Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La clase política   -   Sección:   Opinión

Volver a Conectar

Josu Gómez Barrutia
lunes, 11 de junio de 2012, 07:19 h (CET)
Vivimos tiempos marcados por la incertidumbre, esa que hoy nos hace más que nunca acometer el esfuerzo de lograr de nuevo como antaño hicimos que el pensamiento socialista y de progreso sea no sólo la herramienta de transformación social, económica o política que nuestra sociedad necesaria sino que además sea el faro para una ciudadanía que hoy ve con incredulidad lo que algunas personas han denominado  “ La Clase política”.

Y es que hoy,  sin lugar a dudas los partidos políticos se alejan  a ojos de la sociedad civil cada día más de la ciudadanía y de igual forma de sus militantes, alejamiento que se produce desde dos ópticas diferentes: La interna , a través de una pérdida de la propia conciencia ideológica y formativa del propio concepto de socialismo así como de la desvalorización de la figura del militante- hoy convertido en mero convidado de piedra en los procesos de decisión interno- y la perdida de la idea de las casas del pueblo como espacios abiertos a la sociedad en donde el PSOE demostraba ser una herramienta útil y de cambio , y por otro lado la externa con una clara pérdida de credibilidad frente a la ciudadanía en nuestro discurso político y en nuestro posicionamiento público en asuntos en donde hoy la ciudadanía progresista -ante una situación de cambio de época , de tiempo y ante grandes retos que afectan a la propia configuración del modelo de sociedad del futuro por el que hoy peleamos en el presente- reclama una actuación diferente de los socialistas, esa que entronque nada más con el ideario que ha impulsado al PSOE a lo largo de sus más de cien años de historia

Sin lugar a dudas, las palabras Igualdad, Libertad y Justicia Social que conforman todo ideario de un socialista tienen así hoy la misma o igual importancia que tuvieron cuando fueron alzadas por aquellos trabajadores/as  del Siglo XIX que veían como la injusticia y la desigualdad se hacían mella en ellos a costa del beneficio de unos pocos en la configuración de un mundo entonces donde el estado de bienestar o la propia democracia en su sentido más amplia brillaba por su ausencia, fue entonces cuando la movilización y la acción obrera dio lugar a que los sindicatos y  los partidos políticos se convirtieran . Hoy de nuevo, desde el pensamiento socialista nos enfrentamos a un tiempo en donde desde el pensamiento neoliberal de la mano de los partidos de la derecha en España y en Europa se quiere configurar un nuevo modelo de sociedad que tenga como pilares lo injusto frente a lo justo y lo privado frente a lo público . Pruebas de ello, son los constantes recortes y ataques que los derechos y libertades públicas configurados en el marco del estado de bienestar (Derecho a una Educación  y Sanidad Pública Derechos Laborales entre otros) que tanto tiempo constaron conquistar están sufriendo de manera reiterada en los últimos tiempos.

Por ello, hoy más que nunca es necesario que el PSOE hace una reflexión profunda, detallada y seria tanto en la óptica interna como en la externa pues sólo a través de la misma y enfrentando un debate abierto y plural en el seno de la organización podrá el socialismo hacer frente con garantías al presente y más al futuro. Recuperar la credibilidad en mayúsculas de una militancia desapegada y de una sociedad alejada son elementos de una hoja de ruta que tiene y debe de pasar por el replanteamiento de un modelo de partido en donde las instituciones no se utilicen como centros de control del poder orgánico interno y en donde la divergencia sea considerada como un elemento de enriquecimiento y no como de purga.

En definitiva , Credibilidad ,Habitabilidad, participación y acción , cuatro  palabras que conjugan un pensamiento socialista que necesita volver a conectar , volver a ser la voz para quienes no tienen voz y hacer que el  PSOE siga siendo la herramienta útil de transformación social que la sociedad española necesita hoy .


Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Propia imagen

El derecho al honor y a la propia imagen es un derecho protegido por la Constitución

Salvar Cataluña ¿Voto útil para Ciudadanos?

Errores de apreciación del PP pueden acabar con un retorno a la situación previa a la aplicación del Artº 155

El mundo material es la escoria, el Más allá la realidad

El cuerpo del alma está constituido por una estructura de partículas

La epidemia de la desesperación

Un pueblo desesperado es un pueblo sin futuro

Cataluña sigue en la cuerda floja. El separatismo sigue vivo

Seguimos pensando que la situación catalana está muy lejos de solucionarse
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris