Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   El espectador   -   Sección:   Opinión

Son bufones

Jorge Hernández

sábado, 27 de agosto de 2005, 00:30 h (CET)
Leo con estupor que ERC quiere que el gallego, el vascuence y el catalán, sean oficiales en toda España. Ya me imagino a un habitante de la isla de la Gomera abandonando el tradicional silbo para dar los buenos días a su vecino con un ¡Egunon!. Y es que la estupidez no tiene límites desde hace un año en España. Aquí se permite todo. Ya puestos habrá que solicitar que todos los españoles aprendan a tocar todos los instrumentos tradicionales del pais. Así que ya sabeis andaluces, a tañir la gaita con maestría, catalanes a aprender a tocar el timple canario y asturianos abandonad la xipla que hay que saber tocar sevillanas con faralaes. Lo que no es es por qué Carod Rovira se ha olvidado del caló, idioma extendido por toda la península, hablado por al menos medio millón de personas de etnia gitana...

Esquerra Republicana de Cataluña está explotando hasta los límites de lo posible su papel díscolo y consentido, dosificando a su gusto el apoyo al Gobierno socialista y su deslealtad endémica al orden constitucional, sin coste alguno, hasta ahora, en la relación parlamentaria y de poder que mantiene con el PSOE. Cabría pensar que la propuesta de ERC es tan descabellada que no haría falta emplear un minuto en argumentar una crítica contra ella. Así sería si los republicanos no fueran socios de preferencia del PSOE y si hasta el momento no se hubieran cumplido buena parte de sus exigencias, algunas también inicialmente descartadas hace sólo unos meses.
Además, no es precisamente autoridad moral la que puedan alegar los nacionalismos, en general, y ERC, en particular, para pretender una exportación de sus políticas lingüísticas.

Lo que muestran Carod-Rovira y ERC con su propuesta es una cínica visión de doble rasero, que exige al Estado la pluralidad lingüística que ellos niegan en Cataluña, con resultados concretos -no de ahora, sino de muchos años
atrás- en un política cultural, universitaria y social trufada de aversión hacia el castellano. No es, por tanto, un brindis al sol. El propio Congreso de los Diputados ha sido escenario de la táctica bronca que emplea ERC en esta materia, y que ha hecho inútil los gestos contemporizadores del presidente de la Cámara. Bastaría recorrer los últimos veinticinco años de historia democrática para comprobar que muchas de las concesiones al nacionalismo no han producido apenas ningún efecto apaciguador ni integrador, sino un estímulo para exigir más, con poco o nada a cambio. Otra más del aliado preferido del PSOE. Son bufones y evidentemente sólo hacen bufonadas. Lo grave es que ZP sea su aliado, pero si de algo no me cabe la menor duda es de que al presidente por accidente le va a salir muy caro.

Noticias relacionadas

Los patinetes de nuestra niñez hoy artefactos motrices de mayores

Un inesperado giro del medio de transporte urbano, que ha cogido con el pie cambiado a los ayuntamientos de las grandes ciudades

Mohamed VI. Liderazgo positivo en el Magreb

Un liderazgo positivo pone a Marruecos al frente de la modernidad, la tolerancia religiosa y el pluralismo en su región

Octogenaria Paca y nonagenaria Ida

La Aguirre octogenaria lee con calma en el escenario. La Vitale vitalista, todavía se queda hasta altas horas de la noche escribiendo

Enrarecido ambiente

Estoy convencido de que es precisa la salida de "cum fraude" del Gobierno para empezar a ver la luz

Política idealista y realista

G. Seisdedos, Valladolid
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris