Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Cine   -   Sección:   Cine

Sitges 2005: Estertores finales

Redacción
lunes, 17 de octubre de 2005, 23:43 h (CET)
El Festival Internacional de Cinema de Catalunya, Sitges 2005, quema sus últimos cartuchos antes de la gran gala de cierre final, que tendrá lugar el lunes por la tarde previamente a la proyección de la esperadísima A History of Violence, última película de David Cronemberg y un notable éxito de crítica en el pasado festival de Cannes. Hoy domingo, se han presentado dos films de la sección oficial a concurso, The Dark y The Piano Tuner of Earthquakes, y la verdad es que ambas piezas han defraudado bastante.

Gonzalo G. Velasco / Enviado especial al Festival de Sitges
The Dark, dirigida por John Fawcett, el autor del celebrado relato sobre licantropía adolescente Ginger Snaps, se ha revelado como un producto de lo más anodino dentro de su género, pero aún así, tiene dos virtudes que merecen ser destacadas.

La primera de ellas, su frescura argumental, la hereda directamente de la obra literaria en que se inspira, The Sheep, una novela escrita por Simon Magín que a su vez mama de una serie de escalofriantes leyendas atávicas galesas sobre las complejas relaciones entre los vivos y los muertos. En este sentido, la película logra alcanzar unas dosis aceptables de originalidad narrativa, si bien el consabido vicio por los ribetes de guión finales, las escenas oníricas facilonas, y el susto de volumen altisonante, se encargan de minimizarla.

En segundo lugar, The Dark se beneficia de la belleza turbadora de las localizaciones exteriores donde ha sido rodada, todas ellas realzadas por una fotografía más que notable de Christian Sebaldt. El clima nebuloso, la atmósfera opresiva e insana, dotan de una verosimilitud a ratos poética la interpretación de una Maria Bello que, desde The Cooler, apunta cada día más lejos.

Con respecto a The Piano Tuner of Earthquakes, decir que se trata de la última pieza de los respetados Quay Brothers, quienes ya desde hace años, se han venido labrando una interesante carrera en el mundo de la animación con películas como Street of Cocrodiles, The Comb, o Are We Still Married. En esta ocasión, los gemelos de Filadelfia dan un nuevo rumbo a su trayectoria y se adentran sin complejos en las producciones de imagen real.

Entre el mundo turbio e inquietante de los famosos relatos sobre autómatas del escritor alemán E.T.A Hoffman, el romanticismo de cuento de hadas de los hermanos Grimm, y las películas clásicas sobre genios del mal, The Piano Tuner of Earthquakes narra, con un tono tal vez demasiado cadencioso, la historia de un afinador de pianos al que un desquiciado doctor, de nombre Emmanuel Droz, le encarga la tarea de poner a punto unos autómatas que jugarán un papel muy importante en la creación de una opera diabólica de consecuencias impredecibles.

El punto fuerte de la película descansa sobre su cuidada ambientación formal, con una fotografía vaporosa de resonancias mágicas, una dirección artística con pequeños toques de animación en la que se atisba la influencia barroca de Terry Gilliam (no en vano el productor ejecutivo del film), y una música muy contenida de gran poder sugestivo. En el otro extremo, nos encontramos con una falta de ritmo que haría desesperar al mismísimo Antonioni, un engolamiento discursivo molesto, chirriante y hasta irrespetuoso, y una dirección de actores harto ineficaz, en buena medida producto de lo desafortunado del casting.

Por todo ello, y a falta de menos de veinticuatro horas de la entrega de premios, me atrevería a decir que ni The Dark ni The Piano Tuner of Earthquakes tienen grandes posibilidades de llevarse galardones importantes. Claro que como solía decir mi querido Clint Eastwood en Harry el Sucio, “las opiniones son como los culos, todo el mundo tiene una”. Veremos que trasero nos enseña mañana el jurado...

Noticias relacionadas

La Muestra de Cine de Lanzarote anuncia la programación de su octava edición

Seis de las siete películas de “Sección Oficial” competirán por el Premio del Jurado, dotado de 2.500 euros

España, país invitado del X Festival Internacional de Cine de Cali

El FICCALI abrirá con la proyección de Cría cuervos de Carlos Saura

Llega la 15ª edición del Festival de Cine y Derechos Humanos de Barcelona

Con más de 100 films comprometidos con los derechos humanos universales

El Festival Internacional de Cine de Cali celebra su décima Edición

El Festival trae una fuerte programación académica en el Encuentro de Investigadores

Lo que ‘Coco’ nos enseñó del Día de los Muertos

Así son los escenarios de México que inspiraron la película ‘Coco’
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris