Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Políticamente incorrecta   -   Sección:   Opinión

Manifestaciones

Almudena Negro
Almudena Negro
@almudenanegro
martes, 30 de agosto de 2005, 00:29 h (CET)
Está nuestro país revuelto de norte a sur, de este a oeste. Pero, una de las cosas más graves, en mi opinión, de cuanto está aconteciendo, tiene lugar en el País Vasco. Allí, ETA está, como en la década de los 80, tomando nuevamente las calles.

Resulta que cuando Zapatero llegó al Gobierno se encontró con una ETA más débil que nunca –lo que no quiere decir que no tuviera capacidad para matar- y con menos apoyo social que jamás a lo largo de su historia. Lo que los políticamente correctos llaman “lucha callejera” –término etarra- o “kale borroka”, que en realidad es terrorismo sin apellido, había disminuído notablemente hasta casi desaparecer. Batasuna iba a quedar, por fin, fuera de las Instituciones.

Todo ello merced a la Ley de Partidos y al Pacto por las Libertades y contra el terrorismo, que había sido firmado por los dos grandes partidos, hasta ese momento, ambos nacionales.

Pero, como siempre, llegó ZP. Y a ZP el Pacto por las Libertades ya no le gustaba. Una cosa era predicar, otra dar trigo. Y ZP no estaba dispuesto a asumir el papel de antipático frente a los terroristas de Batasuna-ETA. ZP tenía que demostrar a todos –batasunos inclusive- que él es muchísimo más simpático y tiene muchísimo más talante que Jose María Aznar. Así, permitió que Batasuna concurriera a las elecciones autonómicas disfrazada de Nekane. Financiación para Batasuna-ETA.

Y comenzaron los ataques contra la AVT ¿recuerdan? El nombramiento sin consenso de Peces Barba, como Alto nosequé para dividir a las víctimas, fue el detonante. Luego vendrían los rumores –cada vez más intensos- sobre una posible negociación de ZP con ETA. Y Peces Barba que comunica a la AVT que tendrán que tragar “paz por presos”.

Las víctimas del terrorismo, indignadas, salieron a la calle un mes de diciembre. Sólo el Partido Popular se adhirió a su convocatoria . Pues, para sorpresa del Delegado del Gobierno, el sectario Constantino Méndez, allí no había dos o tres mil personas. Había más de cien mil. Parece que algunos ciudadanos, pese al apagón informativo decretado por los medios –siempre tan complacientes con lo que la izquierda eleva a dogma de fé -, se habían enterado de la convocatoria y habían salido a la calle sin dudarlo. Y llegó Bono. Y resulta que con Bono llegó una racha de viento y ¡¡¡plafff!! Montaje a la vista, que diría un periodista del corazón.

Detenciones ilegales en una manifestación de víctimas del terrorismo. Dos policías ya han sido imputados por el Juez. Algún medio no ha parado, desde entonces, de atacar a la AVT. La campaña contra su Presidente, José Alcaraz, no ha podido ser más miserable y más vil. Todo ello con la evidente complicidad gubernamental.

Nueva gran manifestación de las víctimas en Junio. Un millón de personas. Del PSOE, oficialmente, nadie –digo oficialmente porque había muchos votantes socialistas aún no vendidos al nacionalismo, entre los manifestantes; no me cabe la menor duda-. Silencio,cuando no ataques a la AVT, en los medios.

Mientras, el terrorismo se recrudece en el País Vasco. Y Batasuna, envalentonada por el talante del gobierno, decide empezar de nuevo a convocar manifestaciones en las calles. La primera es prohibida por el Gobierno vasco. La segunda es autorizada. Nadie que esté en su sano juicio entiende la diferencia entre la primera y la segunda. Y ni el Gobierno de ZP, ni la Fiscalía General del Estado hacen nada para impedirlo. Salen dos mil energúmenos a las calles.

Sin embargo, toda cobertura mediática es poca. Los de Batasuna-ETA son tratados con todos los respetos desde los medios de comunicación. Con el mismo respeto que algunos medios negaron a las víctimas del terrorismo. Los mismos medios que llegaron a hablar de barras de hierro en la ficticia agresión al ministro medallista.

Incluso el Presidente del Gobierno les responde –en sentido negativo- a lo que plantean al finalizar su macabra marcha. No han transcurrido ni 24 horas. Igualito que con las víctimas del terrorismo.

Ahora ya sabemos qué manifestaciones le disgustan menos al gobierno. Eso sí, ¡qué diferencia con el antipático de Aznar!, dirán los batasunos. Y ZP habrá logrado su objetivo. No se parece a Jose María Aznar. Mientras, los contenedores arden en las calles del País Vasco...

Noticias relacionadas

Thanksgiving’s day

El Black Friday será una marabunta de compradores compulsivos de unas rebajas que no tengo yo muy claro que sean tales

El otro 20N

En la actualidad sigue el mismo partido y otros que mantienen el ideario antidemocrático y fascista

Estrasburgo y la exhumación de Franco. Torra y sus ínfulas

Socialistas y soberanistas catalanes quieren morder un hueso demasiado grande para sus quijadas

En cada niño nace un trozo de cielo

Un privilegio en el ocaso de nuestros andares y una gracia

Por fin

Ya era hora. Por fin han valorado el buen hacer de los malagueños
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris