

Más complicado resulta sin embargo proporcionarles saneamiento (letrinas y duchas), atención sanitaria básica y la distribución de alimentos, de la que se ocupan grupos de voluntarios.

Según Montse Escruela, del equipo de emergencias de Acción contra el Hambre que ha visitado la zona, ello se debe a que las autoridades locales no permiten instalar centros de tránsito “por miedo a que se queden”.

“Entendemos que estas personas no quieren quedarse y continúan viaje, pero durante los cuatro días de gestiones o espera sí precisan unas duchas, un punto de abastecimiento de comida (aunque la compren) y una mínima asistencia médica”.

La mayoría de los que llegan son hombres jóvenes y sanos (presentan deshidratación, faringitis, etc.), dijo, pero también hay colectivo vulnerables como niños muy pequeños, ancianos o personas con discapacidad que sí necesitan mayor atención, sobre todo a medida que avanzan en su viaje.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris