Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Un día menos  

Se cree el ladrón que todos son de su condición

Juan Antonio Hurtado
Redacción
viernes, 27 de mayo de 2005, 23:09 h (CET)
De todos los delitos que hay por cometer, hay uno que se puede considerar el más antiguo, incluso el más utilizado: el robo.

Los robos se llevan a cabo a gran o pequeña escala, los de pequeña escala son los mas comunes, puedes incluso robar un paquete de pipas en un quiosco a la temprana edad de ocho años o puedes robarle un euro de la cartera de tu abuela, es algo que todos hemos hecho alguna vez en la vida. Después están los robos a gran escala, fíjense en los bancos, las cabinas telefónicas, el casino, robo arbitral, robo conyugal… y suma y sigue.

Robar es algo que causalmente casi todos hemos hecho, forma parte de anécdotas, debates y de lo que casi todos podemos opinar por experiencia. Hay diferentes tipos de robos y también de ladrones. En la Edad Media el castigo por robar era la amputación de una mano, evolución en el tiempo y en las formas, hoy en día cualquier persona que piense en la opción de volver a utilizar el castigo salomónico y violento se le podría considerar desfasado. El principal problema en la cuestión del robo no debería ser castigar al ladrón, lo lógico seria tomar todas las medidas oportunas para que el robo no se produzca, aun hoy en día estamos equivocados. ¿Qué podemos hacer para que las personas no roben? Hay diferentes organismos sociales que se dedican a investigar las causas por las que el ladrón roba, si es inmigrante, si es pobre, si es un enfermo, si es por dinero…que locura. Estas cuestiones están muy bien para tener engañada y ensimismada a las personas que después de ver el telediario se quedan tranquilas tomando el café n la sobremesa, sin imaginar que quizás dentro de cinco segundo su casa será asaltada por un gremio de ladrones especializados en robar de día sin dejar el menor rastro del crimen cometido, acaban de ver las futuras victimas el telediario y ya se creen mas seguras porque Matías ha dicho que esta noche podrán dormir tranquilas al velar la seguridad policial por su cofre de joyas. ¿Por qué se roba? ¿Que podemos hacer para impedirlo? Cada uno podría aportar una idea para proponer alguna medida que de resultado. Quizás habría que preguntarse quien hizo el primer robo, porque todos los demás que se han efectuado han sido consecuencia un daño colateral y monótono que proviene del primer robo, es pues, quizás el robo algo inherente en la humanización de nuestra especie, es la conclusión a la que he llegado, los humanos también somos animales y aunque estemos dotados de inteligencia, hay cosas, contextos y situaciones que te hacen reaccionar y buscar el instinto mas puro del ser humano: la supervivencia. Quizás algún ladrón tenía hambre y demasiadas bocas que alimentar y se vio obligado a sacar su esperanza, su lucha por la supervivencia. Lo peor de todos es que llamamos ladrones a estas personas que no tienen nada mas que ofrecer que un aliento seco y una mirada atónita y preciosa que se te clava en lo mas profundo de los huesos, y también llamamos ladrones a Roldan, Colon, Pizarro, Pino Zamorano, Telefónica, tu hermano al acostarse con tu mujer, al Estado cuando te aparta de tu hijo al concluir una separación matrimonial… y nunca pararemos de contar. Un respeto para cierto tipo de ladrones que viven a nuestro alrededor: un respeto a los ladrones casuales que por situaciones de la vida han cometido un robo. Una distinción para ellos en comparación con los ladrones verdaderos, al Estado cuando te aparta de tu hijo al concluir una separación matrimonial… y nunca pararemos de contar. Un respeto para cierto tipo de ladrones que viven a nuestro alrededor: un respeto a los ladrones casuales que por situaciones de la vida han cometido un robo. Una distinción para ellos en comparación con los ladrones verdaderos.

Noticias relacionadas

El horizonte declara…

Poema de Aurora Peregrina Varela Rodríguez

Noche de enero

Un poema en prosa de Francisco Castro

El Gobierno se humilla ante el chantaje del separatismo catalán

“ Un apaciguador es alguien que espera que el cocodrilo se coma a alguien antes que a él” Wiston Churchill

Todos ellos dicen NO al Especismo

A algunos ciudadanos en China: Perros y Gatos también aman sus vidas

Andalucía, una ocasión para la izquierda

​​El ministro de Agricultura, Luis Planas, fue el orador invitado por la Agencia de Noticias Europa Press en su último Desayuno Informativo
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris