Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Sociedad

Unicef advierte de que la vida de 18.000 bebés nepalíes está en peligro

Agencias
@DiarioSigloXXI
viernes, 15 de mayo de 2015, 11:31 h (CET)
MADRID, 15 (SERVIMEDIA)



La Organización de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) advirtió este viernes de que las zonas arrasadas por los últimos terremotos en Nepal acogen cada hora el nacimiento de una docena de niños, lo que supone que en el plazo de un mes habrá alrededor de 18.000 bebés y otras tantas madres en peligro de muerte, si no se adoptan antes las medidas oportunas para impedirlo.

En un comunicado, Unicef alude a la necesidad urgente de reanudar los sistemas clave de la salud, ya que, informa, al menos el 70% de los centros de maternidad existentes en los 14 distritos más afectados por los seísmos están dañados o destruidos, una cifra que en algunas zonas llega incluso al 90%.

Esto supone, añade, que las instalaciones sanitarias que han resistido están desbordadas y que muchas mujeres embarazadas se han quedado sin acceso a la atención médica que necesitan para garantizar el parto seguro de sus bebés. Además, "miles" más han perdido sus casas, quedando las madres sin un lugar seguro para estar con sus hijos recién nacidos.

"El número de madres que dan a luz fuera de los hospitales y centros de maternidad se teme que haya subido en más de un tercio en las zonas más afectadas del país desde el terremoto del mes pasado", dice Tomoo Hozumi, representante de Unicef en Nepal.

Y los primeros días de vida son los más críticos y peligrosos para un niño, agreta, quien afirma también que la organización está "muy preocupada" por el bienestar de los recién nacidos y de sus madres.

Porque, argumenta Unicef, a pesar de los avances logrados en los últimos decenios, el acceso de calidad a la salud materna y del recién nacido en Nepal era limitado, incluso antes de los terremotos. Cada día, 38 recién nacidos murieron en gran parte por causas prevenibles, y una mujer falleció cada ocho horas por complicaciones durante el parto.

La organización teme que la devastación provocada por dos grandes temblores en menos de tres semanas haya reducido aún más drásticamente la disponibilidad de una atención sanitaria adecuada.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris