Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   El arte de la guerra   -   Sección:   Opinión

Conversar, u otras cosas

Santi Benítez
Santi Benítez
lunes, 18 de julio de 2005, 01:46 h (CET)
Si alguien me preguntara cual es la mayor estupidez que he hecho en mi vida, invariablemente siempre contestaría que intentar entablar una conversación con alguien a quien no conozco de nada.

Y no es porque normalmente no hable con personas a las que no conozca de nada a lo largo del día, todo lo contrario, es raro el día en que una persona a la que no he visto en mi vida no termine contándome sus problemas. Seguramente es porque tengo cara de confesor o yo que sé.

El problema surge cuando, a raíz de lo que te cuentan, intentas dar tu opinión, tu punto de vista. Entonces esa persona te mira con cara de 'tío, no me psicoanalises, que no me conoces de nada'. Ese es el momento en el que me asalta la duda de si estaré haciendo el canelo.

Me quedo pensando si no sería mejor cortar en seco y decirle 'Chacho, no me coma el tarro, páguese un psicólogo, ¡joder!'. Otras veces incluso llego al autoconvencimiento de que esas personas no quieren consejos u opiniones, sólo alguien que las escuche.

Pero no me sirve de mucho. Todo se me desbarata cuando se interpone ese incómodo silencio y el otro pregunta '¿Qué cree usted?'. Y ante la pregunta de marras comienzo a hacer camangos dialécticos para que, de todas formas, al final, vuelva a ver esa cara de 'tío, no me psicoanalices, que no me conoces de nada'.

El otro día en el bar de la esquina alguien ojeaba un periódico y despotricaba contra el gobierno y todo lo que hacía, desde la ley para matrimonios de gays y lesbianas hasta el plan hidrológico nacional, que bien pensado es un gran salto teniendo en cuenta que el plan hidrológico nacional actual poco o nada tiene que ver con el gobierno que tenemos hoy día, pero bueno. La cuestión es que cuando termino de despotricar se volvió hacia mi y preguntó “Bueno, ¿Qué piensa usted?”. Le dije que debería aprender a leer.

Terminaré pensando que vale más follar con desconocidos que hablar con ellos...

Noticias relacionadas

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo

La revolución del afecto como primer efecto conciliador

Nuestro agobiante desconsuelo sólo se cura con un infinito consuelo, el del amor de amar amor correspondido, pues siempre es preferible quererse que ahorcarse

¿Qué se trae P. Sánchez con Cataluña?

Se dice que hay ocasiones en la que los árboles no nos dejan ver el bosque

¿Nuestros gobernantes nos sirven o les servimos?

Buscar la justicia, la paz y la concordia no estoy seguro de que sea al principal objetivo de los gobernantes
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris