Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Señas de identidad

Manuel Rincón (Madrid)
Redacción
jueves, 13 de octubre de 2005, 02:49 h (CET)
Supongo que lo que sucede ahora con la inmigración ilegal, ya ha pasado en numerosas ocasiones en la Historia, por ello los pueblos y ciudades tenían murallas, como las que tenemos que construir para detener a los ilegales.

Esta gente intenta entrarílícitamente, nada menos que con escalas, violando todas las normas de mínima convivencia, a pedrada limpia y luego quiere que se les trate con el respeto que ellos no tienen de ninguna maneara.

Un ser humano es un ser humano, pero el Gobierno debe de repatriarlos cueste lo que cueste y ser inflexible.

Si no hoy estarán 5.000 mañana 500.000 y pasado 5 millones.

En una población como la Comunidad de Madrid, con un 18% de inmigrantes censados (la realidad será un 25%), ya se nota su presión. Sistemas básicos colapsados (medicina, educación, transporte), donde exigen, pero en general no pagan.

Barrios de los que hay que huir (San Cristobal, Estrecho, etc), pues puedes recibir una puñalada por nada.

Suciedad en nuestros parques el domingo, con fiestas camperas que arrasan lo que tanto nos ha costado construir.

Lo digo con pena, esta gente está minando nuestra civilización y cultura, y si siguen entrando a miles sin control, desaparecerán nuestras señas de identidad en poco tiempo, y será esto una babel ingobernable.

No me gustaría dejar una herencia así a mis hijos.

Hay que se inflexible y aplicar la ley y dejarse de regularizaciones que solo traen problemas. Como contribuyente y ciudadano tengo derecho a exigirlo y ya es el sentir de mucha gente que situa este problema, complejo, como prioritario a resolver para que los Españoles podamos vivir en nuestro propio País con dignidad, y no amedrentados por pandilleros, traficantes y extorsionadores.

En Madrid los inmigrantes subsaharianos, raramente trabajan, se limitan a hacer de aparcacoches innecesarios, vender en el top manta y trapichear con droga. No los necesitamos para nada. Hay que evitar que nos coman y dejemos de ser un pueblo, lo que por este camino sucederá pronto, y en unos años en lugar de Estatut tendremos cosas mucho peores.

La alerta ya está dada.
Noticias relacionadas

Los patinetes de nuestra niñez hoy artefactos motrices de mayores

Un inesperado giro del medio de transporte urbano, que ha cogido con el pie cambiado a los ayuntamientos de las grandes ciudades

Mohamed VI. Liderazgo positivo en el Magreb

Un liderazgo positivo pone a Marruecos al frente de la modernidad, la tolerancia religiosa y el pluralismo en su región

Octogenaria Paca y nonagenaria Ida

La Aguirre octogenaria lee con calma en el escenario. La Vitale vitalista, todavía se queda hasta altas horas de la noche escribiendo

Enrarecido ambiente

Estoy convencido de que es precisa la salida de "cum fraude" del Gobierno para empezar a ver la luz

Política idealista y realista

G. Seisdedos, Valladolid
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris