Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Los leones y los días   -   Sección:   Opinión

El fin del sueño tecnológico

Sergio González García

lunes, 18 de julio de 2005, 01:46 h (CET)
La revuelta por la posesión del agua española sigue dando pasos hacia delante, con un Partido Popular empecinado en apoyar a las comunidades del litoral mediterráneo, sobre todo la Comunidad Valenciana y la Región de Murcia, ambas gobernadas por los conservadores y en constante litigio con las autonomías del interior, principalmente Castilla-La Mancha y Aragón. Si en 2003 el proyecto puesto en marcha por el entonces Ministro de Medio Ambiente y actual Presidente de Baleares, Jaume Matas, conocido como “trasvase del Ebro”, que tenía como objetivo primordial la llegada de una parte del agua del río más caudaloso del país a zonas donde la sequía es de gran consideración y donde, desde hace multitud de años, se reclama con insistencia la consecución de un Plan Hidrológico Nacional que recogiera la propuesta.

El enfrentamiento entre Aragón y Cataluña, dirigidas por los socialistas Marcelino Iglesias y Pasqual Maragall, y la Comunidad Valenciana y Región de Murcia, encabezadas por los populares Francisco Camps y Ramón Luis Valcárcel, se hizo patente, con la organización de macro manifestaciones en las que estaban presentes personalidades que apoyaban a una y otra autonomía en función de su condición de anfitriones. Una vez que el Partido Socialista accedió al poder decidió derogar el tan polémico proyecto que los populares tenían la intención de continuar pese a los informes contrarios a su puesta en marcha.

La pasada semana el Ejecutivo Central aprobó una medida en la que aceptaba el traslado de ochenta hectómetros cúbicos de agua desde el Tajo hacia la zona murciana, hecho que no contentaba a ninguno de los gobiernos autonómicos, puesto que el castellano manchego se oponía frontalmente al envío de cualquier cantidad del agua fluvial que se encontraba en su territorio a ninguna otra comunidad autónoma. En cambio el otro de los gobiernos afectados, el murciano, defendía la salida de una gran cantidad de agua hacia su tierra, en torno a ciento veinte hectómetros cúbicos, hecho que no se vio recompensado por el gobierno estatal.

La consecuencia del reparto se pudo ver el jueves, cuando el líder del PP, Mariano Rajoy acudió a una nueva manifestación dirigida desde instancias conservadoras contra la medida del gobierno, poniendo en ´pie de guerra´ a autonomías que defienden sus intereses y los de sus agricultores y ganaderos por encima de una idea conjunta de estado. En cambio, desde Castilla-La Mancha, su presidente progresista José María Barreda, se impulsó una medida que debía llevarse al Parlamento autonómico y en la que se proponía la catalogación del Presidente de los conservadores como ´persona non grata´ por actuar contra los intereses castellano-manchegos.

Un día más tarde, se produjo la salida de Terra de la bolsa de Madrid, empresa que tuvo su gran expansión a finales de los noventa, pero que cayó en desgracia por la ruptura de ´la burbuja tecnológica´ que tanto había crecido con la llegada de Internet a los ordenadores personales. Su ingreso en el parqué se produjo en 1999, consiguiendo en pocas sesiones bursátiles considerables avances que hicieron ricos a muchos de los accionistas que supieron tener buena vista e interesarse por un sector que estaba en un imparable ascenso. Todo ello le llevó a intentar expandirse por todo el mundo, consiguiendo apoderarse de empresas europeas y de la potente estadounidense Lycos, lo que le llevó a su entonces presidente de su matriz, Telefónica, Juan Villalonga, a “tocar la campana” de la bolsa de Nueva York, Wall Street, y a erigirse como uno de los grandes empresarios que habían amasado una fortuna de incalculable dinero partiendo de la nada.

Pero en 2000, se produce un desplome del sector tecnológico de Nueva York, Nasdaq, lo que trae importantes perjuicios a la empresa Terra, que vio como perdía en pocos meses más de cuarenta mil millones de pesetas, cayendo de manera fulgurante el valor de las acciones en bolsa. Esto le llevó en 2003 a malvender la tecnológica Lycos a una empresa china, y a intentar la compra por parte de Telefónica de la empresa que había surgido de su interior. Un año más tarde, la compañía encabezada por el ex Presidente de Tabacalera, César Alierta, decidió presentar una OPA de exclusión de bolsa de la tecnológica, hecho que no contentó a todos los accionistas de la empresa cotizante puesto que las plusvalías que se daban a éstos por vender sus acciones eran inferiores a las que pagaron en su momento por adquirirlas. En 2005 se produjo la aprobación por parte de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de la fusión de ambas compañías, viéndose obligados los accionistas a ´entregar´ sus posesiones a la poderosa empresa telefónica.

Al mismo tiempo, se conoció la intención de Madrid de albergar la primera reunión de la conocida “Alianza de civilizaciones”, idea generada por el Presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y expuesta ante un auditorio plagado de líderes internacionales dentro de la sede de la ONU en Nueva York. Esta propuesta utópica ha contado con el apoyo de la mayor parte de los países que se opusieron frontalmente a la Guerra de Irak, entre ellos Francia, Alemania, Bélgica, y otros estados sudamericanos. En cambio, algunos países como Estados Unidos y Reino Unido se han mostrado cautos ante esta fórmula, puesto que consideran a Naciones Unidas como un ente supranacional sin posibilidad de afrontar conflictos bélicos con una decisión fuerte. Desde estos países se defiende la política de ´mano dura´ contra todos aquellos que amenacen la seguridad internacional por encima de utilizar una política de entendimiento con los estados islámicos, que tienen en su seno a potenciales terroristas, y de diálogo cordial.

El Director General de Política Exterior, Jorge Dezkallar, afirmó que “España es el país que lanzó esta idea, y por tanto, debe ser el encargado de acoger la primera reunión”, además de asegurar que el estado español siempre se pondrá al frente de este proyecto, actuando como motor en busca de su avance. El Secretario General de la ONU, Kofi Annan, señaló que había previsto designar un “Grupo de Alto Nivel” compuesto por expertos e intelectuales que presentarán sugerencias y recomendaciones para elaborar un plan que haga posible un entendimiento entre las culturas con el fin de combatir el terrorismo internacional, sobre todo el de corte islamista.

Noticias relacionadas

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia

¿A quién voto en las próximas elecciones andaluzas?

Los socialistas han gobernado en Andalucía desde 1982 sin interrupción y no hemos salido del vagón de cola

Macron y Mohammed 6 en tren de alta velocidad

Mientras otros países del Magreb se resisten a la modernidad, Marruecos se suma a la carrera espacial y viaja en trenes de alta velocidad

¿Hacia un Brexit traumático?

La irrupción de fuerzas centrífugas consiguió la victoria inesperada

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris