Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Desde el parqué

Éramos pocos y...

Carmen Tomás Carmen Tomás
domingo, 11 de agosto de 2019, 08:00 h (CET)
MADRID, (OTR/PRESS) La situación económica se complica por días. Y no me refiero sólo a la de España. La economía mundial podría acercarse a una recesión y no en mucho tiempo. No bastaba el Brexit, la guerra comercial entre China y Estados Unidos, que está arrastrando a Europa, o la incertidumbre política en España. No, ahora se rompe el gobierno de Italia y se abre la puerta a unas nuevas elecciones o a un corto periodo de tiempo de un gobierno distinto y promovido por el presidente de la República. Hay que tener claro, que a Italia, al igual que a España, más incertidumbre o una nueva crisis nos viene en un momento en el que no hemos hecho las reformas precisas y nos pilla con mucha deuda.

El gobierno español en funciones parece ajeno a todo esto. Al menos es lo que reflejan tanto las declaraciones del presidente en funciones, como sus mensajes en las redes sociales. Dice Sánchez que los datos son buenos y que aquí no pasa nada, porque crecemos más que nuestros socios. Ya he comentado en alguna ocasión que así se comportó el anterior presidente socialista y nos fue rematadamente mal. No se abordó, lo que se hizo fue echar leña al fuego, y vivimos la peor crisis económica en muchos años, y de la cual hemos salido con deuda y déficit y con el 14% de paro.

El comportamiento irresponsable del gobierno no se va a tapar, por más que lo intenten, con reuniones de los colectivos afines al PSOE, o por hablar con empresarios o autónomos. Ya sabe Sánchez lo que le va decir cada uno y sabemos que va a escuchar únicamente lo que le favorece a sus intereses. Mientras, las estadísticas son tozudas y, si el segundo trimestre ha sido malo, es muy probable que el tercero y desde luego el cuarto, sean peores. Ya julio está proporcionando indicadores preocupantes que ahondan en la idea de que la desaceleración puede ser más profunda, a pesar de que el crecimiento sea algo mayor que la de nuestros socios. Hay en ello mucho gasto público que ha logrado mantener el espejismo. Todo lo que refiere al sector privado está creciendo menos o en negativo. Esta es la realidad, la vistan como la vistan y sería bueno que los ciudadanos recordaran lo ocurrido de 2008 en adelante.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Riesgos para el Sistema (y para la Corona)

¿A quién se le ocurrió?

No bonito, no

Emperrados

Odio Cartaginés

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris