Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Acuerdos y desacordes  

30 de junio de 2005: Un día histórico

Ana Morilla Carabantes
Ana Morilla
viernes, 1 de julio de 2005, 22:40 h (CET)
El 30 de junio de 2005 ha hecho historia. Cae un muro, un apartheid, finaliza una segregación de derechos y acceso a instituciones que imposibilitaba la ciudadanía de pleno derecho al colectivo homosexual.

La historia del mundo no es evolutiva: el ascensor de la “civilización” avanza y retrocede aunque las involuciones vengan frenadas por las conquistas de progreso. Pero hoy se han subido varios peldaños y por eso es un día histórico y emocionante, un momento congelado en el tiempo de victoria de la igualdad de derechos de los gays, un momento que dentro de 20 años estará tan consolidado y será tan evidente como hoy día lo es la lucha contra el racismo conceptual, aunque continúe renaciendo en versión xenofobia.

Es un día para recordar a todos los que sufrieron por su condición sexual, a los que conocieron el oprobio, el maltrato o el rechazo. Es un día para rememorar a muchos, a Federico Garcia Lorca, o al poeta Jaime Gil de Biedma: “...para creer al menos que de verdad vivimos/ y que la vida es más que esta pausa inmensa, vertiginosa/ cuando la propia vocación, aquello sobre lo cual fundamos un día nuestro ser /el nombre que le dimos a nuestra dignidad/ vemos que no era más/ que un desolador deseo de esconderse.”

No sólo es un día importante para los homosexuales, lo es para las minorías en general y lo es para los heterosexuales que gozamos con una sociedad más libre, plural y laica. Una sociedad que no sólo tolere sino que promueva la diversidad y el enriquecimiento que conlleva la diferencia.

Noticias relacionadas

Procesos electorales

Resulta bochornoso que todavía se cobren ciertos sueldos cuando hay pobreza, miseria y hambre física

Conversaciones de autobús

El pulso de la actualidad en el recorrido de la línea 79

Cuestiones que nos interpelan

“El signo más auténtico y verdadero de espíritu humanístico es la serenidad constante”.

​El equilibrio

El escuchar a los demás y la apertura a los nuevos aires, harán de bastón que nos permita seguir conviviendo con la humanidad

Recuerda: Nada nos pertenece, todo es prestado

​La naturaleza en su conjunto y la humanidad misma, viven en el día con día los embates de la voracidad
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris