Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Nacional

Tardón se considera víctima de una campaña de injurias

Agencias
@DiarioSigloXXI
martes, 29 de abril de 2014, 12:09 h (CET)
MADRID, 29 (SERVIMEDIA)



La jueza María Tardón está muy molesta por la publicación en la revista 'Interviú' de un reportaje en el que se insinúan vinculaciones con el expresidente de Caja Madrid Miguel Blesa, y se considera víctima de una auténtica “campaña de injurias” justo cuando está a punto de resolverse su recusación en el juicio contra el Elpidio José Silva.

Fuentes jurídicas consultadas por Servimedia aseguran que Tardón considera “infamante” el relato que la revista hace de su intervención en la resolución de un recurso presentado por el marido de la supuesta amante de Blesa.

La revista titula su artículo 'Blesa, su amante y la jueza María Tardón', dando a entender, según la jueza, una relación que va más allá de lo que fue su intervención en la resolución del recurso. El meollo de la polémica se centra en la supuesta relación extramarital de Olga Cruz, también consejera de Caja Madrid con Blesa.

Los problemas, según la revista, comenzaron cuando el marido de Cruz se enteró de la relación y empezó a mandar correos electrónicos a ambos amantes en los que les reprochaba su relación y se mofaba de la gestión de Blesa y de sus discrepancias con la entonces presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre.

Estos correos electrónicos fueron llevados a los tribunales por la ya exmujer de Rafael García-Siso, que lo denunció por coacciones, un delito contra la integridad moral, revelación de secretos e injurias, a finales de 2012, cuando el juez Elpidio Silva ya investigaba la gestión de Blesa al frente de la caja madrileña y la venta de preferentes.

El 30 de septiembre de 2013, García-Siso fue absuelto. La sentencia fue recurrida y cayó en manos de la Sección 27 de la Audiencia Provincial de Madrid, que preside Tardón. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid acabó condenando al exmarido, al que impuso una multa de 4.440 euros y una orden de alejamiento de seis meses.

La jueza insiste en que no le une ninguna relación de amistad con Blesa. Fuentes jurídicas destacan, además, que el recurso de apelación de Olga Cruz se resolvió en una sala en la que Tardón era uno de los tres magistrados que deciden conjuntamente y que, en este caso, la magistrada no fue siquiera ponente del recurso.

Según el relato de 'Interviú', Blesa envío a Cruz un mail en el que le explicaba que dormía en el lado izquierdo de la cama apoyado en la oreja derecha y con sueño ligero, a lo que añadía: "Si te tengo al lado aprovecharé para... algo".

El marido engañado acabó enviando correos a su mujer del siguiente tenor: "Descubrí que llevabas meses cepillándote a tu presidente. Por cierto alguien vio una foto tuya con Blesa. Es el abuelito, ¿a que sí?".

En otro mail enviado al expresidente de Caja Madrid le recomendaba no olvidarse del “ascenso" y se mofaba de sus encontronazos con Esperanza Aguirre: "Miguelín, estaba cantado, ya te dije que desde que Esperanza te había puesto el ojo te olía la cabeza a pólvora. Hasta pronto, lince ibérico”.

RECUSACIÓN

La Sala 77 del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) continuará este martes deliberando sobre el incidente de recusación que planteó el juez Elpidio José Silva contra dos de los tres magistrados que le juzgan por prevaricación en su investigación al expresidente de Caja Madrid Miguel Blesa.

Los magistrados que componen esta sala se reúnen hoy a partir de medio día para intentar llegar a un acuerdo sobre si apartan a Arturo Beltrán y María Tardón del tribunal que juzga a Silva.

El instructor del incidente de recusación, el compañero de ambos en el tribunal, Eduardo Urbano, recibió el viernes los informes en contra tanto de la Fiscalía, que pide inhabilitar a Silva durante 30 años, como de las acusaciones que ejercen Blesa y el expresidente de la CEOE Gerardo Díaz Ferrán y de los propios magistrados recusados, que se negaron a apartarse voluntariamente.

Tanto el letrado de Blesa, que solicita para el magistrado una pena de inhabilitación de 43 años, como el de Díaz Ferrán, que reclama 24 años, consideran que la petición del juez constituye un "fraude procesal" con el que solo trata de suspender la vista o dilatar el mayor tiempo posible el enjuiciamiento.

La presentación de este incidente por parte de Silva, que lo justificó en la "falta de imparcialidad" de ambos y, en el caso de María Tardón, en su condición de consejera de la Asamblea General de Caja Madrid bajo la presidencia de Blesa, forzó finalmente al tribunal a suspender el juicio el pasado jueves, cuando estaba celebrando su cuarta sesión, hasta que se resuelva.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris