Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Moda   VALENCIA FASHION WEEK   -   Sección:   Opinión

Elegancia y saber estar

El equipo de atención al público de la Valencia Fashion Week, muy por debajo de lo esperado en una pasarela
Gema Acevedo
@G_Acevedo
viernes, 17 de febrero de 2012, 08:08 h (CET)
Glamour. Elegancia. Saber estar. Movimientos delicados que articulan brazos y piernas que llegan al infinito. Rostros pálidos maquillados a la perfección que conjuntan con las últimas creaciones de diseñadores venidos de toda España. Música. Focos. Flashes.

Los diseñadores se dejan la piel. Las modelos están nerviosas. La organización del evento quiere que todo salga bien. Es Valencia, es la Valencia Fashion Week. Es el año de los recortes, 2012.

Desgraciadamente, este último dato ha ocupado los titulares de muchos periódicos durante las últimas semanas. El recorte es muy grande, casi tan grande como el esfuerzo de la cúpula organizativa del evento para que el glamour y la elegancia no se queden a un lado.

Aplaudo a quienes dirigen por el esfuerzo de levantar una Semana de la Moda sin apenas presupuesto, pero les critico por designar a un equipo de atención al público (y a los medios) como el que designan. Fui con actitud positiva, pero la perdí nada más cruzar la puerta.

Todo el glamour se esfuma cuando veo a alguien de la organización regañar a sus compañeras a voz en grito y en público por dejar sola la recepción.

Toda la elegancia se queda muy lejos de la Ciudad de las Artes y las Ciencias cuando se obliga a un compañero gráfico a apartarse del lugar que ha escogido para hacer fotos por no ser “un medio de comunicación supuestamente importante”.

Todo el saber estar desaparece con esta clase de actitudes pueriles que dejan un sabor agridulce en quienes acudimos a disfrutar del gran trabajo de los diseñadores, de la candidez de las modelos y de las acrobacias económicas de los directivos.

Hay crisis, sí. Hay recortes, sí. Pero la elegancia no la marca que este año no haya moqueta, como tampoco lo hace que se den las acreditaciones sin cuerda para colgarlas al cuello. La elegancia viene marcada por el saber estar, con crisis y sin crisis. Por el protocolo, la discrección, la educación y las formas. Formas que, en el mundo de la moda y todo cuanto la rodea, nunca debieron perderse.

Comentarios
buy viagra 100mg 13/mar/13    11:29 h.
buy viagra online 13/mar/13    11:29 h.
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (LXV)

Es tan sagrada la conciencia de las personas, que su invasión tosca por una secta como esta me provoca repugnancia

Inmanencias

Olvidamos en exceso las realidades innegable bajo el encantamiento de las opiniones frívolas

El barco escoba

El Aquarius se ha convertido en el barco escoba del Mediterráneo

Jaque al Rey

Borbones en entredicho

¿En qué España nos han metido ustedes, señores?

“Madero ha soltado al tigre, a ver si puede domarlo” Porfirio Díaz
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris