Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Incremento presupuestario 'digital'

José Carlos Navarro Muñoz (Mérida)
Redacción
miércoles, 21 de septiembre de 2005, 22:39 h (CET)
La suma del Plan de de Modernización Tecnológica del Congreso, 17 nuevas plazas de asistentes a los diputados, y la invariable subida anual del 3,5% del sueldo de éstos diputados, más gastos varios asignados a los partidos, suponen un incremento del presupuesto del Congreso para 2006 de un 13,36%. Nada desdeñable ante el creciente deficit exterior que acumula la economía nacional. 84,24 millones de euros cuesta al año el escenario.

Se crea lo que llaman la oficina móvil para los diputados, con web personalizada y Oficina de Información al Diputado. Recordemos la importancia de que una ley no salga adelante al no tener el grupo socialista los suficientes diputados asistentes, por lo que la eficacia y efectividad será mayor con esta alta tecnología del "diputado controlado" -por su partido-. No votar dos veces la misma ley supone ahorro de tiempo y dinero.

Multimedia y difusión también tendrán su presupuesto para reconvertir las salas de reunión parlamentarias. El futuro está en comunicar rápido al ciudadano, no importa lo que se diga pero si el cómo.

El nuevo paquete servirá para estar informado el diputado en tiempo real, sin interferencias de las directrices de partido, indispensable para contestar a la prensa en coherencia unos con otros.

Lo que yo me pregunto, que para apretar el dedo en la votaciones según las indicaciones del grupo político, es necesaria tanta tecnología. El dígito político entra en la era digital y tecnológica de la comunicación.
Mientras tanto, ¿para cuando la firma electrónica del ciudadano para poder votar leyes?. Eso dice la Constitución, que somos el pueblo soberano. Aunque nuestra oficina ni sea móvil, sea autofinanciada, y no sirva ni siquiera, para depositar un voto patente de corso cada cuatro años.

Noticias relacionadas

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida

Y vuelta a las andadas

Golpean el hierro en frío

La inclusión como camino: hacia una construcción de la “diversidad inteligente”

La fórmula debe ser la inclusión como camino del desarrollo

El acto de leer

Dignifica y al dignificar permite que las personas vuelen
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris