Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

    
Sociedad

Los árboles mediterráneos pierden el doble de hojas que hace 20 años

Agencias
@DiarioSigloXXI
martes, 25 de enero de 2011, 11:57 h (CET)
- Por culpa de las sequías y el cambio climático

MADRID, 25 (SERVIMEDIA)



El aumento de las sequías en las últimas décadas a causa del cambio climático ha duplicado la pérdida de hojas de los árboles mediterráneos, según un estudio de la Unidad de Ecología Global, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y el Centro de Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales.

El trabajo, publicado en la revista "Proceedings of the National Academy of Sciences" de los Estados Unidos, ha detectado que la superficie defoliada en la copa de los árboles de los bosques del sur de Europa se ha duplicado en los últimos 20 años.

Según el CSIC, este cambio se debe al calentamiento global, que está incrementando la frecuencia y severidad de fenómenos climáticos extremos, como las sequías.

Según explica el investigador del CSIC y director de la Unidad de Ecología Global, Josep Peñuelas, el aumento de la frecuencia e intensidad de los periodos de sequía en las últimas décadas en la Europa del sur y la cuenca mediterránea ha provocado "un declive generalizado de la frondosidad de los árboles, en todas las especies".

"Las plantas tienen menos hojas porque tienen menos agua, es decir, se adaptan a la cantidad de agua de la que disponen", explicó este experto.

Además, el CSIC alerta de que los efectos de la defoliación también pueden retroalimentar las dinámicas del cambio climático, ya que los bosques que han incrementado el porcentaje de superficie defoliada verán reducida su capacidad y eficiencia en los procesos de fijación de carbono.

"Se sabe que los bosques captan y retienen anualmente cerca de un tercio de las emisiones de CO2 generadas por las actividades humanas, pero en los últimos años varios estudios han constatado una reducción progresiva en la capacidad de los bosques para retener carbono, así como que el impacto de las sequías en el estado de los bosques es una de las causas principales", añadió.

ANIMALES Y HONGOS

Las comunidades de animales y hongos que dependen directa o indirectamente de los árboles para su alimentación también sufren los efectos de estas sequías de larga duración, como es el caso de los hongos y los insectos defoliadores, los hongos que crecen en las raíces de los árboles y los insectos depredadores e hiperparásitos que se alimentan de todos ellos.

Según alerta el CSIC, las sequías pueden llevar a estas comunidades al colapso por falta de alimento, ocasionando una reducción drástica en la abundancia y diversidad que se prolonga durante años una vez finalizada la sequía.

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris