Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Los leones y los días   -   Sección:   Opinión

El continuismo en una central sindical

Sergio González García

lunes, 6 de junio de 2005, 01:21 h (CET)
El segundo de los ´No´ que se produjo en el país de los tulipanes provocó una fuerte convulsión en el seno de la Unión Europea, que no tuvo suficiente con el rechazo que tuvo la Constitución Europea en el país galo, sino que eso se vio reafirmado con un varapalo sin precedentes en el segundo de los países fundadores de la antigua Europa, y hoy en día uno de los máximos contribuyentes del presupuesto económico comunitario. La fractura interna se ha dejado notar en el gobierno francés, que como ya se apuntó, vio remodelada toda la cúpula directiva interna, al trasladar a su Primer Ministro, Jean Pierre Raffarin, a un lugar secundario, y a suplirlo por alguien mucho más popular en la escena política gala, como era Dominique de Villepin. En los Países Bajos, la repercusión partidista fue menor, ya que, por un lado esperaban un ´No´ rotundo a la consulta (aunque quizás demasiado extrema en porcentaje, 62%), y el triunfo de los partidos xenófobos y ultra derechistas como la lista Pim Fortuyn. El Primer Ministro, el democristiano Jean Peter Balkenende, no puso su cargo a disposición como muchos le reclamaban, puesto que consideraba que en este caso se examinaban las Comunidades Europeas, y no en cambio su gobierno.

Ya en España, se llevó a cabo el congreso confederal en el que la central sindical más antigua de España, y una de las más importantes a nivel estatal, la Unión General de Trabajadores (UGT), elegía a su nueva dirección. Una vez más fue reelegido Cándido Méndez, líder apoyado por todas las federaciones nacionales, que en cambio esta vez, presentaron una crítica formal por el hecho de que el que fuera tantos años Secretario de Organización del sindicato, Alberto Pérez, era ´descabalgado´ no sólo de su puesto, sino que al mismo tiempo no podía acceder a la Mesa Directiva del sindicato. No sólo se dio esa casualidad, sino que fue transmitida a los medios de comunicación con una celeridad anticipada a la comunicación formal que de la decisión se hizo al propio sindicato. Este líder sindical llegó al liderazgo del segundo sindicato español por número de afiliados a mediados de los noventa, tras una larga crisis como consecuencia del escándalo de corrupción originado por la venta de los pisos de la inmobiliaria PSV, que fue promocionada por esta central sindical y que posteriormente resultó ser una estafa para los compradores. Los últimos años del mandato de Nicolás Redondo no fueron precisamente receptivos con respecto a las medidas puestas en práctica por el gobierno del Partido Socialista, entonces encabezado por el ex Secretario General del PSOE y ex Presidente del Gobierno, Felipe González.

Del dirigente sindical extremeño se le critica su excesiva permisividad y complacencia no sólo durante la “paz social” que existió durante el gobierno de José María Aznar, sino en la actualidad, donde su relación personal con el Presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, es bastante llamativa, puesto que acuden a fiestas mineras de manera habitual y coincidente, apoyando medidas que en algunos casos son beneficiosas para los empresarios, y no en cambio, para los trabajadores. Las principales cualidades se centran en la capacidad de diálogo que expresa continuamente en las mesas de trabajo coordinadas con la patronal de grandes y medianas empresas. Su relación con el Secretario General, de la otra central sindical relevante a nivel nacional, Comisiones Obreras (CC.OO), José María Fidalgo, es de gran fidelidad, alcanzando consensos permanentes en los grandes temas como el ´Pacto de Toledo, la reforma del mercado laboral o la defensa de los agricultores ante la despoblación rural. Todo ello le ha valido no sólo ser el principal dirigente de la UGT, sino que unos años antes fue elegido Secretario General de la Confederación Europea de Sindicatos (CES), central que agrupa a todos los sindicatos europeos que tienen una mínima relevancia en sus países.

El viernes conocimos la muerte de un histórico dirigente de la izquierda abertzale, Jon Idígoras, antiguo líder de Herri Batasuna, que fue encarcelado por el juez Baltasar Garzón, al igual que el resto de la mesa directiva de la formación radical, tras ser condenados por pertenencia a banda armada, y defensa del terrorismo de ETA. En los últimos años se había ausentado en los distintos actos en honor de líderes terroristas, que fueran excarcelados al haber cumplido la pena de cárcel que le habían impuesto desde la Justicia. El apresamiento al que se vieron abocados les obligó a buscar otros dirigentes que tomaran las riendas de la posteriormente conocida e ilegalizada Batasuna, defendiendo desde el principio una cierta moderación en los postulados políticos del partido representante del terrorismo en la vida pública, y el nombramiento de un líder hasta entonces poco conocido en la clase política, pero que posteriormente se transformaría en un más que conocido dirigente independentista vasco, Arnaldo Otegi. Su fallecimiento se debe a problemas pulmonares que desde hacía unos días se habían visto agravados con una mayor dificultad para respirar que han acabado provocando su muerte.

Al mismo tiempo, era nombrado como embajador en Irak, Ignacio Rupérez, que se encontraba sin nadie en su interior desde hacía varios años, debido a que en los últimos tiempos sólo eran nombrados responsables de negocios como, el actual Embajador en Venezuela, Fernando Valderrama, o Marcos Vega, tras más de quince años sin representante jurídico en este país, sobre todo por la ruptura de las relaciones entre el gobierno español y el encabezado por el entonces Presidente irakí, Sadam Husseín. Este diplomático progresista estudió Derecho, siendo destinado en algunos países como Israel o Cuba. Desde 2003 era Vicepresidente del Comité de Relaciones Hispano-norteamericano. Este candidato fue propuesto en una sesión interna entre el Ministro de Asuntos Exteriores con la Secretaria de Estado estadounidense, Condoleeza Rice, dentro de la extensa reunión que mantuvieron a finales del mes de Abril y principios de Mayo en la sede del Ministerio de Asuntos Exteriores norteamericano. Al mismo tiempo es hermano del ex Embajador de España en Washington con el gobierno del Partido Popular y actual Embajador de la ONU para los Derechos Humanos, Javier Rupérez, que fuera sustituido posteriormente por el socialista Carlos Westendorp.

El sábado se produjo la salida del Comité Directivo del ex Primer Ministro francés y número dos del Partido Socialista de Francia (PS), Laurent Fabius, uno de los máximos exponentes del voto negativo ciudadano en la consulta del Referéndum de la Constitución Europea del pasado domingo que acabó con la victoria aplastante ante la mirada impasible no sólo del líder socialista, Francois Hollande, sino del principal partido del centro derecha y actual gobernante, Unión del Movimiento Popular (UMP). La dirección del principal partido de la oposición parlamentaria decidió unificar todo el poder en torno a la figura del actual Secretario General, y obligar a Fabius a dejar su puesto en la cúpula de la organización política por no defender una política común frente al actual partido gobernante, y poner trabas en la defensa de una única postura de cara a la consulta popular. En este caso permanecerá como un miembro de las bases, aunque probablemente acabará presentando su candidatura de cara a las elecciones presidenciales de 2007, donde se considera uno de los grandes favoritos ante el conservador Nicolás Sarkozy, y máximo representante de las clases obreras que pueden proporcionar un triunfo a la izquierda, debido al descontento social con las medidas liberales emprendidas por el ejecutivo galo en los últimos meses.

Noticias relacionadas

El huracán Florence expone la dura realidad de la desigualdad en Estados Unidos

El huracán de categoría 4 avanzó a una velocidad de varios kilómetros por hora inundando las Carolinas estadounidenses

La Cataluña imaginaria y autosuficiente de los separatistas catalanes

“La autosuficiencia es incompatible con el diálogo. Los hombres que carecen de humildad o aquellos que la pierden, no pueden aproximarse al pueblo” Paulo Freire

Dos debates, dos Españas

La crispación general y el estilo bronco, zafio y chulesco del diputado Rufián representaba el nivel de descrédito que ha alcanzado el debate parlamentario

La distopía del Máster Casado

Sánchez en situación apurada

Casado exculpado por el fiscal
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris